‘Una perversa persecución sin precedentes’- Capítulo Trece: Sistema de Ejecución-Transplante de China e Instituciones Internacionales: ¿Un situación complicada?

Por Kirk C. Allison
20 de Diciembre de 2019 Actualizado: 20 de Diciembre de 2019

La Gran Época se enorgullece de republicar “Una perversa persecución sin precedentes: Un genocidio contra lo bueno de la humanidad” (eds. Dr. Torsten Trey y Theresa Chu. 2016. Clear Insight Publishing). El libro ayuda a entender la sustracción forzada de órganos en China al explicar la raíz de esta atrocidad: el genocidio cometido por el régimen chino contra los practicantes de Falun Dafa.

Introducción

El nexo entre el trasplante y la ejecución en China y las respuestas de las asociaciones profesionales destacan las tensiones entre los estándares disciplinarios y la autorregulación. Si bien no son totalmente autónomas, las características que justifican la condición jurídica singular de las profesiones incluyen el conocimiento especializado, la autorregulación (estándares de práctica y disciplina) y el servicio al interés público, incluida la protección “contra la incompetencia y la extorsión” (1). Por lo tanto, “solo se debe ejercer la disciplina entre sus miembros y, con el debido respeto a los derechos humanos fundamentales, eliminar a los delincuentes de sus listas” (2). ¿Qué respuesta debe darse cuando el contexto general de una práctica profesional no muestra consideración hacia los derechos humanos fundamentales, e incluso depende de la ejecución para obtener sus materiales?

El caso

Después de años de negación, en 2005, el viceministro de Salud y cirujano de trasplante de hígado Huang Jiefu admitió que los prisioneros ejecutados eran la fuente principal de órganos en China (3). La confluencia de la persecución a Falun Dafa, lanzada en 1999, y el aumento exponencial de órganos con un pico en 2004 (ver Fig. 1) (4) tuvo poco reconocimiento en el discurso de la sociedad profesional, a pesar del creciente reconocimiento entre los profesionales de la medicina y los especialistas en ética. (5) (6)

Trasplante de riñón y de hígado en China de 1997 a 2007 (Fig. 1)

El profesor Shi Bingyi (Director de Trasplantes, Hospital 309 del Ejército Popular de Liberación en Beijing), declaró que los trasplantes alcanzaron un máximo de 20.000 en el año 2006, no en el 2004, por lo tanto, si es correcto entonces contradice los datos presentados por el Ministerio de Salud de China. (7)

La evidencia de que practicantes de Falun Dafa son utilizados como fuentes de órganos ha llevado a la Resolución del Parlamento Europeo 2013/2981, (diciembre 2013) (8), y la Resolución 281 de la Cámara de Representantes, con 215 copatrocinadores, fue aprobada unánimemente por la Comisión de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes en julio de 2014, “Expresando su preocupación por los persistentes y creíbles informes sobre la extracción sistemática y promovida por el Estado de órganos de prisioneros de conciencia que no han dado su consentimiento, en la República Popular China, incluido un gran número de practicantes de Falun Dafa encarcelados por sus creencias religiosas y miembros de otros grupos religiosos y étnicos minoritarios”. (9)

El modelo se caracteriza por un mercado impulsado por la oferta, no solo por el aumento de la capacidad; un exceso de oferta procesado (2004-2005) al servicio del lucrativo flujo de turistas del trasplante (10). En 2005, la página web del Centro de Asistencia de la Red Internacional de Trasplantes de China alardeaba que: “¡Los proveedores de vísceras pueden encontrarse de inmediato!”. (11) ¿De dónde proceden estos “proveedores”?

Los trasplantes hepáticos estaban retrasados con respecto a los renales; eran insignificantes antes de 2000 (menos de 350), alcanzaron su punto máximo en 2005 (3500), antes de caer en 2006 por debajo de los niveles de 2004. Esto refleja la entrada de numerosos hospitales en el más lucrativo mercado del trasplante hepático después del punto máximo alcanzado con el renal. En 2006, más de 500 hospitales chinos realizaron trasplantes de hígado, en comparación con unos 100 en los Estados Unidos. (12)

El estudio de series temporales de Hao Wang de 2007 (datos de 1993-2005) indica que las tendencias de muerte confirmadas por detención entre los practicantes de Falun Dafa (2773 entre 1999-2005) predicen las tendencias de trasplante de hígado de manera muy significativa (t=10.16, p<.00001), mientras que los informes de ejecuciones en los medios de comunicación chinos no lo hacen (t=0.57, p=.5792). El estudio apunta más allá de la explicación oficial a que las ejecuciones judiciales son la principal fuente de la explosión de órganos “excedentes”. Los “no gratos” torturados hasta la muerte tienen poco valor para el trasplante; sin embargo, un practicante de Falun Dafa que se niega a retractarse o a identificarse durante la detención podría generar varios cientos de miles de dólares. Los exámenes preparatorios (extracciones de sangre, radiografías, etc.) son múltiples y atestiguados. (13). En 2006, 120 llamadas a hospitales y 36 a centros de detención y los tribunales proporcionaron 19 reconocimientos de órganos disponibles de practicantes de Falun Dafa. Muchos eludieron la cuestión del origen de los órganos como un secreto delicado. (14)

Corresponsabilidades

Dado el conocimiento disciplinario y comercial del sistema de ejecución y trasplante de China, en este capítulo se examinan dos documentos institucionales y servicios de apoyo material:

-La carta del miembro de la Sociedad de Trasplantes del 6 de noviembre de 2006 (en adelante “carta del miembro”). (15)

-Declaración de Estambul sobre el Tráfico de Órganos y el Turismo de Trasplantes (2008). (16)

-Intereses y apoyos farmacéuticos y de diagnóstico.

Además de las vacilantes autoevaluaciones éticas de China, los trasplantes basados en la ejecución se han denominado poco éticos, inmorales, malvados, bárbaros o genocidas, dependiendo del contexto. La estrategia principal de las sociedades internacionales de trasplantes fue, en su mayor parte, el “compromiso constructivo”, no el aislamiento. Esos esfuerzos o acciones de quienes buscan entrar al mercado, ¿son lícitos o cómplices? ¿Acaso el acercamiento a China ha permitido la continuidad?

¿Cooperación en la maldad? Un marco heurístico

Aunque los términos de oprobio son adecuados, una estructura más diferenciada puede aclarar la diferencia entre proximidad y culpabilidad: la cooperación en la maldad (tomando prestada una taxonomía católica). Sin embargo, se puede utilizar otro término que no sea “maldad”, que indicaría la gravedad asignada a lo que está en juego.

La cooperación se refiere a un acto, en este caso, la obtención/trasplante de órganos de los ejecutados. El agente actúa; los cooperadores ayudan. Puede ser personal o institucional. La cooperación se desarrolla en tres niveles: cooperación intencional (formal) o práctica (material); la naturaleza del apoyo material (inmediato o mediato); y el nivel de proximidad al acto (próximo o remoto). (17)

Gráfico de la Cooperación en la Maldad (Fig. 2)

La cooperación formal se refiere a la intención (fuente aprobada de turismo de trasplantes). La cooperación material inmediata implica una contribución integral necesaria para el acto (capacitación). Las contribuciones de los mediadores están involucradas en el contexto, pero no integralmente. Las cercanas pueden conducir al acto (aceptando asistir a una demostración académica de trasplante); las remotas no lo hacen per se (por ejemplo, vendiendo fundas quirúrgicas a un hospital). Uno podría triplicar la intención, proporcionar el material necesario y contribuir de manera próxima. A menos que un acto sea intrínsecamente malo, el contexto es determinante. Por lo tanto, un bien en un contexto (trasplante) puede representar un mal en otro (ejecución-trasplante). La intención, la naturaleza moral de un acto y las consecuencias están en juego.

En China, los médicos (es decir, los agentes principales) ejercen conjuntamente la ejecución en la selección y programación de trasplantes (18) (19) (si no toman órganos de vivos), lo que plantea la cuestión de si la disponibilidad de órganos es un “subproducto” (postventa, valor añadido) o si los prisioneros son ejecutados por los órganos.

La carta del miembro de la Sociedad de Trasplantes del 6 de noviembre de 2006 – ¿genera cambio mediante proximidad?

La Sociedad de Trasplante (TTS) es una “ONG que mantiene relaciones oficiales con la Organización Mundial de la Salud –OMS” (20). La revista oficial Transplantation es “la revista más citada e influyente en este campo” con la visión de “proveer el enfoque para el liderazgo global en trasplantes” en “desarrollo de la ciencia y la práctica clínica”, “comunicación científica”, “educación continua” y “orientación sobre la práctica ética”. La TTS cuenta con más de 6500 miembros en más de 100 países y un congreso bienal de más de 5000 participantes.

El 6 de noviembre de 2006, la TTS emitió una carta de tres páginas sobre China y otros países que no se ajustan a sus declaraciones de Política y Ética o de Membresía. Anunció el trabajo con la OMS y las agencias gubernamentales chinas, “para desarrollar un marco legal que alcance los estándares de práctica de la TTS” y los principios rectores de la OMS (21). Para ello, “la interacción con los funcionarios chinos es la única vía verdadera para lograr un cambio a largo plazo” y “debe derivarse de las políticas gubernamentales chinas”, sugiriendo que otras vías serían “falsas”. Además, la TTS respaldó una reciente declaración del Ministerio de Salud de China sobre “nuevos estándares éticos”.

Antes de 2006, no se intentó una supervisión centralizada; un sistema médico militar bien conectado fuera del Ministerio de Salud de China impulsó el auge del lucrativo turismo de trasplantes (bing shang – soldados en el negocio) con pocos órganos para los chinos comunes. Un sistema descentralizado de pena de muerte permitió una gran discreción, con 68 crímenes capitales, al igual que con las campañas estacionales de “golpear duro” hasta que la revisión de la pena capital regresó a Beijing en noviembre de 2005. Los crímenes capitales se redujeron a 55 en 2011, con una reducción a 46 propuesta en 2014. (22)

La carta del miembro de la TTS presenta cuatro “realidades y principios”; 1) La prominencia de China (más de 11.000 trasplantes en 2005). 2) “Es probable que casi todos los órganos hayan sido obtenidos de prisioneros ejecutados”. 3) “Como sociedad profesional, la TTS no puede dictaminar a China que su práctica con respecto a la pena capital no es ética” – a pesar de la naturaleza arbitraria documentada. Más bien, “la TTS debería expresar su preocupación de que la obtención de órganos de prisioneros ejecutados haya resultado en un comercio desenfrenado y en un turismo de trasplantes”. 4) La intención del Ministerio de Salud de China de crear supervisión nacional, establecer credenciales, prohibir el comercio de órganos, prevenir el tráfico/turismo, establecer la donación de personas fallecidas (criterios de muerte cerebral) y la autosuficiencia con donantes fallecidos y vivos. Enfatizando fuertemente la improbabilidad del libre consentimiento de los prisioneros, “el incentivo financiero para tomar órganos de los prisioneros ejecutados puede convertirse en un incentivo para aumentar el número de tales órganos disponibles para trasplante”.

Para China, la carta da la bienvenida a la membresía de la TTS a cualquiera que firme la declaración de membresía; los asistentes a la reunión de la TTS pueden incluir el personal que trasplanta órganos de ejecutados (para el diálogo/promoción de alternativas); presentaciones científicas de China que no involucren a ejecutados y colaboraciones de investigación, cuando sea conforme a la Declaración de Helsinki/Consejo de Revisión Institucional. Las conferencias y la experiencia de los miembros pueden apoyar el programa de China si, “en la medida de lo posible”, no promueven el uso de órganos de ejecutados; y los registros internacionales pueden aceptar datos de trasplantes provenientes de presos ejecutados debidamente anotados por cuestiones de transparencia/datos demográficos, pero no incorporar informes de resultados.

En 2005, el Centro Internacional de Asistencia de la Red de Trasplantes de China atribuyó su capacidad casi en su totalidad a la formación occidental (once cirujanos y dos médicos) (23). Sorprendentemente, la carta de la TTS anima a las instituciones occidentales a aceptar a los nuevos aprendices de trasplante de los programas que utilizan presos ejecutados, si se asegura, “en la medida de lo posible”, la intención de seguir las directrices de la TTS en el futuro. Algunas instituciones, sin embargo, adoptaron un enfoque radicalmente diferente: en diciembre de 2006, los centros de trasplantes de Queensland, Australia, prohibieron seguir capacitando a cirujanos chinos y realizar investigaciones conjuntas relacionadas. (24)

Si bien la TTS tiene la intención de no utilizar presos ejecutados (ni “cooperación formal en la maldad” ni complicidad en la membresía o el seguimiento de registro, si lo cumple), las discusiones de investigación ofrecen un apoyo mediato a China; los contenidos de las reuniones (nuevas técnicas) hacen contribuciones integrales; y la nueva capacitación aumenta la capacidad para cualquier fuente de órganos.

¿Funcionó el enfoque de la carta del miembro de la TTS? Siete años después, (27 de febrero de 2014) la TTS y el Grupo Custodio de la Declaración de Estambul publicaron una Carta Abierta a Xi Jinping, Presidente de la República Popular China: La lucha de China contra la Corrupción en el Trasplante de Órganos (25), en la que abogan por “una cultura de los derechos humanos”, instando a Xi a abordar las continuas prácticas de trasplante que no son éticas, “para librar a la sociedad china de la corrupción”, incluyendo el consentimiento coaccionado, “las transacciones notorias entre los cirujanos de trasplante y los funcionarios judiciales y penitenciarios locales”, “los trasplantes clandestinos de órganos” y la comercialización continua del turismo de los trasplantes; en resumen, “décadas de mala praxis”. Entre las normas citadas se encuentra la Declaración de Estambul de 2008 sobre tráfico de órganos y turismo de trasplantes.

La Declaración de Estambul sobre el tráfico de órganos y el turismo de trasplantes

Del 30 de abril al 2 de mayo de 2008 se celebró una cumbre en Estambul para “elaborar una declaración final que permita alcanzar un consenso” sobre el tráfico de órganos y el turismo de trasplantes. Un Comité Directivo (liderado por TTS y la Sociedad Internacional de Nefrología) proporcionó un borrador de trabajo. Unos 170 potenciales participantes invitados representaron a diversos países e intereses; 160 participantes aceptaron (cuatro de China) y 152 asistieron. Una hoja de trabajo asignó a los participantes de la RPC a los Principios Rectores y el Plan de Comunicación y al representante del Ministerio de Salud, Zhao Minggang, al Turismo del Trasplante. (26)

El sexto principio de la Declaración aborda el tráfico de órganos y el turismo de trasplantes, haciendo referencia a la Resolución 44.25 de Trasplante de órganos humanos (1991) de la Asamblea Mundial de la Salud (AMS).  (27)

El Principio 6a) exige la prohibición de la publicidad, la solicitud y la intermediación; 6b) la aplicación de sanciones por la detección, el trasplante y los actos “que ayuden, fomenten o utilicen los productos del tráfico de órganos o el turismo de trasplantes”. Los productos farmacéuticos u otros apoyos no se mencionan, salvo el reconocimiento de la financiación de la Cumbre por parte de Astellas Pharma, el principal proveedor de medicamentos contra el rechazo en China.

Principio 6c) menciona a los prisioneros, primero y último…

“Las prácticas que inducen a individuos o grupos vulnerables (como personas analfabetas y pobres, inmigrantes indocumentados, prisioneros y refugiados políticos o económicos) a convertirse en donantes vivos son incompatibles con el objetivo de combatir el tráfico de órganos, el turismo de trasplantes y el comercio del trasplante”.

…solo como donantes vivos, no como ejecutados (a menos que sean asesinados al extirparle el órgano). En abril de 2008, todos los participantes en la Cumbre conocían la fuente constante de órganos de China: cientos son ejecutados mensualmente. ¿Se consideró innecesario mencionar esto, dadas las promesas de reforma, o fue bloqueado por los representantes de China? (28)

En 2008, la TTS otorgó a Huang Jiefu el Premio Internacional del Presidente por “los cambios favorables y el buen progreso en el desarrollo regulatorio relacionado con el trasplante de órganos en China…” (29) Sorprendentemente, a finales de 2008, el viceministro de Salud Huang, responsable de las prácticas de obtención de órganos en el ámbito civil, aún citó que la fuente de prisioneros ejecutados representaba el 90%. (30)

La Declaración del Grupo de Custodios de Estambul (DICG) fue establecida en 2010 para promover los principios de la Declaración; los participantes y organizadores se pronunciaron posteriormente sobre la realidad de China de los trasplantes-ejecuciones (31). Sin embargo, el silencio de la Declaración –al no registrarlo como una categoría de preocupación– sigue siendo un acontecimiento notable de la autocensura disciplinaria.

Servicios de apoyo e intereses creados

Cada página web de la TTS reconoce a cuatro patrocinadores corporativos: Astellas Pharma de Japón,  One Lambda (Thermo Fisher Scientific) de EE. UU, Roche de Suiza y Sanofi de París. Cada uno tiene implicaciones significativas en China, no indiferentes a las políticas de la TTS.

Astellas Pharma

Astellas Pharma China, Inc. señala el uso del inmunosupresor Prograf® (tacrolimus) para prevenir el rechazo de injertos de hígado y riñón en China desde 1999 (32). Esto es anterior al testimonio histórico en el Congreso de EE. UU.  de Wang Guoqi en 2001 sobre la sustracción de órganos, incluso de ejecutados vivos. La página web identifica el uso del tacrolimus en China en más de 20.000 casos y 20 millones de pacientes en todo el mundo, de los cuales el 0,1% son pacientes chinos. No es de sorprender que www.astellas.com.cn no mencione que los médicos que prescriben y los pacientes que reciben Prograf® dependen principalmente de los órganos de prisioneros ejecutados.

Astellas inició ensayos de fármacos en China que requerían estadísticas de ejecutados después de la carta del miembros de la TTS; marzo de 2007 (42 hígados), julio de 2007 (240 riñones) y enero de 2008 (172 hígados) (33). El sitio de estudio de Prograf®, el Hospital Popular N° 1 (Shanghai) reconoció el 3 de marzo de 2006 que la fuente de los órganos eran practicantes de Falun Dafa. (34)

En 2011, destacados especialistas en ética y cirujanos de trasplantes declararon: “Es hora de boicotear la ciencia y la medicina chinas relacionadas con el trasplante de órganos” (35), señalando que “las empresas farmacéuticas continúan sus esfuerzos de comercialización y se comprometen a patrocinar la investigación sobre diversos aspectos de los trasplantes en China”. En 2011 Astellas presentó Advagraf® en la República Popular China (“Nuevas cápsulas Prograf de liberación prolongada”) (36). A pesar de su conocido sistema de ejecución-transplante, Astellas aspira al monopolio afirmando que “la aplicación de otros fármacos inmunosupresores no puede controlar el rechazo de los injertos”. (37)

La terapia inmunosupresora es posterior a la selección y asesinato de los prisioneros, pero sin ella, se utilizarían menos órganos no totalmente compatibles. En 1999, es probable que Astellas no lo supiera, pero al expandirse ahora en un sistema de este tipo se convierte en culpable. Astellas podría declarar una fecha de moratoria y ejercer una presión significativa en lugar de continuar con la cooperación. La terapia inmunosupresora no está íntegramente ligada a la ejecución, pero sí lo está el apoyar un mercado de órganos que depende de ejecuciones.

Sea que una empresa renuncia a una posición lucrativa en el mercado o no, puede depender básicamente de la exposición pública y de lo que los directivos de la empresa y los accionistas puedan soportar tras la exposición.

Roche

Roche comenzó los ensayos de drogas antirrechazo en China durante abril de 2006; 36 corazones, 90 hígados y para septiembre de 2008, 210 riñones (38). El 16 de marzo de 2006, un ensayo de Roche involucró al Centro de Trasplante Hepático del Hospital Universitario Jiaotong de Shanghai, donde el Dr. Dai identificó los órganos disponibles en una semana, incluyendo como fuente los de practicantes de Falun Dafa. (39)

En septiembre de 2009, Arne Schwarz cuestionó al responsable del cumplimiento de Roche. La respuesta fue: “Roche no está, como se mencionó anteriormente, ni en China ni en ningún otro país del mundo a cargo del suministro de órganos. El anonimato y la privacidad de los datos más personales de los donantes están protegidos por la ley. Roche no tiene derecho a saber de dónde o de qué donantes proceden los órganos trasplantados” (40). Las revistas de trasplantes requieren ahora una certificación que acredite que la fuente del órgano no fue una ejecución, ¿por qué no Roche? Cuando la gran mayoría de los órganos proceden de fuentes no éticas, las responsabilidades de las empresas no pueden esconderse tras una fina lámina de respeto al anonimato y la privacidad. Aquí, ambos sirven como cómplices de un sistema letal y ponen en peligro a los prisioneros de conciencia, principalmente, pero no exclusivamente, los practicantes de Falun Dafa.

En 2010, Roche recibió merecidamente dos “Public Eye Awards” no deseados en Davos, Suiza, por los ensayos de Cell Cept®, sin verificar las fuentes de los órganos.

One Lambda (Thermo Fisher Scientific)

One Lambda es líder mundial en tipificación de tejidos HLA, detección de anticuerpos HLA, monitoreo de trasplantes y productos de diagnóstico. Adquirido en 2012, este tipo de “complemento de nuestros ensayos inmunosupresores existentes, que se utilizan para monitorizar el nivel de medicamentos en pacientes trasplantados”, una oportunidad para acelerar el crecimiento más rápido que las tasas de EE.UU. (41). El Informe Anual de Roche para 2012 refleja unas ventas de 700 millones de dólares en China (un aumento del 22%), principalmente materiales de laboratorio bien alineados con el Plan Quinquenal de China. (42)

Sanofi

En 2013, Sanofi, con sede en París, celebró 30 años en China con una nueva planta de píldoras con una capacidad de 3500 millones en Hangzhou (43). En 2009, tuvo el primer centro internacional de I+D biotecnológico de China (44). Al adquirir Genzyme Corp, Sanofi entró en el campo de los trasplantes en abril de 2011, que incluye un “agente inmunosupresor e inmunomodulador que ayuda a la prevención y el tratamiento del rechazo agudo”. También distribuye globulina antitimocítica contra el rechazo de médula ósea. El Programa de Donación de Médula Ósea de China y la base de datos están a cargo de la Sociedad de la Cruz Roja de China. Todavía no se ha identificado que la fuente sean prisioneros (45). El análisis de la cooperación/complicidad de los patrocinadores de la TTS se deja como un ejercicio para el lector.

Conclusión

Las intersecciones del sistema de ejecución-transplante de China con la persecución a Falun Gong, las respuestas profesionales y comerciales, las responsabilidades y contradicciones, mientras reflejan la naturaleza de la cooperación culpable, incluso en medio de compromisos bien intencionados, invitan a sacar varias conclusiones y una respuesta más efectiva.

Para los profesiones, renunciar a la legitimidad de su práctica es difícil incluso en contextos no éticos (en este caso homicidas), particularmente cuando se trata de promover un bien intrínseco (es decir, la salud); de la misma manera, para las empresas es difícil abandonar mercados en expansión debido a contraindicaciones éticas.

La TTS no reconoce ningún derecho prima facie a un órgano. Unas pocas fuentes lícitas no redimen una mayoría de fuentes ilícitas. El ‘compromiso constructivo’ fue aceptado selectivamente por China, lo que ha dado como resultado un aumento de la capacidad (formación de cirujanos) y una continuación sin trabas, incluso después de que cirujanos de los hospitales y los centros de detención admitieran el uso de los órganos de prisioneros.

En el verano de 2005, el profesor de derecho Qu Xinjiu (Universidad de Ciencias Políticas y Derecho, Beijing) apuntó al “banco de trasplantes” de China señalando la falta de consentimiento y el peligro de que la demanda de órganos de los funcionarios de salud influyera en las sentencias. Pidió una moratoria inmediata. (46)

La prudencia es la virtud de alcanzar fines moralmente loables por medios moralmente consonantes. No hay camino prudente hacia un fin inmoral ni complicidad prudente en medios inmorales. Tanto el sistema médico chino como la población son adictos a obtener órganos de prisioneros, incluidos los prisioneros de conciencia.

Poner fin incluso al apoyo indirecto a un sistema letal de obtención de órganos es probablemente el camino más eficiente hacia el bien, evitando al mismo tiempo la complicidad; así se obliga a la población, a los políticos y a los funcionarios médicos a tomar una decisión.

En 2013, Huang y otros afirmaron que “la necesidad del pueblo chino de servicios de trasplante de órganos de alta calidad es nuestra misión obligatoria” (47). Si la población china no valora el trasplante ético, que implica que sus propios órganos sean donados voluntariamente, ningún trasplante sería la consecuencia lógica y éticamente obligatoria.

El exviceministro Huang calificó a usar a prisioneros como fuente de órganos de “diversamente inadecuado, no ético, violatorio de las normas y vulnerable a la reforma de la pena de muerte”. En una entrevista para el 2014 en el China Times ofrece, en cambio, una solución final, pero solo semántica:

“Los prisioneros ejecutados pueden donar órganos voluntariamente. Dada la voluntad de los presos condenados a muerte de donar sus órganos, una vez que entran en nuestro sistema unificado de asignación, se les considera ciudadanos voluntarios –la llamada donación de órganos en el corredor de la muerte ya no existe”. (48)

En este caso, el Sistema de Respuesta a Trasplantes de Órganos de China (SRTOC) funciona como un desinfectante inmediatamente eficiente. El sistema médico y la población de China siguen dependiendo de la ejecución; los médicos codeterminan la ejecución; las instituciones occidentales permiten la continuación. Todos, excepto los prisioneros, especialmente los prisioneros de conciencia, tienen una opción.

Wang Haibo, director del SRTOC, dijo: “La pregunta es, de hecho, ¿cuándo puede China resolver el déficit de órganos donados? Ojalá pudiéramos parar con eso mañana. Pero requiere un proceso. Muchas cosas evaden nuestro control. Por lo tanto, no podemos tener ningún cronograma” (49). Es evidente que ya es hora de que las entidades occidentales dejen de permitirlo y alineen sus acciones con responsabilidades morales.

***

Tabla de Contenidos

1] Klass, A.A., “¿Qué es una profesión?” Canadian Medical Association Journal, 85(1961):698-701.

2] Klass, pág. 699.

3] Siguiendo el orden chino: apellido, nombre.

4] Huang J, Mao Y, Millis JM. “Política gubernamental y trasplante de órganos en China”, Lancet 372(2008):1937-1938.

5] Caplan A.L., “Fuentes contaminadas: Tráfico, venta y uso de prisioneros ejecutados para obtener órganos para trasplantes”. In: Matas, D. y T. Trey (eds.) State Organs (Woodstock ON: Seraphim, 2012), pp. 27-34.

6] Sharif A., M. Fiatarone Singh, T. Trey y J. Lavee. “Obtención de órganos de prisioneros ejecutados en China”. American Journal of Transplantation 14,10(2014):2246-2252.

7] Xu, Y. 供体短缺是制约器官移植事业发展的瓶颈 (“La escasez de donantes es un cuello de botella que restringe el desarrollo del trasplante de órganos”). Science Times, 15/6/2007. http://paper.sciencenet.cn/html/showsbnews1.aspx?id=182075

Gráficos comparativos: http://www.stoporganharvesting.org/quantity-skyrocketed

8] Resolución del Parlamento Europeo, de 12 de diciembre de 2013, sobre la extracción de órganos en China. (2013/2981(RSP)) http://www.europarl.europa.eu/sides/getDoc.dotype=TA&reference=P7-TA-2013-0603&language=EN&ring=P7-RC-2013-0562

9] H.Res.281 – 113º Congreso (2013-2014). https://www.congress.gov/bill/113th-congress/house-resolution/281.

10] Wang, H. “La industria china de trasplantes de órganos y la cosecha de órganos de Falun Gong: Un análisis económico”. Tesis. Universidad de Yale, 2007. Véanse las págs. 16 a 18. http://organharvestinvestigation.net/events/YALE0407.pdf. También Gutmann E. El Matadero: asesinatos en masa, extracción de órganos y la solución secreta de China a su problema disidente  (Nueva York: Prometheus Books, 2014), pp. 217-253.

11] Centro Internacional de Asistencia de la Red de Trasplantes de China, “Introducción al Centro Internacional de Asistencia de la Red de Trasplantes de China”. 2004-2005. http://en.zoukiishoku.com (Sitio web caído. Captura de pantalla del autor disponible.)

12] Zhang Feng, “Nueva regla para regular los trasplantes de órganos”. China Daily, 5 de mayo de 2006. http://www.chinadaily.com.cn/china/2006-05/05/content_582847.html

13] Gutmann, pp. 29, 186-187, 233-237, 239-240 (también cristianos de ‘Relámpago Oriental’), 244 (informe de monjes tibetanos), 282 (uigures), 320-321 (16 de los 50 entrevistados de FG en Tailandia que relatan exámenes). 364 (tipos de exámenes de indización).

14] Matas D. y D. Kilgour. Cosecha Sangrienta: El asesinato de Falun Gong por sus órganos (Woodstock, ON: Seraphim Editions, 2009), pp. 80-93 (ejemplo de transcripciones).

15] La Sociedad de Trasplantes. “Para los miembros de TTS”, 6/11/2006. [Ya no está en el sitio web de TTS.] http://transplantation.graydesign.com.au/files/StatementMembsChineseTXProg.pdf

16] “Declaración de Estambul sobre el tráfico de órganos y el turismo de trasplantes”. Revista clínica de la Sociedad Americana de Nefrología, 3(2008):1227-1231.

17] Arquidiócesis de Filadelfia. “Cooperación en el mal” [gráfico]. s.d. http://archphila.org/HHS/pdf/CoopEvilChart.pdf Edición de errores tipográficos.

18] Listas de selección identificadas por el cónyuge turista trasplantado, el tiempo de ejecución se desencadena por el emparejamiento. Kilgour y Matas, 62-63.

19] Fundación de Investigación Laogai, Donantes Involuntarios: Un informe completo sobre la práctica de utilizar órganos de prisioneros ejecutados para trasplantes en China (Enero 2104), pp. 119-120. Sin embargo, el informe no hace referencia a la evidencia de Falun Gong y otros prisioneros de conciencia como fuentes.

20] La Sociedad de Trasplantes. “Acerca de TTS”. http://www.tts.org/about-tts-5

21] Membrete de la lista TTS Presidente/Historiador Nicholas L. Tilney; Director de Asuntos Médicos Francis L. Delmonico. El Comité de Ética de Annika Tibell elaboró las directrices también para su consideración por parte de las organizaciones de la Alianza Mundial para el Trasplante.

22] AP. “China considera poner fin a la pena de muerte por 9 delitos”, 10/29/2014. http://bigstory.ap.org/article/1c1950e80db54763ab82232d88ee7cd8/china-considers-ending-death-penalty-9-crimes

23] En la lista: Universidad de Nebraska, Emory, Toronto, Hong Kong, Hanoverian University, Minnesota, Tokio, Kumamoto, Queensland y Flinder Center. China International Transplantation Network Assistance Center, “Introduction to Doctors”. http://en.zoukiishoku.com/list/doctors.htm Actualizado 20/07/2006. Sitio web caído. Captura de pantalla del autor disponible.

24] “Los hospitales prohíben la formación de cirujanos chinos”. Sydney Morning Herald, 12/5/2006. http://www.smh.com.au/news/National/Hospitals-ban-Chinese-surgeon-training/2006/12/05/1165080933418.html

25] Sociedad de Trasplantes y Declaración del Grupo de Custodios de Estambul, “Carta abierta al Presidente de China”, 2/27/14. https://www.tts.org/home-660/newletters/past-newletters/2014-volume-11-issue-1/1585-open-letter-to-president-of-china

26] Grupos Confirmados de Estambul Abril 8.xls.

27] Véanse las resoluciones al respecto en http://www.who.int/transplantation/publications/en

28] “El contenido de la Declaración se deriva del consenso alcanzado por los participantes en la Cumbre en las sesiones plenarias”. Clinical Journal of the American Society of Nephrology, 3 (2008):1230.

29] Kuhn, R.L. Cómo piensan los líderes de China (Singapur: Wiley and Sons (Asia), 2010), pág. 301.

30] Lancet 372(2008):1937-1938.

31] Ver artículos en http://www.declarationofistanbul.org/articles/articles-relevant-to-the-declaration

32] Astellas, 移植免疫: 普乐可复 (他克莫司胶囊、注射液) [“Inmunología de trasplante: Prograf (cápsulas de tacrolimus, inyección)”.] http://www.astellas.com.cn/?productshow/pid/197/tp/198/id/2

33] Schwarz, A. “Responsabilidades de las compañías farmacéuticas internacionales en el abusivo sistema chino de trasplante de órganos”, Órganos estatales, pp. 119-135.

34] Matas D, “Ensayos y ventas de drogas antirrechazo en China”, Conferencia Internacional Anual de la Sociedad Americana de Derecho Internacional sobre Derecho, Regulaciones y Políticas Públicas (LRPP 2012), Hotel Fort Canning, Singapore, July 8[sic! 9], 2012, pp. 3-5.

35] Caplan A.L., G. Danovitch, M. Shapiro, J. Lavee y M. Epstein. [Mismo título]. Lancet 378(9798):1218. http://www.thelancet.com/journals/lancet/ article/PIIS0140-6736%2811%2961536-5/fulltext

36] Astellas, 移植免疫: 新普乐可复 (他克莫司缓释胶囊) [“Transplant Immunology: Nuevo Prograf (cápsulas de liberación prolongada de tacrolimus)”.] http://www.astellas.com.cn/?productshow/pid/197/tp/198/id/3

37] 治疗肝脏和肾脏移植术后应用其他免疫抑制药物无法控制的移植物排斥反应。http://www.astellas.com.cn/?productshow/pid/197/tp/198/id/2

38] Schwarz, pág. 123.

39] Matas D, “Ensayos y ventas de drogas antirrechazo en China”, Conferencia Internacional Anual de la Sociedad Americana de Derecho Internacional sobre Derecho, Regulaciones y Políticas Públicas (LRPP 2012), Hotel Fort Canning, Singapore, July 8[sic! 9], 2012, pp. 3-5.

40] Schwarz, pp. 124-125. Mi trans. por alemán, 113n25.

41] Eventos en la calle Thomson Reuters. “TMO – Thermo Fisher adquirirá una teleconferencia de Lambda”, 7/16/2012. http://ir.thermofisher.com/files/events/2012/TMO-Transcript-2012-07-16.pdf

Thermo Fisher Scientific. Informe Anual 2012, p. 3.

Sanofi. “Reseña Anual 2013: Protegiendo la vida, dando esperanza”. http://www.sanofi.co.za/l/za/en/layout.jsp?scat=86ABAAB0-44B1-4769-8D9A-6BA1C270B3C5

44] Pharmaceutical-technology.com. “Genzyme R&D Facility, China”, s.d. http://www.pharmaceutical-technology.com/projects/genzyme-facility/

45] Programa de Donación de Médula Ósea de China (CMDP). http://www.cmdp.com.cn/cmdpboard.do?method=showEnglish&parentId=7

46] Stock, O. “Transplantationsbank China: Warm Roche mit seinem Anti- immunmittel Erfolg haben wird”, Handelsblatt,11/7/2005. http://www.handelsblatt.com/unternehmen/industrie/warum-roche-mit-seinem-anti-immunmittel-erfolg-haben-wird-transplantationsbank-china/2572842.html

47] Huang, J., S.-S. Zheng, L. Yong-Feng, H.-B. Wang, J. Chapman, P. O’Connell, M. Millis, J. Fung y F. Delmonico. “Actualización sobre donación y trasplante de órganos en China: la Resolución de Hangzhou”. Disfunción pancreática hepatobiliar Int. 13,2(2014):122-124.

48] Sharif, Fiatarone Singh, Trey y Lavee, pág. 4; Dailynews.sina.com. 黄洁夫:内地已有38家医院停用死囚器[Huang Jiefu: Mainland tiene 38 hospitales que dejan de usar órganos de prisioneros]. 3/4/2014. http://dailynews.sina.com/gb/chn/chnpolitics/phoenixtv/20140304/12205515629.html

49] Kirchner, R. “Keine Organe mehr von Hingerichteten?” Tageschau, 4/14/2014.

http://www.tagesschau.de/ausland/china2158.html URLs consultadas el 24/11/24/2014.

TE RECOMENDAMOS