Aumento de costos de producción de vehículos eléctricos podría generar 1350 despidos en planta de Illinois

Por Naveen Athrappully
11 de Diciembre de 2022 2:25 PM Actualizado: 11 de Diciembre de 2022 2:25 PM

Más de mil empleados en la planta de ensamblaje de Stellantis en Illinois podrían perder sus puestos de trabajo, ya que la empresa está luchando contra el aumento de los costes de fabricación.

La planta de Belvidere emplea a alrededor de 1350 trabajadores y en ella se fabrica el SUV Jeep Cherokee. Stellantis planea detener indefinidamente las operaciones en la planta, lo que resultará en despidos indefinidos. El fabricante citó el aumento del costo de producción de los vehículos eléctricos como un factor en su decisión y agregó que es posible que no reanude las operaciones en el sitio mientras considera opciones alternativas.

La industria “se ha visto afectada negativamente por una multitud de factores como la actual pandemia de COVID-19 y la escasez mundial de microchips, pero el reto más impactante es el creciente costo relacionado con la electrificación del mercado automotriz”, dijo Stellantis en un comunicado.

Tim Ferguson, presidente del sindicato local 1268 de United Auto Workers (UAW), que representa a los trabajadores por hora de la planta de Illinois, citó documentos de la empresa en los que se afirma que la producción del Jeep Cherokee se está trasladando a la planta de Stellantis en Toluca, México y que la empresa tiene intención de cerrar la planta de Belvidere.

Stellantis, con sede en Amsterdam, insiste en que está estudiando la reconversión de la planta de Illinois, pero no reveló ningún plan concreto. Cindy Estrada, vicepresidenta de UAW, criticó a Stellantis por recibir “miles de millones en incentivos gubernamentales” para la transición a energías limpias y, sin embargo, no invertir ese dinero en “nuestras comunidades”.

El fabricante de automóviles había anunciado anteriormente sus planes para invertir más de 30,000 millones de euros (USD 31,600 millones) hasta 2025 para lograr la electrificación de su gama de vehículos.

Si bien la compañía espera que los vehículos eléctricos representen el 100 por ciento de sus ventas en Europa para fines de esta década, solo espera que los vehículos eléctricos representen el 50 por ciento de las ventas en Estados Unidos.

Aumento de costos y problemas de confiabilidad

El costo de producción de vehículos eléctricos aumentó enormemente durante la pandemia de COVID-19. Según la consultora global AlixPartners, el costo promedio de las materias primas para un vehículo eléctrico fue de USD 8255 por vehículo en mayo de 2022, lo que representa un aumento del 144 % en comparación con USD 3381 en marzo de 2020.

El aumento del coste se debe a materiales como el litio, el cobalto y el níquel, que son fundamentales para fabricar las baterías recargables utilizadas en los vehículos eléctricos.

Esta vista aérea muestra la plataforma de perforación de Controlled Thermal Resources (CRT) de litio en Calipatria, California, el 15 de diciembre de 2021. (Foto de ROBYN BECK/AFP a través de Getty Images)

En Estados Unidos, varios estados como Georgia, Tennessee, Carolina del Sur y Carolina del Norte han anunciado planes para incentivar la producción de vehículos eléctricos.

Mientras tanto, los vehículos eléctricos están demostrando ser menos confiables que sus alternativas de gasolina en Estados Unidos.

La encuesta anual sobre confiabilidad de automóviles 2022 de Consumer Reports, que abarcó 24 marcas de automóviles, reveló que los sedanes medianos o grandes que funcionan con gasolina, así como los vehículos híbridos, eran los vehículos más confiables vendidos en el mercado.

Los propietarios de vehículos eléctricos informaron de múltiples problemas con los motores eléctricos, las baterías y los sistemas de carga. Tesla, líder del mercado en ventas de vehículos eléctricos, tan solo ocupó el puesto 19 en la clasificación general de marcas.

Con información de Reuters. 


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.