Venezuela: Se aprueban preguntas de Consulta Popular, en medio de pedidos de fin al socialismo en el país

Por Débora Alatriste
20 de Noviembre de 2020
Actualizado: 20 de Noviembre de 2020

La Asamblea Nacional anunció este jueves la aprobación de las preguntas para la próxima Consulta Popular, una propuesta del presidente interino Juan Guaidó para rechazar las elecciones del 6 de diciembre establecidas por el régimen; sin embargo, varios activistas creen que el fin de los problemas en Venezuela se resolverán cuando “no se practique más el socialismo”.

Durante la sesión ordinaria del 17 de noviembre, la Asamblea Nacional Constituyente aprobó las tres preguntas definitivas que contempla la Consulta Popular, la cual se realizará entre el 7 y el 12 de diciembre:

  1. “¿Exige usted el cese de la usurpación de la Presidencia de parte de Nicolás Maduro y convoca la realización de elecciones presidenciales y parlamentarias libres, justas y verificables?”,
  2. “¿Rechaza usted el evento del 6 de diciembre organizado por el régimen de Nicolás Maduro y solicita a la comunidad internacional su desconocimiento?”,
  3. “¿Ordena usted adelantar las gestiones necesarias ante la comunidad internacional para activar la cooperación, acompañamiento y asistencia que permitan rescatar nuestra democracia, atender la crisis humanitaria y proteger al pueblo de los crímenes de lesa humanidad?”.

Guaidó no participará en las elecciones de diciembre y convocó a una consulta para preguntar a los venezolanos si rechazan o no las elecciones legislativas del 6 de diciembre, y si aprueban o no que se ejerza “toda la presión” nacional e internacional para sacar del poder a Maduro.

Las elecciones convocadas por Maduro no son reconocidas por Estados Unidos–el cual las ha llamado “farsa electoral”– y otros países latinoamericanos como España y Colombia. Asimismo, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, las ha señalado como “un mecanismo más de impunidad”.

“Cada día adicional de la dictadura venezolana significa más hambre, más enfermedades y significa menos justicia y más impunidad para los dictadores”, dijo Almagro.

La Consulta Popular se llevará a cabo en dos fases: la primera llamada  “Operativo Contra el Fraude” en donde se desplegarán observadores en los centros de votación del 5 al 6 de diciembre, de acuerdo con un comunicado de la AN el 13 de noviembre.

La finalidad es “registrar la realidad de la participación” y las “irregularidades” para denunciarlas “al país y al mundo”, según el documento.

La segunda fase, la consulta–cuya fecha de comienzo estaba fijada inicialmente para el 5 de diciembre–,se aplazó al día 7 y se extenderá hasta el 12 de forma digital a través de plataformas habilitadas para ello y, según dijo Guaidó, el mecanismo será secreto y auditable.

El presidente Juan Guaidó dijo que la iniciativa es “un mecanismo de la poderosa soberanía del pueblo venezolano” para ejercer la mayoría en la lucha por el cambio político que urge en el país.

“No nos cansaremos de invitar a participar a todos los venezolanos en la Consulta Popular; no nos cansaremos de invitarlos a ejercer la mayoría en las calles. El 6 de diciembre el fraude no va a tener legitimidad, les va a ir mucho peor que en 2018. No olvidemos que estamos defendiendo la República”, señaló.

Sin embargo, la Consulta Popular parece no estar apoyada por toda la oposición al régimen chavista. De acuerdo con una encuesta publicada a finales de septiembre, solo un 5.9% de los encuestados apoya la Consulta Popular como una forma para que el chavismo y Maduro salgan del poder. La iniciativa se colocó en el último lugar de las cinco planteadas.

Por otro lado, un grupo de venezolanos envió una carta a la Unión Europea a fines de octubre, solicitando que se rechace al gobierno encargado de Guaidó y pidieron que no apoyen a la Consulta Popular, argumentando que el país ya fue consultado el 16 de julio de 2017 y el mandato no fue cumplido.

José Miguel Pérez, editor de IF Revista Libertaria IF y firmante de la carta, dijo a The Epoch Times que mantenía su posición de no apoyar la consulta popular por no sentirse representado con el “cartel político conocido como la MUD-FA [Mesa de la Unidad Democrática y Frente Amplio]”.

“Como venezolano que vivió el socialismo en mis primeros 30 años de vida en Venezuela (…) no me veo representado por la dirigencia a la que–con toda propiedad–llamo La Falsa Oposición; mucho menos por los criminales del chavismo”, dijo Pérez, haciendo referencia a la MUD.

La MUD es una coalición de partidos políticos opositores al chavismo que abarca a Un Nuevo Tiempo, Acción Democrática, el partido de Juan Guaidó Voluntad Popular, Primero Justicia, La Causa es la Democracia y Movimiento Progresista de Venezuela. Los firmantes de la carta señalan que todos los miembros de la MUD “son de izquierda y en su mayoría están inscritos en la Internacional Socialista”.

En otra encuesta de Meganálisis realizada en octubre, se observa que un 81.1% de los entrevistados consideran que los problemas de Venezuela se comenzarán a resolver cuando “no haya más socialismo y se vayan todos: Maduro, el chavismo, Guaidó y el G4”.

“Más del 80% de los venezolanos estamos convencidos que los problemas del país se resolverán cuando no se practique más el socialismo, y cuando Maduro y la Falsa oposición se vayan”, dijo Pérez.

“¿Mis razones personales? Mientras yo defiendo la libertad, ellos defienden la cohabitación con los narco terroristas. Mientras yo defiendo el libre mercado, ellos desean operar con el mismo sistema chavista (…) Veinte años en el liderazgo opositor que solo resultó en Chávez atornillado en el poder, y ahora Maduro. Ellos han estafado incontablemente a los venezolanos que les depositan su confianza”, agregó.

El 16 de julio de 2017, se llevó a cabo un plebiscito organizado por la oposición para rechazar al presidente Nicolás Maduro y a la Asamblea Constituyente propuesta por él mismo, en donde participaron venezolanos tanto dentro como fuera del país, sin embargo, según Pérez, no se hizo nada al respecto.

“La pregunta ya se hizo, ya se respondió y quedó claro que los que hoy algunos conocen como “la dirigencia opositora venezolana” no han hecho, ni tienen intenciones de absolutamente nada para que Venezuela sea libre”, dijo.

“Yo no apoyo políticos socialistas. No son mis valores, no son mis principios y no es el tipo de país en el que creo”, añadió.

Con información de EFE.

Siga a Débora por Twitter en: @DeboraAlatriste


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

The Epoch Times sigue la ética periodística: no declara ganador de las elecciones presidenciales

TE RECOMENDAMOS