Coma arroz blanco de esta manera para mantener bajo control el azúcar en sangre y la diabetes

Por T C Yang y JoJo Novaes
07 de Diciembre de 2023 4:42 PM Actualizado: 07 de Diciembre de 2023 4:42 PM

Existe mucha literatura sobre los alimentos que hay que evitar para reducir el riesgo de desarrollar diabetes. Incluso el alimento básico de la mayoría de los asiáticos, el arroz blanco, ha sido criticado por su relación con la diabetes. Hung Chien-te, especialista en metabolismo de Taiwán que come arroz blanco en todas las comidas, compartió cómo controlar la diabetes con unos hábitos alimentarios adecuados.

El Sr. Hung cree que los hábitos alimentarios modernos son una causa convincente de la diabetes. En una entrevista con el programa “Health 1+1” de The Epoch Times, puso un ejemplo. En el pasado, los indios Pima de Arizona llevaban una vida primitiva y nunca tuvieron síntomas de diabetes. Sin embargo, tras la Segunda Guerra Mundial, aumentó la ingesta de grasas y azúcares, así como el número de alimentos elaborados con harina, lo que ha provocado que más del 50% de los indios Pima padezcan diabetes de tipo 2 actualmente.

El Sr. Hung explicó que, como los niños nacidos durante la Segunda Guerra Mundial se vieron afectados por la malnutrición materna, tenían menos células de islotes pancreáticos en su organismo y eran más propensos a desarrollar resistencia a la insulina. A medida que crecían y aumentaba gradualmente su consumo de alimentos dulces, eran más propensos a desarrollar diabetes. El Sr. Hung descubrió que sus padres también eran propensos a la diabetes por la misma razón, mientras que el consumo de aceite, azúcar y alimentos procesados también desempeñaba un papel clave.

“Explosiones de polvo” y fluctuación del azúcar en sangre

La insulina es una hormona segregada por los islotes de Langerhans del páncreas. El azúcar en sangre aumenta después de digerir los alimentos y convertirlos en glucosa. La insulina se encarga de transportar el azúcar en sangre a los músculos y las células y convertirlo en nutrientes. Sin embargo, cuando el azúcar en sangre se mantiene continuamente alto, el organismo se vuelve insensible a la insulina, lo que da lugar a una resistencia a la insulina. O puede evolucionar hacia una diabetes con insuficiencia de los islotes pancreáticos debido al agotamiento de las células de insulina.

El Sr. Hung cree que las “explosiones de polvo” y las grandes fluctuaciones de azúcar en sangre son los dos factores principales que provocan los picos de azúcar. La explosión de polvo se refiere a los alimentos con almidón y cereales en forma de polvo finamente molido o alimentos procesados con azúcares libres y oligosacáridos añadidos. Debido al pequeño tamaño de sus moléculas, el cuerpo los absorbe rápidamente antes de que la insulina tenga tiempo de reaccionar, lo que provoca un pico de azúcar en sangre. Además, ya hay mucha insulina sin utilizar en las personas que sufren resistencia a la insulina. Las explosiones de polvo harán que el organismo libere más insulina, lo que provocará un descenso repentino de los niveles de azúcar en sangre. Como resultado, a veces estas personas experimentarán síntomas de hipoglucemia (bajo nivel de azúcar en sangre), como temblores, sudoración y malestar físico. Incluso puede hacerlos más propensos a padecer enfermedades cardiovasculares.

Los estudios han descubierto que, en comparación con los pacientes con menos fluctuaciones en los niveles de azúcar en sangre, las personas con diabetes de tipo 2 que también experimentan grandes oscilaciones del nivel de azúcar en sangre tienen un mayor riesgo de desarrollar una enfermedad arterial coronaria. En otras palabras, las fluctuaciones del nivel de azúcar en sangre pueden tener más impacto en la aparición y el desarrollo de la enfermedad coronaria que la hiperglucemia en los pacientes con diabetes.

El Sr. Hung afirmó que la reducción de las fluctuaciones de azúcar en sangre puede aliviar con éxito la diabetes. Remisión, en este caso, significa que la hemoglobina glicosilada está por debajo del 5.6%. En este punto, se pueden suspender todos los medicamentos para la diabetes.

El mito del arroz blanco

La fluctuación del azúcar en sangre está estrechamente relacionada con lo que comemos a diario. Esto hace que el arroz sea el primero en ser analizado. Mucha gente cree que el arroz blanco es un alimento refinado y que los diabéticos deben evitarlo. Sin embargo, el Sr. Hung disipó los tres mitos siguientes sobre el arroz blanco:

1. Comer arroz blanco no provoca un aumento particular del azúcar en sangre

El Sr. Hung descubrió que el arroz integral y el blanco tienen efectos similares a la hora de provocar fluctuaciones de azúcar en sangre, y a veces el arroz integral provoca más fluctuaciones que el blanco. Además, aunque el arroz en grano y los alimentos integrales con cáscaras intactas son más nutritivos, contienen mayores cantidades de potasio y fósforo, lo que puede causar problemas de salud para aquellos con una función renal deficiente.

2. El orden en que se ingieren los alimentos es importante

El orden en que se toman los alimentos debe empezar por las proteínas (carne, pescado, huevos, productos de soja), luego las verduras, seguidas del arroz y las frutas. Pruebe a tomar el primer bocado con proteínas, ya que así no se producirá una subida rápida del azúcar en sangre. Cuando se descomponen las proteínas, se producen aminoácidos que estimulan la secreción de insulina. Es mejor esperar al menos 15 minutos antes de comer el arroz.

El Sr. Hung también recomienda comer más verduras variadas, lo que aumenta la densidad nutricional al tiempo que reduce la densidad calórica. Las frutas contienen varios oligoelementos, minerales y fitoquímicos, como antocianinas y licopeno, que tienen funciones antioxidantes; sin embargo, las frutas deben comerse siempre con moderación. El Sr. Hung afirmó que se pueden tomar al menos dos dosis menos de insulina siguiendo esta forma de comer.

3. Comer sólo 3 veces al día

Las comidas más pequeñas pero más frecuentes pueden favorecer la resistencia a la insulina. Es mejor dar tiempo al estómago y a los intestinos para que ayunen, y el azúcar en sangre bajará de forma natural.

Entonces, ¿cómo comer arroz blanco para reducir el azúcar en sangre? El Sr. Hung sugiere dejar el arroz blanco cocido durante una hora antes de comerlo. El arroz blanco contiene almidón resistente, que formará cristales durante el proceso de envejecimiento posterior a la cocción. Esta cristalización dificultará que los jugos gástricos descompongan el arroz, evitando así una subida rápida del azúcar en sangre. Las investigaciones también han confirmado que el almidón resistente puede utilizarse como intervención dietética en pacientes con diabetes de tipo 2 o prediabetes para prevenir un mayor deterioro del control de la glucemia.

El Sr. Hung dijo que comer así tiene un beneficio añadido. En la naturaleza existen muchos probióticos. Con las esporas que caen sobre el arroz, es muy probable que se obtengan más probióticos.

¿Las dietas bajas en carbohidratos y cetogénicas son beneficiosas para los diabéticos? El Sr. Hung explicó que todas estas dietas defienden que consumir aceite o grasas no aumentará el azúcar en sangre, pero la propia estructura química del aceite es un glicerol y tres cadenas de carbono, y las tres cadenas de carbono se combinan con ácidos grasos. Aunque los ácidos grasos no pueden convertirse en glucosa, el glicerol sí. Por lo tanto, comer aceite o grasa también provocará un aumento del azúcar en sangre.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.