Un testigo confirma que Delcy Rodríguez introdujo maletas en España sin revisión

Por Panam Post
13 de Febrero de 2020
Actualizado: 13 de Febrero de 2020

Un testigo directo confirmó ante un notario en España que Delcy Rodríguez, vicepresidente del régimen de Nicolás Maduro, sí pisó suelo español e incumplió los protocolos del aeropuerto con el fin de evadir las sanciones de la Unión Europea (UE).

SegúnOKDiario el testigo reveló que la chavista sancionada por Europa no selló su pasaporte y que además “cruzaron carros de maletas sin controlar”.

La versión del testigo señala que en el aeropuerto de Barajas se encontraba personal de la chavista Embajada de Venezuela preparada para recibir a la comitiva del régimen, además de un grupo de policías nacionales y guardias civiles.

“Observo la presencia de entre 15 y 20 policías nacionales y entre 6 y 8 guardias civiles. Posteriormente me comunican que una de las personas del vuelo de llegada no puede salir”, no puede “acceder a territorio nacional”. Esa persona era Delcy Rodríguez, explica OK Diario que logró acceder a los documentos notariados.

“A partir de las 01:30 horas los pasajeros del vuelo procedente de Venezuela son alojados en las zonas VIP de la Terminal Ejecutiva”. Una zona que está al otro lado del control fronterizo y que, por lo tanto, es territorio de España sin lugar a dudas, señala el medio español.

“La violación de protocolos se dispara cuando el personal de Sky Wallet traslada dos carros con maletas al exterior de la zona pública para ponerlos en los vehículos sin pasar ningún control de aduanas. Y es que inicialmente se pretendió que Delcy Rodríguez saliera de inmediato del aeropuerto. No se pudo preparar el vuelo de salida y en ese momento el plan cambió y se alargó la estancia hasta la mañana del lunes”, reseña el portal de noticias.

El caso de Rodríguez en España, mejor conocido como «Delcygate», ha arrojado graves revelaciones. De acuerdo con el diario ABC, el ministro de Transporte José Luis Ábalos llamó al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y cuando este contestó “Ábalos le pasó el teléfono a Delcy Rodríguez para que ambos pudieran hablar sin intermediarios”.

Al parecer, durante la conversación telefónica Rodríguez le habría exigido a Sánchez que no se reuniera con Guaidó. Una situación que se convierte en un escándalo porque se trataría de injerencia por parte del régimen de Maduro y estaría demostrando la relación dependiente entre los partidos oficialistas del Gobierno español y la tiranía en Venezuela.

España tenía la obligación de impedir que Rodríguez pisara suelo español, pues tiene prohibido el paso por territorio europeo desde junio de 2018. Las normas españolas exigirían que el operador de la aeronave que la trasladó repatriase a la funcionaria chavista o la trasladara a un tercer país. Sin embargo, pasó la noche en el aeropuerto de Barajas, acompañada por el ministro de Transporte de ese país en la sala VIP.

La Unión Europea (UE) ya tomó posición sobre el tema y descartó que haya razones para indagar sobre el tratamiento que dio España a Rodríguez: “No creemos que haya que hacer ese análisis conjunto de cómo los Estados miembros aplican las sanciones. Francamente, lo que ha ocurrido en Madrid no creemos que sea suficiente para hacerlo”,señalaron.

Recuento

Un reportaje del diarioVozpópuli informó que el ministro Ábalos, quien fue el encargado de reunirse con Rodríguez ayudando a violar las sanciones de la UE, estuvo “toda la madrugada” con la funcionaria chavista en una sala alquilada por la compañía Sky Valet hasta que la Policía española la acompañó a tomar un vuelo comercial hacia Doha (Qatar).

La situación está llena de irregularidades, pues no habría cumplido con el protocolo obligatorio, no le habrían sellado el pasaporte, y aun así se habría montado en otro avión a pesar de tener el impedimento de ingresar a territorio europeo.

Las versiones oficiales han ido cambiando a medida que se conocen nuevos detalles sobre el viaje de Rodríguez y la violación de las sanciones emitidas por la UE. Según Ábalos, la funcionaria chavista no pisó suelo español y su encuentro duró 25 minutos, no obstante, se conoció que sí bajó del avión y que la reunión se extendió por horas.

Que la vicepresidente de Maduro no haya sido detenida en España crea suspicacia sobre las relaciones y complicidades por parte del Gobierno español, sobre todo tras conocerse que Rodríguez está siendo investigada en Madrid por lavar y desviar fondos de la estatal venezolana PDVSA.

Además de las sanciones que pesan sobre la vicepresidente usurpadora, también existe una investigación por “fraude y malversación en el Juzgado número 41 de Madrid a cargo del juez Juan Carlos Peinado”. “Rodríguez está acusada de lavar y desviar fondos de Petróleos de Venezuela SA a España vía Estados Unidos, Portugal y Andorra para sus familiares y colaboradores residentes en España”, señala el diario español.

En abril de 2019se conoció que Rodríguez estaría implicada en la trama de corrupción que habría blanqueado 500 millones de euros en España.

Este artículo fue publicado originalmente en PanAm Post.

TE RECOMENDAMOS