44 pasajeros más a bordo del crucero Diamond Princess dan positivo en la prueba del coronavirus

Por Katabella Roberts
13 de Febrero de 2020
Actualizado: 13 de Febrero de 2020

Otras 44 personas a bordo del crucero Diamond Princess, atracado en Yokohama (Japón) han dado positivo en el test de coronavirus, ahora llamado COVID-19, anunció el ministerio de salud del país el 13 de febrero.

El ministro de Salud Katsunobu Kato dijo que los 44 nuevos casos se produjeron después de otras 221 nuevas pruebas realizadas por los funcionarios de salud. De las infecciones recién diagnosticadas, 43 son pasajeros y uno es miembro de la tripulación.

Esto eleva a 218 el número de infecciones detectadas en el Diamond Princess, además de un funcionario que participó en los controles de cuarentena iniciales la noche en que el barco regresó al puerto de Yokohama (cerca de Tokio) el 3 de febrero. El funcionario de cuarentena está siendo tratado en un hospital.

El capitán del barco, Stefano Ravera, en un anuncio, dijo que todos los mayores de 80 años han sido examinados para determinar si portan el nuevo coronavirus y que algunos pasajeros del barco podrán desembarcar antes de tiempo, informó CNN.

Entre los que podrán salir se encuentran los pasajeros de 80 años o más con una condición médica crónica y que dan negativo para el virus; los pasajeros de 80 años o más que permanecen en un camarote interior y que dan negativo para el virus; y otros pasajeros menores de 80 años a los que se les ha hecho una prueba por cualquier otra razón, y que han dado negativo.

Sin embargo, los que abandonen el barco antes de tiempo deberán permanecer en alojamientos gestionados por el gobierno japonés por el momento.

El ministro Katsunobu Kato dijo a los reporteros que la operación para retirar a los pasajeros que dieron negativo para el virus comenzará “a partir de mañana o más tarde”.

“Estamos haciendo todo lo posible por la salud de los miembros de la tripulación y de los pasajeros que permanecen en el barco”, añadió Kato.

No se permitirá desembarcar a nadie que haya estado en estrecho contacto con alguien que haya dado positivo en las pruebas del virus, y se están haciendo los arreglos para un hospital en el mar para aquellos que hayan dado positivo.

El Diamond Princess, operado por los Estados Unidos, ha estado amarrado frente a Japón desde el 3 de febrero, después de que se supo que un expasajero varón de 80 años, que desembarcó en Hong Kong el mes pasado durante su gira de 14 días por los puertos asiáticos, había dado positivo por coronavirus.

Hong Kong notificó rápidamente al barco y a las autoridades japonesas, quienes ordenaron las pruebas y la cuarentena de los 3,700 pasajeros y la tripulación del barco, a quienes se les pidió que permanecieran a bordo hasta el 19 de febrero.

A los que permanecen a bordo se les ha pedido que permanezcan en sus camarotes, que usen máscaras y que mantengan una distancia de 6 pies respecto a los demás (pdf).

Una declaración emitida por Princess Cruises la semana pasada dijo que reembolsaría “la tarifa completa del crucero para todos los huéspedes, incluyendo el viaje aéreo, el hotel, el transporte terrestre, las excursiones pagadas por adelantado a la costa, las propinas y otros artículos”, después de las “circunstancias extraordinarias” a bordo.

“Además, no se cobrará a los huéspedes ningún gasto no contemplado a bordo durante el tiempo adicional a bordo. Princess Cruises también proporcionará a los huéspedes un futuro crédito de crucero igual a la tarifa pagada por el viaje que terminó el 4 de febrero”, dijeron.

Los miembros de la tripulación también recibirán sus propinas designadas por el trabajo realizado, añadió la compañía.

Descubra

Videos filtrados de China revelan lo que realmente está sucediendo en los hospitales | Coronavirus

TE RECOMENDAMOS