Trump quiere crear una fuerza espacial, los expertos militares están de acuerdo

Por Ivan Pentchoukov – La Gran Época
14 de Marzo de 2018 Actualizado: 15 de Marzo de 2018

El presidente Donald Trump sugirió crear una nueva sucursal militar dedicada a la guerra espacial, durante un discurso el 14 de marzo en California ante miembros del servicio militar.

Aunque la idea del presidente es una novedad en el discurso al más alto nivel de la política estadounidense, los principales expertos de las fuerzas armadas han advertido durante mucho tiempo que el espacio es una frontera militar. Informes de inteligencia sobre Rusia y China dan cuenta que desarrollan láseres que podrían apuntar a satélites espaciales; causando preocupación entre los altos mandos militares y también en el Congreso, de que los adversarios extranjeros estén persiguiendo tecnología espacial para desafiar a Estados Unidos.

“Han estado construyendo armas, probando armas, fabricando armas para operar desde la tierra en el espacio, armas láser, y no lo han mantenido en secreto”, dijo el general John Hyten, jefe del Comando Estratégico de EE. UU. en diciembre del año pasado, según la CNN.

“Están desarrollando esas capacidades para desafiar a Estados Unidos, desafiar a nuestros aliados y cambiar el equilibrio de poder en el mundo”, agregó Hyten. “No podemos permitir que eso suceda.”

“Mi nueva estrategia nacional para el espacio reconoce que el espacio es un dominio de guerra, al igual que la tierra, el aire y el mar”, dijo el presidente. “Incluso podemos tener una Fuerza Espacial”.

“Dije, tal vez necesitamos una nueva fuerza. La llamaremos la Fuerza Espacial ‘”, agregó ¡Y no estaba hablando en serio! Pero luego dije… ¡Qué gran idea! Quizás tendremos que hacer eso. Podría suceder. Esa podría ser la noticia del momento”.

El presidente Donald Trump se dirige a las tropas en la Estación Aérea del Cuerpo de Marines de Miramar el 13 de marzo de 2018, en San Diego, California. (Sandy Huffaker / Getty Images)

Rusia y China descubrieron el potencial innovador de utilizar los satélites como herramientas de guerra durante la Guerra del Golfo en 1991, cuando Estados Unidos dio un golpe aplastante utilizando la vigilancia obtenida desde los satélites. Desde ese momento, según Hyten, han estado buscando formas de franquear a Estados Unidos la ventaja espacial en un posible conflicto.

Pero la misión crucial de los satélites es la defensa de misiles.

“Cada misil que sale del planeta es visto primero por una de las unidades de advertencia de misiles aéreos”, dijo Hyten, explicando que los satélites “no son fáciles de defender”.

El representante Mike Rogers (republicano de Alabama) profundizó en las preocupaciones de Hyten.

“La mayoría de la gente no piensa en el hecho que: el punto de partida para detectar un lanzamiento desde Corea del Norte, y que podamos activar nuestros radares para comenzar a rastrearlo y a apuntarles con nuestros interceptores y conseguir llegar a tiempo, es un satélite”, dijo Rogers a CNN. “No podemos dejar que ese satélite quede ciego durante 10 o 15 minutos, sería demasiado tarde”.

Existe cierta complejidad cuando se trata de conflictos en el espacio, principalmente porque no hay reglas de compromiso establecidas.

“Probablemente ahora es el momento en que como país comencemos a hablar de esto”, dijo Heather Wilson, secretaria de la Fuerza Aérea, y agregó que en caso de un ataque a un satélite estadounidense, el ejército necesita una política que “lo considere como un acto hostil”.

El Comandante del Comando del Pacífico de Estados Unidos, Almirante Harry Harris (al frente), responde preguntas de un periodista durante una conferencia de prensa junto al Comandante del Comando del 94 Ejército de Estados Unidos y Comandante de Brigada de Defensa del Ejército, General Sean Gainey (Iz.), al Teniente General Samuel A. Greaves, director de la Agencia de Defensa de Misiles de Estados Unidos, (2° Iz.), General John Hyten, comandante del Comando Estratégico de Estados Unidos (3° Iz.), Fuerzas de Estados Unidos en Corea, Comandante General Vincent Brooks (2° Der.) y el Comandante Adjunto de la Fuerza Combinada de Corea del Sur-EE.UU. , el Comandante Kim Byeong-joo (Der.),parados frente a dos estaciones de lanzamiento PAC-3 en la Base Aérea Osan en Pyeongtaek, Corea del Sur, el 22 de agosto de 2017. (Crédito de Lee Jin-Man-Pool / Getty Images)

La Fuerza Aérea ya tiene un Comando Espacial, pero los operadores de satélites han sido considerados por mucho tiempo como personal de apoyo técnico para los comandantes de guerra. En el futuro, los operadores asumirán un papel cada vez más central, dijo el general de división Joseph Guastella Jr., director de operaciones integradas de aire, espacio, ciberespacio e inteligencia, vigilancia y reconocimiento, en el Comando Espacial de la Fuerza Aérea.

En comparación con los pilotos de combate que entrenan en simuladores con entornos de batalla, los sistemas de entrenamiento para operadores de satélites fueron diseñados para emular un entorno benigno. Para abordar esta brecha, la Fuerza Aérea ha solicitado fondos en los presupuestos 2018 y 2019 para los sistemas que simulan un entorno espacial controvertido, según Space.com.

“Estamos en la mesa de combate”. Ya no estamos en los asientos baratos “, dijo Guastella en una reunión de desayuno del Instituto Mitchell en Capitol Hill la semana pasada. “Estamos en un cambio cultural hacia una mentalidad de guerra”.

Preservando una tecnología espacial que domine a los adversarios puede servir como elemento de disuasión similar a la postura nuclear de Estados Unidos, según el vicealmirante de la marina Charles A. Richard.

“La mejor manera de prevenir una guerra es estar preparados para la guerra, y vamos a asegurarnos de que todos sepan que vamos a estar preparados para luchar y ganar guerras en todos los dominios, incluido el espacio”, dijo Richard en marzo pasado, según la revista National Defense.

TE RECOMENDAMOS