Trump avanza hacia Carolina del Sur acompañado de sus electores y de los principales republicanos

El expresidente tiene una ventaja dominante en las encuestas y entre los principales líderes, mientras que un único congresista del estado de Palmetto apoya a Nikki Haley.

Por Nathan Worcester
19 de Febrero de 2024 5:42 PM Actualizado: 19 de Febrero de 2024 6:50 PM

CHARLESTON, Carolina del Sur—Con la nominación republicana prácticamente asegurada a pesar del improbable desafío de Nikki Haley, la campaña del presidente Donald Trump se dirige hacia las elecciones primarias de Carolina del Sur este fin de semana con un apoyo abrumador de las bases y la élite del partido en el estado de Palmetto.

Durante las últimas primarias republicanas disputadas en 2016, los principales funcionarios electos republicanos del estado dividieron sus respaldos para las primarias presidenciales.

El senador republicano Lindsey Graham apoyó al exgobernador de Florida Jeb Bush. La entonces gobernadora Haley y el senador Tim Scott (R-S.C.) apoyaron al senador Marco Rubio (R-Fla.).

Esta vez, la gran mayoría de los principales políticos republicanos de Carolina del Sur se han apresurado a asociarse con el expresidente que aman sus electores.

Los legisladores más jóvenes han ascendido políticamente gracias al respaldo del expresidente. En Carolina del Sur, como en otros lugares, el Partido Republicano es cada vez más el partido del presidente Trump.

El Sr. Graham, el Sr. Scott y el gobernador Henry McMaster se encuentran entre los muchos republicanos de Carolina del Sur que se han unido al presidente Trump.

El Sr. McMaster, que no es un recién llegado a MAGA, apoyó e hizo campaña por el futuro vencedor en 2016, cuando el Sr. McMaster todavía era vicegobernador. Un reportaje de la CNN de la época recoge las declaraciones del Sr. Graham a un periódico de Charleston, el Post and Courier, en las que decía que no sabía “cuál era el pensamiento de Henry”.

El expresidente, que tiene una larga memoria para este tipo de cosas, ha mencionado el respaldo inicial de McMaster en la campaña electoral de 2024, así como el hecho de que Haley “apoyó a alguien más” ese año.

“Hace siete años, Henry y [la primera dama] Peggy eran increíbles”, dijo el presidente Trump en North Charleston, Carolina del Sur, el 14 de febrero.

El representante Ralph Norman (R-S.C.) es el único republicano de Carolina del Sur en el Congreso que ha apoyado a la Sra. Haley.

“No me importa en absoluto, soy el único que lo está haciendo”, le dijo Norman a The Epoch Times. “Realmente no me importa lo que la gente diga de mí”.

¿Por qué se ha opuesto a la tendencia pro-Trump? “Creo que la competencia es lo que construyó a Estados Unidos”, dijo.

Las actuales elecciones incluyen lo que parecen las etapas finales de una competencia que alguna vez fue extensa y que se ha reducido a una carrera de dos personas.

Argumentó que Haley llevaría a cabo temas de agenda similares a los de Trump sobre energía, deportaciones y más, al tiempo que atraería a más votantes jóvenes e independientes. También estaría lista para postularse nuevamente en 2028.

En su conversación con The Epoch Times, Norman presentó descaradamente un caso a favor de Haley. Pero el hecho de que su postura a favor de Haley no fuera más anti-Trump puede hablar de las realidades políticas sobre el terreno.

Esto es tan cierto en gran parte de Estados Unidos como en el propio distrito de Norman, que el presidente Trump ganó por un enorme margen en 2020.

Partidarios de la candidata presidencial republicana y exembajadora ante la ONU, Nikki Haley, en un evento de campaña en Hilton Head Island, Carolina del Sur, el 1 de febrero de 2024. (Madalina Vasiliu/The Epoch Times)

Si las encuestas fueran un indicador, el margen del presidente Trump en Carolina del Sur también parece ser enorme. Una encuesta realizada del 1 al 8 de febrero por Florida Atlantic University y Mainstreet Research mostró que el presidente Trump aventaja a su único rival republicano por 42 puntos entre los probables votantes primarios, con un 65 por ciento contra un 23 por ciento.

Otra encuesta reciente de CBS News y YouGov mostró que el presidente Trump tiene una ventaja menor pero aún considerable entre esos votantes, del 65 por ciento frente al 30 por ciento de la Sra. Haley. La votación anticipada ya está en marcha antes del concurso del 24 de febrero.

Los republicanos pro-Trump opinan

La representante Nancy Mace (R-S.C.), uno de los seis republicanos de Carolina del Sur en la Cámara que ha respaldado al presidente Trump, tenía una teoría sobre por qué su colega se queda con la Sra. Haley.

“Es una persona muy leal”, le dijo a The Epoch Times después de hablar en un evento del Equipo Trump en Mt. Pleasant el 2 de febrero.

El señor Norman y la señora Haley eran ambos legisladores estatales de primer año de Carolina del Sur en enero de 2005, un hecho que el señor Norman señaló.

“Ella venció a un titular de 30 años”, dijo, refiriéndose a Larry Koon, quien sirvió antes que la Sra. Haley en el Distrito 87 de Carolina del Sur desde 1975 hasta el 2004.

La Sra. Mace golpeó fuertemente a la Sra. Haley con respecto a China durante su aparición en Mt. Pleasant, llamando la atención sobre la recepción de tierras gratuitas en Carolina del Sur por parte de China Jushi, un fabricante de fibra de vidrio, en 2016, cuando la Sra. Haley era gobernadora.

“Ella extendió la alfombra roja para China en Carolina del Sur”, dijo Mace.

China parecía ser menos peligrosa cuando Haley buscaba inversiones en ese país a mediados de la década del 2010, le dijo Norman a The Epoch Times.

China es ahora nuestra verdadera amenaza, afirmó. Está “buscando activamente destruir este país”.

El representante Bill Timmons es otro congresista republicano de Carolina del Sur que ha respaldado al presidente Trump.

Ocupa el escaño del 4to Distrito que anteriormente ocupaba el exfiscal federal Trey Gowdy, quien respaldó a Rubio en 2016 y quien en 2018 no estuvo de acuerdo con el presidente Trump en que la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) había espiado al futuro comandante en jefe en la campaña de 2016.

“El sueño americano estaba vivo y coleando cuando el presidente Trump dejó el cargo”, dijo Timmons a The Epoch Times en una entrevista telefónica el 7 de febrero.

Haley y sus partidarios han desafiado al presidente Trump en materia de asuntos exteriores. Como parte de una compra publicitaria de USD 6 millones en Carolina del Sur, un comercial de Nikki Haley para presidente muestra al expresidente reuniéndose con el presidente ruso Vladimir Putin.

El narrador afirma que el presidente Trump quiere que Rusia salga adelante en la guerra entre Rusia y Ucrania, citando artículos de Politico y CNN.

“Con un mundo en llamas y una crisis interna, Estados Unidos no puede permitirse el caos y las políticas desquiciadas de Donald Trump”, dijo una portavoz nacional de la campaña de Haley, Olivia Pérez-Cubas, en un comunicado que acompañó la publicación del anuncio.

“La guerra en Ucrania nunca habría ocurrido si Trump estuviera en la Casa Blanca, y si es reelegido, terminará a los pocos días de su elección”, le dijo Timmons a The Epoch Times.

Si bien la campaña de la Sra. Haley busca vincular al presidente Trump con un “caos” negativo y perturbador, Timmons, al igual que otros aliados de Trump, sostiene que cierta imprevisibilidad le ha beneficiado en el escenario mundial.

“Dirá cosas bastante extravagantes”, empezó diciendo Timmons, antes de añadir que esos comentarios significan que los rivales y adversarios de Estados Unidos “no sabrán si lo que dice es cierto, no saben lo que hará”.

“Creo que Estados Unidos tiene un papel fundamental en el liderazgo global. Ese papel del liderazgo global es mantenerse firme contra los gobiernos totalitarios, hacer responsables a las personas por violar el estado de derecho y por las violaciones internacionales de derechos humanos”, continuó.

“Cuando tienes un liderazgo débil, el mundo es inseguro. Y Joe Biden es el presidente más débil que jamás hayamos tenido”.

A diferencia de Mace, quien enfatizó su admiración por Norman y lo llamó un “gran estadounidense”, Timmons habló sin reservas sobre el hombre que respaldó a su oponente en las primarias de 2024, el representante estatal republicano de Carolina del Sur, Adam Morgan, presidente del Freedom Caucus de la cámara estatal.

“Al parecer, Ralph está creando un historial de respaldo a malos candidatos”, dijo Timmons.

En mensajes de texto a The Epoch Times, Morgan contraatacó.

“Irónicamente, el argumento principal de Nikki en SC [Carolina del Sur] es que ella era una outsider que asumió el establishment en la Legislatura de SC. El hecho es que SC Freedom Caucus es la cara del movimiento conservador antisistema en Carolina del Sur, y sabemos que Nikki no es uno de nosotros”, dijo Morgan.

Señaló que gran parte de su grupo ha respaldado al presidente Trump, pero que Haley carece del apoyo de aquellos en el ala más conservadora de los republicanos de la cámara estatal.

Tuvo una respuesta a la broma de Timmons sobre los “malos candidatos”, señalando que Timmons donó a la campaña presidencial de 2016 de Graham en 2015, como lo demuestran las divulgaciones de la Comisión Federal Electoral.

El Sr. Timmons también donó miles de dólares a la campaña de Rubio, particularmente más tarde ese año, antes de donar USD 500 a la campaña de Trump a fines de agosto de 2016.

“También catalogó a los manifestantes del 6 de enero como ‘insurrectos’ y ‘terroristas nacionales’, exponiendo el argumento de los ‘Never Trump’ para sacar al presidente de la boleta electoral”, escribió Morgan.

Proporcionó un comunicado de prensa del Sr. Timmons del 8 de enero de 2021.

“Cualquier persona que haya sido cómplice de estos actos de terrorismo interno debe ser procesada con todo el rigor de la ley. Este acto de insurrección no puede quedar impune”, afirmó el congresista en ese documento.

Por el contrario, el Sr. Morgan describió al Sr. Norman, promotor de Haley, en términos positivos, calificándolo como un “conservador de principios”.

Los mítines de Haley continúan

A pesar de la oposición generalizada de su propio partido en Carolina del Sur, la Sra. Haley ha seguido haciendo campaña en todo el estado de Palmetto. Realizó eventos el 12 y 13 de febrero en Laurens, Elgin y Summerville, entre otros lugares.

Las primarias abiertas de Carolina del Sur y la falta de registro de partidos crean más espacio para que los demócratas y los independientes de tendencia liberal la impulsen contra el presidente Trump. En las primarias de New Hampshire, también relativamente abiertas, el 70 por ciento de su voto provino de personas distintas de los republicanos registrados.

Pero el presidente del Comité Nacional Demócrata, Jaime Harrison, ha declarado que “los demócratas de Carolina del Sur no van a votar” por la exgobernadora.

Aun así, incluso las peores encuestas para Haley muestran un apoyo de dos dígitos hacia ella por parte de los probables votantes primarios republicanos. Algunos republicanos en el estado de Palmetto siguen siendo leales a su exgobernadora, o particularmente reacios a elegir nuevamente al presidente Trump.

Una camioneta que exhibe banderas, incluidas banderas en apoyo al presidente Donald Trump, pasa por el sitio de un evento de campaña de Nikki Haley, en Columbia, Carolina del Sur, el 1 de febrero de 2024. (Lawrence Wilson/The Epoch Times)

Los soldados más fuertes de la Sra. Haley incluyen a Timothy y Amy Dillinger, un equipo de esposos que saludaban a los asistentes antes de un discurso de Haley en New Realm Brewing Company, en Charleston, el 4 de febrero. Han sido voluntarios en múltiples eventos de Haley.

“Voté por él [Trump] dos veces, y nunca más”, le dijo a The Epoch Times el Sr. Dillinger, un maestro jubilado. “Lo siento, perdiste mi apoyo cuando empezaste a hablar mal de la gente”.

La Sra. Dillinger, quien dijo que trabajó para Estée Lauder durante muchos años, le dijo a The Epoch Times que los eventos son agotadores para ella debido a una discapacidad física. El día siguiente siempre es duro.

“Cuando trabajo para Nikki Haley, pago con sudor y lágrimas”, dijo.

La Sra. Dillinger enfatizó que el dolor vale la pena: “Me apasiona mucho lo que ella representa”.

Sin embargo, incluso mientras la Sra. Haley abarrota restaurantes y lugares de tamaño similar, las opiniones entre los asistentes a los eventos masivos de Trump en Carolina del Sur pueden estar más cerca de la norma entre los votantes de las primarias republicanas de Carolina del Sur.

“Creo que Nikki Haley es buena, pero necesita esperar su turno”, le dijo a The Epoch Times Rod Smith, un asistente al mitin de Trump en Conway.

“No quiero que mi nieto se vaya a la guerra”, dijo Katie Ambrose a The Epoch Times en ese mismo mitin.

Joseph Lord contribuyó a este artículo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.