CBC excluye hechos cruciales sobre Epoch Times y nuestra cobertura de que Beijing encubrió el virus

Por Cindy Gu
29 de Abril de 2020 7:31 PM Actualizado: 29 de Abril de 2020 7:31 PM

The Epoch Times publicó recientemente una edición especial sobre cómo el encubrimiento de Beijing del brote de coronavirus provocó la pandemia global, con el titular en la primera página de “Cómo el Partido Comunista Chino puso en peligro al mundo”. Es una colección de ocho páginas con artículos de Epoch Times que se distribuyó en zonas específicas de Canadá, ya que creemos contiene información importante para los canadienses.

El 29 de abril, la CBC publicó un artículo dedicado a esta edición especial que es deliberadamente engañoso e intencionalmente excluye información crucial que entregamos a la CBC antes de la publicación del artículo. El único propósito parece ser desacreditar a The Epoch Times y nuestra cobertura sobre el coronavirus.

Una copia del correo electrónico que enviamos a la reportera de la CBC antes de la publicación se incluye al final de este artículo.

Me anima ver que la mayoría de los comentarios en el artículo de la CBC critican el contenido. Al final de este artículo incluimos algunos de los comentarios.

El titular de la CBC parece hablar por todos los canadienses al decir “‘Racista y provocadora’: Los canadienses, molestos por la afirmación del Epoch Times de que China está detrás del virus, creado como un arma biológica”.

¿Cómo sabe la CBC cómo se siente la mayoría de los canadienses sobre nuestra cobertura?

El artículo cita a una persona que siente que nuestra cobertura sobre la responsabilidad del PCCh en la pandemia de coronavirus es “racista y provocadora”. ¿Es la opinión de un individuo la fuente de un titular que habla por todos los canadienses?

El titular de la CBC se centra en una pequeña parte de nuestra edición especial de ocho páginas, un artículo de opinión que habla del historial de altos funcionarios del PCCh que hablaron sobre el desarrollo de armas biológicas. Pero este artículo de opinión no afirma que el laboratorio de Wuhan estaba desarrollando armas biológicas, al contrario de lo que se afirma en el titular.

La CBC omitió a propósito que nuestros fundadores eran inmigrantes chinos, lo cual fue aclarado en un correo electrónico a la reportera. Somos el medio de comunicación que le dice a la gente que esta pandemia no es culpa del pueblo chino, sino del Partido Comunista. El pueblo chino ha sido víctima del manejo de esta pandemia por parte del PCCh. Al discutir el rol del PCCh, estamos realmente defendiendo al pueblo chino.

Dejar en claro la verdad sobre el rol del PCCh también ayudará a eliminar la tensión racial.

La propaganda del PCCh es el origen de identificar al PCCh como China, y el PCCh trabaja continuamente para enfatizar esto, no solo en sus propios medios de comunicación controlados por el Estado, sino en los medios de comunicación de todo el mundo. Esta identificación se aprovecha del patriotismo del pueblo chino y de las preocupaciones de los occidentales sobre el racismo, para defender al PCCh. Y así los nobles motivos de la gente se utilizan para enredarlos en el mal comportamiento del PCCh. Si la gente lee nuestro periódico, entenderá mejor estos temas.

No hay equilibrio en el artículo de la CBC. La periodista eligió a propósito unas pocas voces que tienen opiniones unilaterales y las usó para desacreditarnos. El artículo no incluye comentarios de ninguna persona que pueda estar en desacuerdo con las críticas de la CBS.

De hecho, hemos recibido una gran cantidad de comentarios por teléfono o correo electrónico en relación con esta edición especial. Muchos canadienses aprecian mucho nuestro trabajo. A veces la gente llama a nuestra oficina y son muy críticos, pero cuando hablamos con ellos, a menudo nos damos cuenta de que no se tomaron el tiempo de leer nuestro contenido, sino que simplemente echaron un vistazo a la portada y llegan a una conclusión apresurada. Cuando les explicamos nuestro contenido y les pedimos que lo lean, por lo general cambian de actitud y de opinión.

El artículo de la CBC intenta desacreditar nuestra cobertura sobre China. De hecho, China es el tema más difícil de cubrir para los medios de comunicación debido a la falta de transparencia del régimen del PCCh. Sin embargo, tenemos más conexiones dentro de China que otros y hemos reportado información vital antes que muchos otros medios.

Empezamos a informar sobre el virus de Wuhan el 31 de diciembre e informamos sobre el encubrimiento de las cifras reales a principios de febrero. Si más gente hubiera leído The Epoch Times, nuestro país podría haberse preparado mejor. En nuestra opinión, no hay suficiente información veraz sobre China y sobre la naturaleza de su régimen comunista.

El artículo de la CBC usa la persecución a Falun Gong en China para catalogarnos injustamente como un medio de comunicación con una agenda y luego tergiversa esa persecución.

Es una gran irresponsabilidad decir “Sus seguidores dicen que el gobierno chino los persigue y oprime sus derechos religiosos”, como si la evidencia de la persecución a Falun Gong dependiera solo de lo que dicen sus practicantes. Con una investigación básica, la CBC podría haber sabido que tanto el Congreso de Estados Unidos como el Parlamento Europeo han aprobado resoluciones, pidiendo al PCCh que detenga esta persecución y planteando sus preocupaciones o condenando explícitamente la sustracción forzada de órganos que ha tenido como objetivo a los practicantes de Falun Gong.

En cuanto a la persecución, una fuente de la CBC dice que podría haber “ciertas exageraciones”, minimizando así una severa persecución que ha provocado indescriptible sufrimiento y muerte.

El artículo menciona hechos simples erróneos. Por ejemplo, la primera frase nos describe como “un periódico gratuito que típicamente se encuentra en las cajas de la calle”. The Epoch Times en Canadá detuvo la distribución mediante cajas en la calle el pasado mes de julio y solo está disponible a través de suscripciones pagadas y entrega a domicilio.

Este artículo afirma que la compañía Shen Yun Performing Arts es parte del Epoch Media Group. No lo es.

Entendemos que diferentes lectores pueden tener diferentes opiniones, y que tienen el derecho a elegir qué periódico leer. Pero tener diferentes voces dan a la gente más opciones, y hacen que la sociedad sea más saludable. Este artículo de la CBC tiene como objetivo apagar nuestra voz. En lugar de debatir sobre los detalles y señalar errores concretos de información, cita algunas voces críticas con el fin de desacreditarnos.

Hemos recibido numerosos premios por nuestra cobertura, entre otros de la Sociedad de Periodistas Profesionales y de la Asociación de Prensa de Nueva York.

También recibimos un premio nacional por nuestra cobertura del SARS en Canadá, después de haber estado entre los primeros medios de comunicación que divulgaron la historia del SARS en 2003, tres semanas antes de que el régimen chino admitiera que había una epidemia.

Cindy Gu es la directora editorial de las ediciones canadienses de The Epoch Times.

******

Correo electrónico enviado a la reportera de la CBC antes de la publicación

El correo electrónico incluye un mensaje a la reportera de la CBC, información que vale la pena destacar e información sobre la Edición Especial.

Hola Katie,

Gracias por la consulta.

1) The Epoch Times fue fundado por inmigrantes chinos en Norteamérica que huyeron de la persecución comunista en su país de origen. Todos nuestros editores y reporteros en China fueron arrestados, algunos sufrieron largas sentencias de prisión y brutales torturas. Tenemos conexiones en China con personas que nos brindan información exclusiva sobre la que reportamos. Por ejemplo, aquí y aquí hay dos artículos recientes sobre el brote de virus basados en documentos internos del gobierno filtrados a The Epoch Times. The Epoch Times ha sido el primero en publicar muchas historias importantes relacionadas con China en las últimas dos décadas.

2) Empezamos a informar sobre la preocupante situación del virus el 31 de diciembre de 2019. A principios de febrero informamos que el número real de muertes e infecciones dentro de China era al menos 10 a 20 veces las cifras oficiales del gobierno chino, mucho antes que otros medios de comunicación. Si más gente hubiera leído nuestros artículos, el mundo habría estado mejor preparado. La información oportuna puede salvar vidas.

3) The Epoch Times ha estado recientemente “dando muestras” de copias de una edición especial sobre el encubrimiento de Beijing que provocó una pandemia mundial en zonas seleccionadas porque consideramos que esa información es importante para los canadienses. Consideramos dar estas muestras como un acto de buena ciudadanía.

Entregar muestras se refiere a la distribución de copias de un periódico a vecindarios específicos. Es una forma estándar de aumentar la conciencia de marca y obtener nuevos suscriptores.

4) Algunas personas pueden haber mezclado erróneamente las críticas al Partido Comunista Chino (PCCh) con las críticas al pueblo chino. El Partido Comunista Chino no representa al pueblo chino ni a China. Entender la diferencia es vital y eliminará la tensión racial, ya que la gente llega a entender que la crítica sobre el manejo del virus es hacia el PCCh, no hacia el pueblo chino.

La confrontación actual es entre el PCCh y la gente del mundo, tanto dentro como fuera de China. Tanto el pueblo chino como el canadiense son víctimas del encubrimiento del PCCh.

No somos los únicos que señalamos la distinción entre el PCCh y China. Consideremos estos recientes titulares: Washington Post: “No culpen a ‘China’ por el coronavirus — culpen al Partido Comunista Chino”; Globe and Mail: “El coronavirus expone la mentira en el corazón de la China comunista”; National Post: “El régimen comunista de Beijing es el mayor ‘virus de China’ que amenaza nuestra supervivencia”.

5) En cuanto al laboratorio de Wuhan, es una pequeña parte de nuestra cobertura sobre el coronavirus. China silenció a los primeros denunciantes, destruyó muestras y falsificó datos. Simplemente hicimos preguntas como muchos otros. En el pasado, altos oficiales militares del PCCh hablaron abiertamente sobre el desarrollo de armas biológicas. El hecho de si el virus fue o no creado en un laboratorio, no ha sido probado ni desmentido en este momento.

En nuestro documental solo planteamos preguntas, nunca descartamos un origen natural y no afirmamos que el virus haya sido creado en un laboratorio. El documental es muy meticuloso al no dar ninguna conclusión definitiva sobre el origen. Presenta los hechos conocidos y opiniones de expertos.

6) Mientras que la mayoría de los periódicos han experimentado un descenso en la circulación, The Epoch Times ha crecido en los últimos años, en contra de la tendencia.

————

Merece la pena mencionar:

The Epoch Times fue uno de los primeros en informar sobre el brote de SARS en 2003, tres semanas antes de que el régimen chino admitiera públicamente que había un brote. Nuestra temprana cobertura del brote de SARS le valió a nuestra edición china un premio nacional del Consejo Nacional de Prensa y Medios de Comunicación Étnicos de Canadá.

Según un estudio reciente de la Universidad de Southampton, si “las intervenciones no farmacéuticas—como la detección temprana, el aislamiento de los casos, las restricciones a los viajes y el cordón sanitario (…) hubieran podido realizarse una semana, dos semanas o tres semanas antes, los casos podrían haberse reducido en un 66, 86 y 95 por ciento, respectivamente, limitando significativamente la propagación geográfica de la enfermedad”.

El Dr. Shawn Whatley, expresidente de la Asociación Médica de Ontario, dijo: “Me enteré del daño causado por el nuevo y agresivo virus de Wuhan por The Epoch Times. Felicitaciones a ET por hacer lo que pagamos a los departamentos de salud con miles de millones de dólares”.

———-

Acerca de la Edición Especial:

Nuestra Edición Especial presenta parte de nuestra cobertura sobre el virus que ha engullido al mundo, causando una seria amenaza para la salud y el modo de vida de las personas. Ha habido múltiples informes y estudios, e incluso observaciones de los gobiernos, que señalan que si el régimen comunista chino hubiera sido franco antes sobre el brote y los riesgos, se podrían haber salvado muchas vidas y el daño a las economías habría sido mínimo.

La Edición Especial profundiza en temas como la forma en que el encubrimiento del Partido Comunista Chino provocó una pandemia, la forma en que el régimen persiguió a los profesionales médicos en China que trataron de difundir información sobre el brote, la forma en que sigue ocultando la verdadera escala de la pandemia y el número de muertes en China, y la forma en que ha puesto en marcha una campaña mundial de desinformación para echar la culpa de la pandemia a otros.

Saludos,

Cindy Gu

Directora editorial, The Epoch Times Canada

******

Selección de los comentarios de los lectores del artículo de la CBC

  • Brad Mercier
  • Hace 17 minutos

Me anima ver que la mayoría de los comentarios son críticos con este artículo de la CBC y la forma en que defiende la legítima crítica al PCCh. La desinformación y el control de la narrativa es común en nuestra emisora nacional y este es otro ejemplo.

  • John Burnaby
  • Hace 22 minutos

Muchos medios de comunicación, incluyendo la CBC, no lo entienden. El PCCh es una organización malvada. Buscan lo mejor para ellos mismos a expensas de todo y de todos los demás. Canadá necesita verlos no como amigos, sino como adversarios, como Rusia, Corea del Norte, etc…

  • Mark Williamson
  • Hace 23 minutos

Este artículo está siendo rápidamente enterrado y con razón. Por favor, no use el término “canadienses” cuando solo habla de un puñado de personas que comparten su punto de vista.

  • Sandra Rivera
  • Hace una hora

La CBC debe ser investigada por escribir un artículo de propaganda tan descaradamente pro Partido Comunista de China. Información errónea y declaraciones engañosas.

  • Mary Lucas
  • Hace 4 minutos

Encuentro que Epoch es una de las fuentes de noticias más objetivas y fiables. No les gusta el Partido Comunista Chino, y lo dejan claro. Por el contrario, encuentro mucha desinformación de las fuentes de la corriente principal canadiense. También me horroriza que la CBC parezca pensar que los trabajadores postales deben estar de acuerdo con el contenido de sus entregas. Este artículo parece tener la intención de ser un artículo de desprestigio contra Epoch Times.

  • Sandra Rivera
  • Hace 14 minutos

Escribí en CBC y encontré este artículo. Al principio pensé que era la página web de la Corporación de Radiodifusión de China.

  • Fred Thiolla
  • Hace 24 minutos

El titular de Epoch Times es: “Cómo el Partido Comunista Chino puso en peligro el mundo”

Ahora dime ¿cómo ALGUIEN puede interpretar eso como un odio que se agita o ser r*cista? Un intento absolutamente ridículo de defender al PCCh. El artículo debe ser criticado por impulsar afirmaciones falsas, no por cuestionar a Beijing.

  • Elias Eliot
  • Hace una hora

El título que dice “Canadienses molestos” es extremadamente engañoso. Quizás “algún canadiense” sería más apropiado. Pero la integridad del periodismo ha estado en declive durante demasiado tiempo y tristemente las cosas siguen empeorando.

  • Mike Smith
  • Hace 48 minutos

Gracias Epoch Times por al menos abrir la discusión y nuestro derecho a cuestionar.

  • Charels Latner
  • Hace 28 minutos

La verdad no será suprimida, Gracias Epoch….

Y sí, gracias CBC por iluminar a los canadienses sobre esta gran publicación.

Extraño, pero aún así,

Gracias.

  • Greg Dear
  • Hace una hora

Básicamente, este artículo intenta convencernos de que la crítica al Partido Comunista Chino (PCCh) es lo mismo que la crítica al pueblo chino e incluso lo mismo que el racismo contra los chinos. Supongamos que lo creemos. Las preguntas son

¿Es la crítica al gobierno iraní racismo contra el pueblo iraní?

¿Criticar al gobierno norcoreano es racismo contra el pueblo coreano? etc., etc.

  • Mike Smith
  • Hace 18 minutos

La democracia se construye sobre el derecho a cuestionar y la libertad de tener opiniones diferentes aunque no estés de acuerdo con ellas. Nunca debemos temer o peor aún tratar de aplastar las opiniones de nadie. Si son completamente falsas tenemos que tener fe en que la verdad prevalecerá y así será, pero solo ocurre cuando estamos dispuestos a explorar todas las posibilidades.

Las afirmaciones instantáneas de rac… es una defensa cobarde.

  • Brian Robertson
  • Hace 34 minutos

La acusación de racismo ha sido tan sobreutilizada y abusada que el término ya no tiene sentido.

¿Y la acusación de ser provocadora?

No me hagas reír.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

China enfrenta las críticas por su desinformación sobre el virus y EE. UU.

Las opiniones expresadas en este artículo son propias del autor y no necesariamente reflejan las opiniones de The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.