Beijing condena a un abogado chino de derechos humanos a cuatro años de prisión

Por Frank Fang
17 de Junio de 2020
Actualizado: 17 de Junio de 2020

Yu Wensheng, un abogado chino de derechos humanos que ha estado detenido durante más de 900 días desde que fue arrestado en enero de 2018, ha sido condenado a cuatro años de prisión.

La sentencia de Yu fue confirmada cuando su esposa, Xu Yan, envió una grabación de voz a los medios de comunicación. Según el periódico de Hong Kong, Apple Daily, que obtuvo la grabación, Xu dijo que su marido fue condenado en la mañana del 16 de junio.

Escuchándose angustiada, Xu dijo en la grabación que las autoridades chinas no contactaron a la familia de Yu o a sus abogados defensores ya que secretamente entregaron la pena de prisión. Ella cuestionó si había algún estado de derecho en China, ya que Yu fue sentenciado sin un juicio justo o acceso a su representación.

Xu añadió que su marido dejó claro que apelaría la sentencia; más tarde dijo al Apple Daily, que sus abogados apelarán el caso en los próximos diez días. Pidió ayuda a la comunidad internacional para “evitar que China intimide ilegal y arbitrariamente a su pueblo”.

Yu provocó la ira del régimen chino después de publicar una carta abierta en Twitter en enero de 2018, dirigida a altos funcionarios del Partido Comunista Chino (PCCh) que se reunieron en Beijing para una importante reunión política.

En la carta, ofreció varias sugerencias para reformar el sistema político de China, como que el líder chino sea elegido democráticamente.

Un día después de su publicación, la policía local puso a Yu bajo custodia cerca de su casa en Beijing. Luego fue llevado a la ciudad de Xuzhou, en la provincia costera de Jiangsu, China, y puesto bajo “vigilancia residencial”.

Yu fue sometido a un juicio secreto en Xuzhou el 9 de mayo de 2019. Ni Xu, ni sus abogados defensores fueron contactados con antelación.

En abril de este año, la fiscalía de Xuzhou acusó a Yu de “interferir en las funciones públicas” e “incitar a la subversión del poder del Estado”—una acusación general que Beijing suele utilizar contra los disidentes.

La esposa de Yu dijo que le preocupa que su marido se enfrente a una situación peor que la que vivió su colega, el abogado de derechos humanosWang Quangzhang.

Wang fue liberado a principios de abril después de cumplir una sentencia de 4 años y medio por cargos de “subversión del poder del Estado”.

Yu fue una vez un abogado defensor de Wang; los dos son bien conocidos por defender a los activistas y practicantes del grupo espiritual Falun Gong, una práctica de meditación que ha sido severamente perseguida por el régimen chino desde 1999.

Michael Caster, defensor de derechos humanos y cofundador de la ONG española, Safeguard Defenders, dijo que la sentencia era indignante.

“Una vez más, un abogado de derechos humanos en China que en un mundo mejor sería altamente condecorado por su convicción ha sido condenado injustamente después de una larga desaparición”, escribió Caster en un tuit.

El activista de derechos humanos de Hong Kong, Patrick Poon, tuiteó que la sentencia de Yu era “una vergüenza para el sistema de justicia penal de China”.

El partido prodemocrático de Hong Kong, Demosistō, comparó el caso de Yu con la inminente ley de seguridad nacional que se aplicará en la ciudad controlada por China.

“Se celebró un juicio secreto con su esposa notificada solo DESPUÉS de la decisión. Así es como China utiliza la Ley de Seguridad Nacional. Ahora Beijing lo aplica a HK y el gobierno de HK afirma que no tiene ningún impacto en las libertades civiles”, Demosistō declaró en un tuit.

El 28 de mayo, China aprobó una ley de seguridad nacional para Hong Kong después de una votación ceremonial de su legislatura títere. La ley tipificaría como delito a quienes se dedican a actividades relacionadas con la subversión, la sucesión, el terrorismo y la intervención extranjera. La ley se aplicará después de que los detalles sean redactados por Beijing.

Siga a Frank en Twitter: @HwaiDer


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Hong Kong: reprimen las nuevas protestas contra ley de “seguridad” china

TE RECOMENDAMOS