China quiere controlar la nube

Por John Mac Ghlionn
25 de Mayo de 2022 3:40 PM Actualizado: 25 de Mayo de 2022 3:40 PM

Opinión

El Partido Comunista Chino (PCCh) no es fanático de las criptomonedas, especialmente del Bitcoin. No es sorprendente que las élites de Beijing tampoco estén interesadas en las NFT. Lo que tiene sentido. Ambos son activos altamente especulativos. Sin embargo, cuando se trata de blockchain, la tecnología subyacente que impulsa Bitcoin y las NFT, el PCCh parece estar muy interesado en esta pieza, verás por qué.

En 2019, el líder chino Xi Jinping habló con entusiasmo sobre el blockchain. Hizo un llamado a los empresarios y líderes tecnológicos de todo el país para que “aprovechen la oportunidad” que representa la tecnología revolucionaria. El surgimiento de blockchain, según Xi, marcó un “avance importante en la innovación independiente de tecnologías centrales”.

Hizo hincapié en que era necesario acelerar un mayor desarrollo del blockchain, que se configura en gran medida una tecnología central.

En un artículo anterior, describí cómo funciona blockchain con bastante detalle. Aunque hay cuatro tipos de estructuras de cadenas de bloques (blockchain), solo debemos preocuparnos por dos de ellas: Las cadenas de bloques públicas y las privadas. Las primeras son de una naturaleza que no exige autorizaciones. Completamente descentralizada, permite que cualquiera se una. La última, por su parte, es controlada por administradores de red aprobados. Los participantes deben obtener la aprobación antes de unirse a la red.

No debería sorprendernos saber que el PCCh está muy a favor de las cadenas de bloques privadas. La pregunta, sin embargo, es ¿por qué?

¿Por qué el PCCh está tan interesado en la tecnología blockchain?

Es simple: Por los datos.

Quién controla los datos controla el futuro

Hace dos años, el PCCh lanzó la Red de Servicios basada en Blockchain (BSN), una “infraestructura común para el despliegue y operación de aplicaciones de blockchain a nivel mundial”, según su sitio web. Sí, mundial.

Los miembros clave de la BSN incluyen a China Mobile, China UnionPay y Red Date Technology, el “arquitecto técnico detrás de BSN”.

El CEO de Red Date Technology, Yifan He, le dijo a CNBC que la tecnología blockchain tiene el potencial de “cambiar todo Internet y casi toda la arquitectura de los sistemas informáticos.

Otro gurú del blockchain, Paul Triolo, se sumó a la opinión de He. “La tecnología de cadena de bloques”, dijo Triolo, “es muy importante para China, ya que los funcionarios del gobierno la ven como una barrera baja para el sector de la tecnología de entrada y quieren que las empresas chinas impulsen el uso de aplicaciones de cadena de bloques para resolver problemas del mundo real”.

Foto de Shubham Dhage en Unsplash

Mientras Estados Unidos y la Unión Europea usan la tecnología blockchain para rastrear las emisiones de carbono, China planea usarla por razones muy diferentes. El PCCh quiere controlar la mayor cantidad de datos posible, no solo en China sino también a nivel internacional. Si los desarrollos actuales sirven de algo, el PCCh planea usar la BSN para lograr este objetivo bastante preocupante.

Como señaló el artículo de la CNBC, el BSN se centra en trabajar con grandes empresas internacionales, “en particular, aquellas que operan infraestructura de computación en la nube”. Piense en empresas como Amazon y Microsoft, dos grandes agentes de la nube, por ejemplo.

Algunos lectores pueden preguntarse qué es la nube y su propósito exacto.

En el mundo virtual, la nube lo es todo. Microsoft define la computación en la nube como “la entrega de servicios informáticos, incluidos servidores, almacenamiento, bases de datos, redes, software, análisis e inteligencia, a través de Internet (‘la nube’) para ofrecer una innovación más rápida, recursos flexibles y economías de escala”.

Ahora, China quiere usar la BSN para controlar estos servicios.

Según el mencionado He, dentro de una década, “todas las nubes tendrán un entorno de cadena de bloques estándar para manejar todas las aplicaciones relacionadas con la cadena de bloques”. El BSN pretende ser una “ventanilla única” para todas las actividades relacionadas con blockchain en la nube.

Cualquiera que esté familiarizado con la computación en la nube sabe que, en teoría, eres el propietario de los datos que creas y subes. Sin embargo, los proveedores de servicios en la nube son realmente los que tienen el control total de sus datos.

Alrededor del 90 por ciento de las empresas de todo el mundo ahora usan sistemas basados en la nube. Muchas de estas empresas, como Amazon y Microsoft, tienen muchos datos sobre usted, el cliente. Todos los días se generan 2.5 exabytes de datos. Para poner esta cifra bastante enigmática en perspectiva, Google, el motor de búsqueda de referencia, almacena alrededor de 10 exabytes.

¿Es una sorpresa que la BSN (simplemente una extensión del PCCh) quiera una porción del pastel denso de datos? En resumen, no. En lo más mínimo. China es esencialmente un panóptico digital, un país basado en la recopilación de datos y la vigilancia interminable.

Para concluir, es importante enfatizar que la tecnología blockchain y la nube pueden usarse como fuerzas para el bien. Sin embargo, al igual que un cuchillo de pan en las manos equivocadas puede convertirse en un arma mortal, la tecnología suprema en las manos equivocadas puede convertirse en un arma.

Las cantidades excesivas de datos confidenciales en manos de Beijing son francamente aterradoras. Con la BSN, el PCCh quiere controlar el almacenamiento de datos: Mis datos, sus datos, los datos de todos. ¿Este sueño se hará realidad? No apuestes en contra. El régimen chino ha estado tramando y planificándolo durante años.

Las opiniones expresadas en este artículo son las opiniones del autor y no reflejan necesariamente las opiniones de The Epoch Times.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.