Bebé que pasó sobre el muro del aeropuerto de Afganistán se reunió con su familia, dice EE. UU.

Por Zachary Stieber
21 de Agosto de 2021 10:12 AM Actualizado: 28 de Agosto de 2021 6:33 PM

El bebé que se vio pasar por encima de una multitud que esperaba en el exterior del aeropuerto de Kabul, Afganistán, recibió tratamiento y se reunió con sus padres, informó este viernes el Pentágono.

“El padre pidió a los marines que cuidaran al bebé porque estaba enfermo”, dijo John Kirby, portavoz del Pentágono, dirigiéndose a los periodistas en Washington.

“Así, el marine que se ve en el muro lo llevó a un hospital noruego que está en el aeropuerto. Ellos trataron al niño y se lo devolvieron al padre”, añadió.

Kirby calificó lo ocurrido como “un acto de compasión” y dijo que no conocía ningún incidente similar.

Miles de afganos han estado esperando en el exterior del aeropuerto internacional Hamid Karzai, controlado por Estados Unidos, para tratar de obtener visas especiales que les permitan viajar a Estados Unidos o a otro país.

Las autoridades estadounidenses están preparando un espacio para decenas de miles de ciudadanos afganos, concediendo visas a aquellos que ayudaron a las tropas estadounidenses durante décadas de guerra, así como a los afganos que corren el riesgo de ser atacados por los talibanes si permanecen en su país.

El soldado estadounidense que ingresó el bebé en el aeropuerto formaba parte de la 24ª Unidad Expedicionaria de Marines, confirmó el portavoz del Cuerpo de Marines, el mayor Jim Stenger, a los medios de comunicación.

“Este es un verdadero ejemplo de la profesionalidad de los marines en el lugar, quienes están tomando decisiones rápidas en una situación dinámica en apoyo a las operaciones de evacuación”, dijo en una declaración.

Esta imagen facilitada a la AFP el 20 de agosto de 2021 por Omar Haidiri, muestra a un marine estadounidense agarrando a un bebé por encima de una valla de alambre de espino durante una evacuación en el aeropuerto internacional Hamid Karzai de Kabul el 19 de agosto de 2021. (Cortesía de Omar Haidiri/AFP vía Getty Images)

El caótico escenario de Kabul, que incluye a estadounidenses y otros extranjeros intentando pasar los controles talibanes para llegar al aeropuerto, dio lugar a momentos dramáticos como el del bebé pasado por encima del muro.

En otra instancia de esta semana, 823 ciudadanos afganos fueron embarcados en un avión C-17 Globemaster III estadounidense y trasladados a Estados Unidos. Esto supuso un nuevo récord para la aeronave, dijo el ejército, después de revelar que inicialmente no había contado los 183 niños que viajaban a bordo.

Los afganos se apresuraron a entrar en el avión vacío y se amontonaron. La tripulación decidió despegar en lugar de hacer que las personas se quedaran en su país.

El ejército estadounidense también divulgó esta situación como un ejemplo de que las tropas estadounidenses actuaron con humanidad y habilidad. El comandante del avión dijo que las tropas estaban salvando vidas.

“Mucha gente habla de las normas y capacidad. Nosotros fuimos entrenados para manejar eso, para rendir al máximo ese avión. Tenemos mujeres y niños y la vida de personas en juego. No se trata de la capacidad o de las normas y reglamentos, sino de la formación y las directrices que pudimos manejar para asegurarnos de que podíamos sacar a tantas personas de manera segura y eficaz”, dijo a CNN el teniente coronel Eric Kut, comandante de la misión.

Está previsto que las tropas de Estados Unidos permanezcan en Afganistán hasta el 31 de agosto, aunque los funcionarios sugirieron que esa fecha se retrasará si las evacuaciones no se completaron para entonces.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.