Cierre parcial del gobierno de Estados Unidos podría continuar hasta el próximo año

Por Bowen Xiao - La Gran Época
24 de Diciembre de 2018 Actualizado: 24 de Diciembre de 2018

El presidente Donald Trump canceló los planes para unas vacaciones de Navidad programadas en Florida debido al cierre parcial del gobierno que comenzó oficialmente el 22 de diciembre, anunció la Casa Blanca el mismo día.

La secretaria de prensa, Sarah Sanders, dijo que la primera dama Melania Trump, que había viajado a Florida, regresará a Washington. El Presidente planeaba pasar 16 días en el club Mar-a-Lago con su familia, pero advirtió anteriormente que permanecería en la capital si el Congreso no llegaba a una solución.

“Debido al cierre, el presidente Trump permanecerá en Washington, DC, y la Primera Dama regresará de Florida para que puedan pasar la Navidad juntos”, dijo Sanders en un comunicado.

El Senado suspendió la sesión después de que los legisladores no lograron ponerse de acuerdo en la legislación presupuestaria, incluida la solicitud de Trump de financiamiento para un muro en la frontera con México. El líder republicano en el Senado, Mitch McConnell, envió a los senadores a sus casas hasta el 27 de diciembre, luego de que se hizo evidente que no había esperanzas para un nuevo acuerdo sobre el presupuesto.

“Este es un cierre parcial que afecta al 25 por ciento del gobierno. No es una situación normal en la que todo el financiamiento discrecional haya caducado”, dijo un alto funcionario de la administración a periodistas en una llamada realizada el 21 de diciembre. “Estamos tratando con aproximadamente el 15 por ciento de la fuerza laboral federal”.

El director de la Oficina de Administración y Presupuesto (OMB, por sus siglas en inglés) y jefe de gabinete en funciones, Mick Mulvaney, dijo el 23 de diciembre que el cierre parcial podría continuar hasta el próximo año, y que la Casa Blanca había reducido los USD 5.000 millones solicitados en fondos para el muro fronterizo con la esperanza que los demócratas pudieran subir la cantidad de USD 1.300 millones puesta anteriormente en la mesa de negociaciones.

“Nos movimos de los 5.000 y esperamos que ellos suban de sus 1.300”, dijo Mulvaney a Fox News.

Mulvaney no mencionó la nueva cantidad solicitada y dijo que los demócratas “se están moviendo en la dirección equivocada” después de haber ofrecido USD 1.600 millones en fondos hace unas dos semanas. Además explicó que la Casa Blanca ofreció “una contraoferta” el 22 de diciembre al líder de la minoría del Senado, Chuck Schumer, demócrata de Nueva York, y todavía está esperando una respuesta.

También destacó que los sueldos federales se pagarían el 28 de diciembre, y que solo el próximo período de pago, programado para el 11 de enero, se vería afectado.

“Es muy posible que este cierre vaya más allá del 28 y hacia el nuevo Congreso”, dijo Mulvaney.

Trump volvió a apelar el muro fronterizo en Twitter el 23 de diciembre.

“La única forma de evitar que las drogas, las pandillas, la trata de personas, los elementos criminales y muchas otras cosas lleguen a nuestro país es con un muro o una barrera”, escribió. “¡Los drones y todo lo demás son maravillosos y muy divertidos, ¡pero solo el buen y viejo muro es lo que funciona!”

Trump también podría potencialmente convocar a una sesión especial del Congreso que obligaría al Senado o incluso a ambas cámaras a perderse su receso por las Fiestas.

Los afectados

La mayoría de los servicios gubernamentales están programados para funcionar de forma habitual, ya que la mayoría de los gobiernos ya han sido financiados por la legislación existente.

El cierre afecta a nueve de los quince departamentos federales que cerrarán o reducirán sus operaciones, según una proyección emitida por el personal del Comité de Apropiaciones del Senado. Entre éstos se encuentran los departamentos de Justicia, Comercio, Interior, Agricultura y Seguridad Nacional.

Más de 420.000 empleados del gobierno estarían trabajando sin remuneración y más de 380.000 serían suspendidos, de acuerdo con la proyección del Comité de Asignaciones del Senado.

“Apreciamos su servicio público. Nuestra esperanza es que para cuando regresen de las vacaciones, tendremos una solución”, dijo un alto funcionario de la administración en una llamada con reporteros.

La mayoría de los programas como el Seguro Social, Medicare, Medicaid, el servicio postal estadounidense, el Ejército, la Patrulla Fronteriza y los museos permanecerán abiertos, entre otros.

La Administración de Alimentos y Medicamentos y la NASA se encuentran entre los departamentos y agencias que se están cerrando debido al cierre parcial. Dado que cada agencia tiene su propio plan en el caso de un cierre, el Servicio de Impuestos Internos (IRS en sus siglas en inglés) y los parques nacionales podrían limitar su servicios. El Servicio de Parques Nacionales dijo que éstos permanecerían abiertos pero sin personal, y que la mayoría de los baños estarían cerrados. El IRS también indicó planes para suspender a aproximadamente 52.000 empleados.

Los trabajadores que se reportan al trabajo generalmente reciben un pago retroactivo una vez que se aprueba la nueva legislación presupuestaria.

No está claro cuánto durará el cierre. Los demócratas se han opuesto repetidamente a los fondos solicitados para el muro fronterizo que propone Trump. El Presidente también indicó que el cierre podría durar más de lo habitual debido a la oposición demócrata.

“Los demócratas, cuyos votos necesitamos en el Senado, probablemente votarán en contra de la Seguridad Fronteriza y el Muro a pesar de que saben que SE NECESITA DESESPERADAMENTE”, escribió Trump en Twitter el 21 de diciembre. “Si los demócratas votan ‘no’, habrá un cierre que durará mucho tiempo. La gente no quiere fronteras abiertas y crimen”.

***

A continuación

¿Por qué el comunismo no es tan odiado como el fascismo?

TE RECOMENDAMOS