Banca de Wall Street está preocupada por la recesión y la deflación de los precios de los activos

Por Bryan Jung
18 de Febrero de 2022 11:35 AM Actualizado: 18 de Febrero de 2022 11:35 AM

Algunas de las instituciones financieras más grandes de EE.UU. en Wall Street están preocupadas por el posible empeoramiento de la situación económica en los próximos meses, según altos ejecutivos bancarios que asistieron al Foro de Servicios Financieros de Credit Suisse, en Florida.

Reuters entrevistó a varios funcionarios bancarios clave en el foro de servicios financieros el 17 de febrero y les preguntó sobre sus perspectivas acerca de la situación económica para el próximo año.

Los banqueros están lidiando con el empeoramiento de las condiciones del mercado, citando el aumento de la inflación, el endurecimiento del crédito, la depreciación del valor de los activos y el aplazamiento de importantes acuerdos con empresas debido a la incertidumbre del mercado.

Los bancos también están tomando en consideración los aumentos anticipados de tasas múltiples por parte de la Reserva Federal y las continuas tensiones en Ucrania.

Varios bancos estadounidenses informaron resultados mixtos en sus informes de ganancias del cuarto trimestre en enero, después de que la Reserva Federal anunciara que reduciría sus compras de activos este año, lo que provocó la caída de los mercados.

La alta inflación y las expectativas de aumentos de tasas más agresivas por parte de la Reserva Federal han sacudido a los mercados en lo que va del año, lo que provocó que el S&P 500 cayera un 7 por ciento en lo que va del año, mientras que los rendimientos de los bonos aumentaron y la curva de rendimiento se aplanó.

La Fed ha indicado que probablemente comenzará a subir las tasas de interés en marzo, el primer aumento en más de tres años.

James Bullard, presidente del Banco de la Reserva Federal de St. Louis, repitió su llamado el 14 de febrero para que la Fed de eleve su tasa de referencia a corto plazo en un punto porcentual completo para el 1 de julio.

“Corremos más riesgo ahora que en una generación de que esto se salga de control”, dijo Bullard en un panel de discusión en la Universidad de Columbia.

Los economistas anticipan que la Fed optará por cinco o seis aumentos de tasas adicionales en incrementos de 25 puntos básicos este año.

El presidente ejecutivo, Brian Moynihan, dijo en la entrevista que el Bank of America (BoA) considera la alta inflación como una prueba de estrés en su cartera, debido a la preocupación de que la Fed no pueda controlar el aumento de los precios, lo que llevará al país a la recesión.

“Lo que perjudicará a la industria en general será si tienen que crear una recesión”, dijo Moynihan, “y ese no es su objetivo con seguridad, con suerte harán un gran trabajo al manejarlo… hacemos una prueba de estrés y estamos bien”.

Continuó diciendo que el negocio de mercados de capital de BoA ha disminuido en lo que va del primer trimestre, pero el banco continúa experimentando una sólida cartera de actividad de clientes.

El presidente ejecutivo de Goldman Sachs, David Solomon, también dijo que la actividad bancaria comercial y de inversión se ha desacelerado desde principios de año y que sigue siendo saludable.

Estuvo de acuerdo en que la inflación desenfrenada sería un obstáculo potencial para el crecimiento, ya que la economía se dirige hacia un entorno de alta inflación y una oferta monetaria limitada.

“Todo el mundo está acostumbrado a la apreciación de activos y es posible que tengamos un período de tiempo en el que haya menos apreciación de activos”, dijo.

Sin embargo, Mike Santomassimo, director financiero de Wells Fargo & Co., considera que el aumento de las tasas de interés es útil para el objetivo final del banco de alcanzar un rendimiento del 15 por ciento sobre el capital tangible.

Dijo que cuando las tasas de interés son más altas, los bancos ganan más dinero aprovechando la diferencia entre el interés que los bancos pagan a los clientes y el interés que pueden ganar al invertir.

“La cuestión será hacia dónde van los tipos y qué impacto tiene eso en la economía y el entorno en el que nos encontramos”, dijo Santomassimo.

Las empresas están comenzando a retrasar las transacciones debido a “mucha incertidumbre en el mercado durante las últimas semanas”, según la directora financiera de Morgan Stanley, Sharon Yeshaya.

“En este punto, no parece que el primer trimestre de 2022 vaya a ser igual que el primer trimestre de 2021”, dijo.

Los mercados se sacudieron el 17 de febrero después de que el presidente Biden advirtiera nuevamente que es “muy alta” la probabilidad de que Rusia invada a Ucrania y que podría producirse un ataque en “los próximos días”.

Las cifras semanales de solicitudes de desempleo llegaron a las 248,000, un aumento con respecto a la semana anterior, mientras que los permisos de vivienda para enero mostraron un aumento sorprendente, pero la construcción de viviendas quedó rezagada con respecto a las expectativas.

Las acciones se desplomaron al final de la jornada del 17 de febrero tras la noticia de que Rusia no había retirado sus tropas, ya que el Promedio Industrial Dow Jones perdió alrededor de 622,24 puntos, o un 1.8 por ciento, lo que supuso el peor resultado diario del año.

El S&P 500 cayó un 2.1 por ciento, mientras que el Nasdaq Composite cayó un 2.9 por ciento.

Las acciones bancarias bajaron un 3 por ciento en el índice bancario S&P 500.

Reuters contribuyó a este artículo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.