Candidata al Congreso de California propone prohibir inversiones de fondos públicos de pensiones en China

Por Nathan Su
10 de Octubre de 2022 6:27 PM Actualizado: 10 de Octubre de 2022 6:27 PM

Alison Hayden, que actualmente se presenta como candidata al Congreso por California, está tomando iniciativas para proteger a los jubilados públicos de la pérdida de dinero en sus cuentas de jubilación debido a inversiones de alto riesgo en China.

“Los estadounidenses jubilados, de 65 años o más, cobran sus jubilaciones, cerca del 50% de ellos están en los sistemas de jubilación federales o estatales”, dijo Hayden durante una entrevista con The Epoch Times. Hayden está en la papeleta de las próximas elecciones de noviembre para el 14º Distrito del Congreso de California.

“Si esos fondos de pensiones no son fiables y están asegurados, estamos ante un problema catastrófico”, afirmó Hayden.

En una iniciativa legislativa, Hayden ha expuesto cuatro razones por las que los fondos públicos de jubilación de Estados Unidos no deberían invertirse en acciones, bonos o fondos de inversión con sede en China:

-El régimen chino no permite la libre circulación de la información ni de los medios de comunicación independientes. Las autoridades chinas criminalizan activamente a cualquiera que informe sobre noticias políticas y económicas negativas de China.

-El sistema judicial de China no es independiente y suele fallar en contra de las empresas e inversores extranjeros con reclamaciones legítimas contra entidades chinas.

-En el pasado, empresas con sede en China, como Lukin Coffee (NASDAQ: LK) y Kingold (NASDAQ: KGJI), fueron sorprendidas con graves fraudes que perjudicaron a los inversores estadounidenses.

-A los trabajadores de China no se les permite formar sindicatos independientes.

Lukin Coffee es una empresa china de café y una cadena de cafeterías con sede en la ciudad de Xiamen, China. En abril de 2020, la empresa informó que había inflado sus ingresos por ventas en 2019 en cerca de 310 millones de dólares, lo que provocó el desplome de su cotización en bolsa. Posteriormente, la empresa dejó de cotizar en el NASDAQ en junio de 2020. Lukin se declaró en quiebra bajo el capítulo 15 en febrero de 2021.

Kingold Jewelry era una empresa china que cotizaba en el NASDAQ. Se informó que la empresa utilizó en 2020 83 toneladas de lingotes de oro como garantía de préstamo para asegurar un préstamo de 2800 millones de dólares. Esos lingotes de oro resultaron ser lingotes de cobre cubiertos de oro.

La sede de BlackRock en Manhattan, el 4 de noviembre de 2021. (Spencer Platt/Getty Images)

La iniciativa legislativa propuesta por Hayden también sugiere que los sistemas públicos de pensiones de Estados Unidos revelen su exposición a valores vinculados a China, Rusia y Bielorrusia, y que el Congreso de Estados Unidos establezca un comité especial de supervisión para evaluar los riesgos del entorno de inversión en China.

“Debemos proteger los ahorros duramente ganados de los jubilados estadounidenses y debemos proteger a los gobiernos locales y a los distritos escolares para que no se vean obligados a recortar servicios para cumplir con las obligaciones en materia de pensiones”, subrayó Hayden en su iniciativa legislativa.

“La verdad no es algo por lo que se conozca a China”, dijo Hayden, que criticó al régimen chino por impedir que las empresas chinas que cotizan en el mercado financiero estadounidense sean auditadas con las mismas normas de contabilidad de las empresas estadounidenses. En el pasado, los líderes del Partido Comunista Chino (PCCh) han utilizado la seguridad nacional como excusa para bloquear la solicitud de información contable original por parte de la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por su sigla en inglés).

En diciembre de 2020, el Congreso de EE. UU. aprobó la ley “Hacer responsables a las empresas extranjeras”, que obliga a la SEC a identificar a las empresas extranjeras que la comisión no pudo inspeccionar por completo. Según Junta de Supervisión Contable de Empresas Públicas (PCAOB, por sus siglas en inglés), actualmente, China y Hong Kong figuran como las únicas jurisdicciones extranjeras en las que la PCAOB carece del “acceso necesario para llevar a cabo la supervisión”. La PCAOB es una corporación sin ánimo de lucro creada por el Congreso y supervisada por la SEC.

Las empresas chinas “no tienen los requisitos a los que están sujetas las empresas estadounidenses y cualquier otra empresa extranjera”, señaló Hayden, y añadió que existe un chiste desde hace tiempo sobre la forma en que las empresas chinas llevan sus negocios: cada empresa tiene cuatro juegos de libros de contabilidad: “uno para el recaudador de impuestos, otro para el jefe, otro para la mujer del jefe y otro para los inversores extranjeros”.

Hyden nació en California, pero creció en Taiwán porque su padre sirvió en las Fuerzas Aéreas estadounidenses. Es licenciada en economía política por la UC Berkeley y tiene un máster en gestión por la London School of Economics. Se presenta como candidata republicana en su distrito.

Hyden cree que con los cambios de dirección de la política del gobierno estadounidense hacia China, los fondos públicos de jubilación elegirán India, Taiwán, Corea del Sur u otros países considerados aliados de Estados Unidos para sus mercados de inversión en el extranjero.

Epoch Times Photo
Los operadores trabajan en el parqué de la Bolsa de Nueva York a principios de 2011. A principios de junio, el vendedor en corto Muddy Waters Research publicó un informe que reducía drásticamente el valor de las acciones de Sino-Forest. Esta fue solo la primera de varias empresas chinas evaluadas por Muddy Waters. (Mario Tama/Getty Images)

“Cuando no tenemos un poder judicial justo, tanto si la empresa en la que inviertes tiene una disputa con el gobierno (chino) como con otra empresa china de propiedad nacional, no puedes confiar en que el tribunal te dé una sentencia justa”, dijo George Yang, que apoya el esfuerzo legislativo de Hayden. George es uno de los candidatos que se presentaron a superintendente de Instrucción Pública de California en las elecciones primarias de este año.

Durante una entrevista telefónica con The Epoch Times, Yang mencionó la experiencia de Sony como ejemplo para hablar de los problemas del sistema judicial chino y de los riesgos que corren las empresas occidentales que hacen negocios en China.

La sucursal china de Sony fue multada con 1 millón de yuanes (150,000 dólares) por el regulador del mercado de Beijing en octubre de 2020, porque la empresa japonesa intentó lanzar un nuevo producto en un día considerado ofensivo para las autoridades chinas.

El 30 de junio de 2020, Sony anunció que lanzaría un nuevo producto el 7 de julio, el aniversario de la agresión japonesa contra China en 1931, que marcó el inicio de la guerra chino-japonesa que duró 14 años y terminó en 1945. Las autoridades de Beijing consideraron que el comportamiento de Sony atentaba contra la dignidad y los intereses nacionales chinos. La rama china de Sony registró unos ingresos totales por ventas de 9 billones de yenes (70,000 millones de dólares) en 2020.

Yang dijo que si hubiera un poder judicial independiente en China, Sony lucharía en los tribunales, pero en China “no hay una definición clara sobre lo que es la ley y dónde se traza la línea”, comentó Yang.

Yang también utilizó el colapso de la industria china de la enseñanza para explicar por qué hacer negocios en China conlleva enormes riesgos. En julio de 2021, las autoridades educativas de Beijing introdujeron un cambio repentino en su política, prohibiendo todas las empresas privadas de tutoría con fines de lucro en las asignaturas principales. Gao Techedu Inc. (NYSE: GOTU), una de las empresas chinas de educación que cotizan en la Bolsa de Nueva York, vio cómo el precio de sus acciones se desplomaba en casi dos tercios después de la represión.

“Toda tu industria está muerta por una decisión (del gobierno). No sabes cuándo va a caer la decisión, no tienes tiempo para prepararte y no tienes forma de argumentar contra ella”, dijo Yang.

A Yang también le preocupa la creciente tensión en el estrecho de Taiwán. El régimen chino reclamó recientemente la soberanía sobre el estrecho de Taiwán, y el presidente Joe Biden ha declarado en repetidas ocasiones que las tropas estadounidenses defenderán a Taiwán en caso de una invasión china.

“Cuando se produzca una guerra entre China y Taiwán, todas esas inversiones quedarán bloqueadas”, dijo Yang, y añadió que “todos los fondos de pensiones dejarán de invertir en China hasta que haya claridad en estas áreas”.

Yang es un inmigrante chino que llegó a Estados Unidos en 1992, cuando tenía 15 años.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.