China aumenta presupuesto de defensa y primer ministro ordena a militares prepararse para la guerra

Por Nicole Hao
09 de Marzo de 2021
Actualizado: 09 de Marzo de 2021

China aumentará su presupuesto militar a 1.35 billones de yuanes (unos 207,800 millones de dólares) en 2021, lo que supone un 6.8 por ciento más que en 2020, según informó el 6 de marzo la prensa estatal china. Un experto dijo a The Epoch Times que la principal prioridad del Partido Comunista Chino (PCCh) es fortalecer su ejército.

Durante la reunión anual más importante del partido gobernante, conocida como las “dos sesiones”, el 5 de marzo, el primer ministro Li Keqiang dijo: “[Debemos] reforzar exhaustivamente los ejercicios militares y prepararnos plenamente para la guerra”.

“Construir un ejército fuerte es una de las principales tareas de[l mandatario chino] Xi Jinping. Su lema es la construcción de una ‘China fuerte'”, dijo Tang Jingyuan, comentarista de asuntos chinos con sede en EE. UU., a The Epoch Times el 7 de marzo. “Creo que Xi tomará medidas agresivas después de que pueda asumir otro mandato [en 2022]”.

Presupuesto militar

El periódico Cankao Xiaoxi, operado por la agencia estatal china Xinhua, informó sobre el presupuesto militar de China el 6 de marzo.

El artículo no citaba ninguna cifra oficial, sino que afirmaba que los datos procedían de dos medios de comunicación extranjeros. Esta es una forma típica mediante la cual el régimen chino publica información que podría cambiar en el futuro o que no quiere anunciar oficialmente.

El artículo decía que China gastaría 1.35 billones de yuanes (unos 207,800 millones de dólares) en el ejército en 2021, lo que supone un 6.8 por ciento más que el presupuesto de 2020.

Soldados chinos marchan durante un desfile militar en la base de entrenamiento de Zhurihe, en la región norteña de Mongolia Interior, el 30 de julio de 2017. (STR/AFP vía Getty Image)

El 5 de marzo, el primer ministro Li Keqiang anunció: “El objetivo de la tasa de crecimiento del producto interior bruto [PIB] de China en 2021 no es inferior al seis por ciento”. El presupuesto de defensa aumentará un 6.8 por ciento, lo que supone un 0.8 por ciento más que el PIB estimado y coincide con las inversiones del régimen chino en años anteriores.

El presupuesto militar de China aumentó un 6.6 por ciento en 2020, un 7.5 por ciento en 2019, un 8.1 por ciento en 2018, un 6.94 por ciento en 2017 y un 7.46 por ciento en 2016, cifras todas ellas superiores a la tasa de crecimiento del PIB anual, según informó el diario estatal 21st Century Business Herald el 6 de marzo.

En 2020, la economía china se vio afectada por la pandemia de la COVID-19, las inundaciones, las sequías, las langostas y la peste porcina africana, y las exportaciones estuvieron en caída libre durante meses.

El PCCh afirmó que su tasa de crecimiento del PIB fue del 2.3 por ciento en 2020, pero varios economistas chinos no creyeron los datos y estimaron que la tasa de crecimiento real podría ser negativa. Ese mismo año, China aumentó su presupuesto de defensa en un 6.6 por ciento y gastó 1.27 billones de yuanes (194,000 millones de dólares) en gastos militares.

Ambición

Li Keqiang dijo en su informe de las “dos sesiones” que China planeaba reforzar sus fuerzas armadas en 2021 mediante la aplicación de cinco aspectos: política, reforma, tecnologías, talentos y gestión mediante leyes.

Li también pidió a los gobiernos locales de diferentes niveles que apoyaran el desarrollo del ejército.

En el borrador del documento, titulado “El decimocuarto plan quinquenal para el desarrollo económico y social nacional de China y el esbozo de los objetivos a largo plazo para 2035”, que se dio a conocer por primera vez en las “dos sesiones” del 5 de marzo, el régimen hizo hincapié en que los militares deben ser leales al PCCh. El documento también decía que el desarrollo de tecnologías en los siguientes campos es crucial: océano, espacio, ciberespacio, biología, nueva energía, inteligencia artificial (IA) y tecnología cuántica.

El plan decía que los desarrollos tecnológicos deben realizarse a través de la cooperación entre los militares y los civiles, lo que el régimen chino llamó “fusión civil-militar”.

El documento explicaba: “Los militares y los civiles deben planificar el desarrollo de la tecnología en conjunto, compartir los recursos y las instalaciones entre sí, transferir las tecnologías para ambos usos y codesarrollar los negocios clave”.

El plan mencionaba los recursos humanos: “Reforzar la formación conjunta del personal militar y civil, completar el sistema que apoya al personal para trabajar tanto para militares como para civiles, establecer certificaciones de cualificación comunes [que acepten tanto militares como civiles]”.

El plan reiteró varias veces la necesidad de modernizar y desarrollar armamento avanzado y de equipar a los militares con armamento inteligente.

Marinos chinos marchan en formación durante un desfile para celebrar el 70 aniversario de la fundación de la República Popular China en la Plaza de Tiananmen en Beijing, China, el 1 de octubre de 2019. (Kevin Frayer/Getty Images)

Objetivo

Las autoridades chinas siguen diciendo que el desarrollo del ejército tiene fines de defensa.

El 28 de febrero, el Ministerio de Defensa Nacional chino publicó una pregunta en su cuenta oficial de WeChat: “China sigue reforzando su fuerza militar y mostrando sus músculos al mundo [en los últimos años]. China se vuelve cada vez más agresiva cuando tiene disputas con los países vecinos. ¿Significa esto que China ha cambiado su política de defensa defensiva?”

El Ministerio de Defensa afirmó entonces que China no persigue la hegemonía ni la expansión, y que cree en la defensa defensiva.

Sin embargo, el ejército chino se ha vuelto más agresivo en el estrecho de Taiwán y en el mar de China Meridional, como la realización de ejercicios militares, el despliegue de un portaaviones y el envío de aviones de guerra para entrar en el espacio aéreo de Taiwán. En agosto de 2020, Beijing lanzó misiles balísticos al mar de China Meridional para apuntar a imaginarios portaaviones extranjeros.

Vehículos militares que transportan misiles balísticos DF-26 pasan por delante de la Puerta de Tiananmen durante un desfile militar el 3 de septiembre de 2015 en Beijing. (Andy Wong – Pool /Getty Images)

“Es bien sabido que el régimen chino desea ansiosamente unificar Taiwán [con el continente]”, dijo el analista de asuntos chinos radicado en Estados Unidos Tang Jingyuan. “Es solo una cuestión de tiempo”.

Tang cree que Xi Jinping quiere que China compita con Estados Unidos, y que es la razón por la que fijó el lema político de su administración “China fuerte”. El eslogan de Xi es diferente del “levántate” del antiguo mandatario chino Mao Zedong y de la “China rica” de Deng Xiaoping.

“El gobierno chino llama a Taiwán isla del tesoro. Quiere ocupar Taiwán, lo que puede hacer más fuerte al régimen de Beijing”, añadió Tang.

Basándose en su observación, Tang cree que Xi planea unificar Taiwán con el continente durante el mandato del presidente estadounidense Joe Biden.

“Las autoridades de Beijing han temido a Estados Unidos y a sus aliados cuando pensaron en unificar Taiwán por la fuerza en las últimas décadas. Ahora la economía estadounidense está muy afectada por el virus del PCCh (Partido Comunista Chino) [comúnmente conocido como nuevo coronavirus], y Biden es blando con China. Es una buena oportunidad para que Beijing inicie una guerra en el estrecho de Taiwán. Pero ahora no es un buen momento”, dijo Tang.

Camiones con misiles chinos pasan por la Plaza de Tiananmen y el Gran Salón del Pueblo durante un desfile militar en Beijing el 3 de septiembre de 2015. (Kevin Frayer/Getty Images)

Los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022 tendrán lugar en Beijing y comenzarán el 4 de febrero de 2022. El evento pretende promover la paz, pero China perderá el papel de anfitrión si lanza una guerra antes o durante los juegos.

“El punto más importante es que Xi Jinping se preocupa por su posición en el régimen, o más exactamente en el Partido. [Los antiguos líderes] de la facción de Jiang Zemin y los partidarios de Hu Jintao no apoyan a Xi”, dijo Tang. “Si Xi lanza la guerra ahora, perderá su poder si no puede unificar Taiwán en un plazo muy corto (…) algo así como en una semana”.

“La primera prioridad actual de Xi es mantener su posición para otro mandato, que se determinará en otoño de 2022”, añadió Tang. “Si la Administración Biden no muestra un apoyo claro y fuerte [a Taiwán], Taiwán estará en peligro en ese momento”.

El ejército estadounidense trata al régimen chino como una amenaza y envía regularmente portaaviones al mar de China Meridional.

El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, dijo en un mensaje a las Fuerzas Armadas de Estados Unidos el 4 de marzo: “El Departamento dará prioridad a China como nuestro desafío número uno en materia de ritmo y desarrollará los conceptos, capacidades y planes operativos adecuados para reforzar la disuasión y mantener nuestra ventaja competitiva”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS