Yellen critica la política comercial y los aranceles de Trump hacia China

Por Emel Akan
21 de Julio de 2021
Actualizado: 21 de Julio de 2021

WASHINGTON—La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, ha cuestionado los fundamentos de los aranceles impuestos por la administración Trump a miles de millones de dólares en productos chinos, afirmando que han perjudicado a los consumidores estadounidenses.

Yellen es la primera funcionaria de Biden en criticar los aranceles existentes y sus comentarios plantean la pregunta de si la Casa Blanca se está preparando para un cambio de rumbo en la política comercial de China.

“Mi propia opinión personal es que los aranceles no se establecieron en China de una manera muy reflexiva con respecto a dónde hay problemas y cuál es el interés de Estados Unidos”, dijo Yellen en una entrevista con The New York Times la semana pasada.

El presidente Joe Biden mantuvo los aranceles sobre productos chinos por valor de casi USD 360,000 millones que fueron impuestos por la administración Trump. Pero también lanzó una revisión integral del acuerdo comercial de “fase 1” firmado con Beijing a principios de 2020.

“Los aranceles son impuestos sobre los consumidores”, dijo Yellen. “En algunos casos, me parece que lo hicimos perjudicó a los consumidores estadounidenses, y el tipo de acuerdo que negoció la administración anterior realmente no abordó de muchas maneras los problemas fundamentales que tenemos con China”.

No está claro si la administración de Biden ha concluido su revisión y pronto levantará los aranceles existentes. La Casa Blanca no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios sobre los comentarios de la secretaria Yellen.

El acuerdo comercial de fase uno firmado en enero del año pasado bajo la administración Trump requiere que Beijing compre bienes y servicios estadounidenses adicionales por valor de USD 200,000 millones durante el período de dos años de 2020 y 2021.

El análisis de los datos comerciales chinos realizado por el Instituto Peterson de Economía Internacional mostró que China ha cumplido alrededor del 58 por ciento de su objetivo de compra en 2020 y el 69 por ciento hasta mayo de 2021.

La administración Trump dijo en repetidas ocasiones que los aranceles sobre los productos chinos estaban justificados para abordar las políticas comerciales injustas de China, incluido el robo de propiedad intelectual, las transferencias forzadas de tecnología, los subsidios gubernamentales para empresas nacionales, y la restricción del acceso extranjero a los mercados chinos.

Durante la firma del acuerdo de fase uno, el entonces presidente Donald Trump dijo que mantendría los aranceles estadounidenses como palanca para la próxima ronda de conversaciones. Sin embargo, después de la pandemia, expresó sus dudas sobre la negociación de un nuevo acuerdo con China, especialmente después del mal manejo de Beijing del brote de COVID-19.

Biden y su equipo de comercio internacional indicaron que no habría cambios inmediatos en la política comercial de Estados Unidos.

Mientras tanto, las empresas y las asociaciones comerciales han estado presionando con fuerza contra los aranceles impuestos por la administración Trump. Más de 6000 empresas estadounidenses, incluidas Ford, Tesla y Home Depot, presentaron demandas en el Tribunal de Comercio Internacional de los EE. UU. para revertir los aranceles sobre los productos chinos.

Un grupo de empresas envió una carta a Biden pidiéndole que resolviera el litigio. Ellos afirmaron que los impuestos “no son duros para China” pero “son duros para las empresas estadounidenses, los trabajadores estadounidenses y los consumidores que han pagado estos aranceles como un impuesto de sus propios bolsillos”.

Los comentarios de Yellen se hicieron eco de las preocupaciones planteadas por estos importadores.

En una demanda judicial, la administración de Biden le pidió al tribunal que desestimara las quejas contra las tarifas, diciendo que se habían impuesto legalmente.

Durante su audiencia de confirmación en enero, Yellen aseguró que la administración “asumirá el desafío de las prácticas abusivas, injustas e ilegales de China”.

No está claro si la administración de Biden eliminaría los aranceles sin obtener concesiones de Beijing.

Algunos expertos en comercio han expresado su escepticismo sobre si el régimen chino puede realmente comprometerse con reformas estructurales. Y algunos también creen que el equipo de Biden, en comparación con la administración anterior, ha sido menos explícito sobre cómo frenaría a China y desafiaría sus prácticas comerciales injustas.

Siga a Emel en Twitter: @mlakan


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS