Cómo el presunto comercio ilícito de oro alimenta al régimen chavista

El esquema despoja a los habitantes y las generaciones futuras de Venezuela de sus riquezas
Por Fergus Hodgson
07 de Marzo de 2021 4:53 PM Actualizado: 07 de Marzo de 2021 4:53 PM

Opinión

Una investigación recientemente publicada informa que el capo venezolano Nicolás Maduro y su gabinete recibieron, supuestamente, cerca de USD 1000 millones en 2020 por el comercio ilícito de reservas de oro. Según el comisionado de Asuntos Exteriores del gobierno interino de Venezuela, la artimaña elude las sanciones internacionales al utilizar a Rusia y refinerías en Mali como intermediarios. Las transacciones finales se realizan supuestamente con la firma de inversión Noor Capital, de los Emiratos Árabes Unidos.

De ser cierto, mientras continúe este esquema, las sanciones que se remontan a las administraciones de Barack Obama y de Donald Trump permanecerán sin aplicarse. Además, el régimen chavista de Maduro, a medida que continúa la misión del fallecido Hugo Chávez, está cavando más profundamente el agujero financiero de Venezuela y dificultando aún más la recuperación para las generaciones futuras.

Julio Borges, quien representa al gobierno interino de Juan Guaidó, publicó el informe en Washington D.C., el 3 de marzo. Cree que el plan para la venta del oro se remonta a 2014, pero su estimación de USD 1000 millones se limita a las ventas realizadas el año pasado. Borges habló ante el Comité de Relaciones Exteriores del Tesoro y del Senado de EE.UU. y le pidió a Estados Unidos que profundice la investigación y castigue a los principales culpables.

“El régimen de Maduro ha podido sobrevivir gracias a la red de personas y empresas sin escrúpulos en todo el mundo que generalmente, con el apoyo de sus gobiernos nacionales, ayudan a financiar la represión y la angustia venezolana”, dijo.

¿El fin de la dictadura?

El estatus de Venezuela como la economía latinoamericana más prometedora es ahora un recuerdo lejano y que se desvanece. Sin embargo, incluso en medio de la profunda crisis humanitaria, siguen las expectativas con respecto a la caída de la dictadura y destellos de esperanza para días más brillantes.

Uno de esos destellos fue la reafirmación de Guaidó como presidente interino en 2019 y su reconocimiento por cuenta de importantes instituciones, como la Unión Europea. El senador Marco Rubio (R-Fla.), en ese momento, respaldó a Guaidó y tuiteó: “Ahora es el momento de salir a las calles en apoyo de su gobierno constitucional legítimo”.

Uno podría interpretar las supuestas operaciones costosas y complicadas con el oro como una señal de que el régimen está luchando por sobrevivir. Quemar las reservas de oro no es el acto de un régimen al mando. Considere que el Banco de Inglaterra posee casi USD 2000 millones en oro venezolano y hasta ahora se niega a ceder ante el régimen ilegítimo. El peso exacto del oro que queda en Caracas es difícil de descifrar, pero parece que no es más de 86 toneladas, lo que vale menos de USD 5000 millones.

Sin embargo, la falta de liquidez no garantiza una tregua o un cambio de régimen. Las naciones rebeldes como China, Cuba e Irán tienen tentáculos por todo el país. Lo mismo ocurre con el crimen organizado y terroristas como las FARC y el Ejército de Liberación Nacional, ambos de Colombia. Estos aliados quieren continuidad para el régimen ya que tiene grandes deudas con ellos, y la situación podría ponerse aún más fea mientras sus socios se aferren al poder.

Evidencia creciente

Según Borges, la investigación que duró un año, se basó principalmente en fuentes militares e identificó a los Emiratos Árabes Unidos como el núcleo de la operación. Se alega que Noor Capital, junto con otras instituciones financieras emiratíes, son los intermediarios fundamentales en la financiación y la facilitación del plan.

Estas actividades ya eran un secreto a voces. En 2019, Carlos Vecchio, embajador interino de Guaidó en Estados Unidos, explicó que el régimen de Maduro estaba cambiando oro por euros. Señaló que el flujo de euros hacia Venezuela había aumentado notablemente desde que Estados Unidos le impuso sanciones comerciales al régimen.

Como se detalla en el informe, el tráfico de oro supuestamente comienza en Moscú, donde un Boeing 757-200 propiedad de Eurofei parte hacia el Aeropuerto Internacional Bamako Senou, en Mali. Esta firma ha trabajado anteriormente con el presidente ruso Vladimir Putin. Simultáneamente, un avión emiratí lleno de euros vuela a Bamako, Mali, donde se realiza la transacción.

Luego, el avión ruso parte hacia el Aeropuerto Internacional de Maiquetía, ubicado a unos 21 kilómetros al oeste del centro de Caracas. En medio de la noche, los funcionarios toman el efectivo y esconden el oro en el próximo cargamento para Bamako. Finalmente, el avión emiratí regresa a los Emiratos Árabes Unidos, portando el oro oculto y cerrando la transacción.

Borges dice que este es el camino habitual de las reservas de oro, pero no el único. El avión ruso ha cambiado de rumbo en ocasiones y se ha dirigido directamente a los Emiratos Árabes Unidos. Según la investigación, una parte del oro también se llevó a Libia y a Suiza.

Olivier Couriol, un ciudadano francés que fue jefe de gestión de activos y fondos en Noor Capital, es, supuestamente, una figura destacada en la operación, la cual es una continuación de otras supuestas actividades ilícitas que ha dirigido en África. Según los informes, otros miembros del personal de Noor Capital están involucrados, incluido otro ciudadano francés a cargo de rastrear las reservas de oro.

Borges concluye: “Esta semana, he proporcionado muchas pruebas de nuestra investigación al Congreso de Estados Unidos, a la Oficina de Control de Activos Extranjeros de Estados Unidos y al Departamento de Estado de Estados Unidos, alentándolos a todos a investigar a los involucrados y a tomar medidas”. Todos los infractores de las sanciones “deberían ser sancionados por sus acciones”.

Qué significa este hallazgo

Que el régimen Chavista evite las sanciones estadounidenses no es ninguna sorpresa. Las sanciones de la Unión Europea (UE) también se ampliaron a finales de febrero y la ampliación busca incluir a miembros adicionales del gobernante Partido Socialista Unido. Maduro expulsó embajador de la UE inmediatamente después de la extensión de las sanciones.

En febrero de 2018, Maduro creó el petro, una moneda digital para eludir los dólares. Supuestamente la divisa estaba vinculada a las reservas venezolanas de petróleo, oro, diamantes y gas natural licuado. Sin embargo, no hubo transparencia ni claridad con respecto a la política monetaria o la gestión de reservas del nuevo petro. La moneda no sirvió para nada, ni siquiera para eludir las sanciones impuestas al régimen.

Con poder absoluto y temiendo represalias, los miembros del régimen utilizarán todos los medios disponibles para evitar salir del poder, al estilo de Cuba. Eso incluye encontrar soluciones alternativas para las sanciones económicas, y no solo tienen oro a su disposición. Al régimen no se le llama narcodictadura por nada, y el narcotráfico sigue llenando los bolsillos de la cúpula de Maduro.

InsightCrime señala que el Cartel de los Soles, dominado por matones militares y políticos, opera “con la bendición y protección de figuras importantes del gobierno venezolano”.

La triste realidad es que las sanciones no han logrado eliminar al régimen. Mientras tanto, los venezolanos siguen sumidos en la miseria. El Centro para las Políticas de Seguridad, establecido en Washington D.C., pidió en 2018 armar y apoyar una fuerza de resistencia. Si bien eso sería un esfuerzo complicado hay que tener presente que Venezuela se está convirtiendo en otra Cuba, pero con más dinero y violencia.

Cualquier enfrentamiento intensificado de Estados Unidos, militar o de otro tipo, se haría mejor con el apoyo de otras partes de América Latina. Hasta ahora, tal disposición no ha aparecido, a pesar del sufrimiento de los venezolanos. Los vecinos latinoamericanos, con pocas excepciones, se han quedado de brazos cruzados mientras los socialistas radicales saquean la nación caribeña.

Paz Gómez contribuyó a este artículo.

Fergus Hodgson es el fundador y editor ejecutivo de la publicación de inteligencia latinoamericana Econ Americas. También es editor itinerante de Gold Newsletter e investigador asociado del Frontier Center for Public Policy.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Las opiniones expresadas en este artículo son propias del autor y no necesariamente reflejan las opiniones de La Gran Época

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.