Comunidades fronterizas de EE. UU. se declaran en desastre al finalizar el Título 42

Por Jack Phillips
12 de Mayo de 2023 2:34 PM Actualizado: 12 de Mayo de 2023 2:34 PM

Varios condados del sur de Texas emitieron declaraciones de desastre al expirar este jueves la orden de inmigración del Título 42 y ante las previsiones de que oleadas de inmigrantes ilegales cruzarán la frontera en los próximos días.

El juez del condado de Hidalgo, Richard Cortez, emitió el jueves (pdf) una declaración de desastre, permitiendo así que su condado obtenga fondos de ayuda. El condado se encuentra al otro lado del Río Grande de Tamaulipas, México, y ha habido noticias de que miles de posibles inmigrantes ilegales se encuentran al otro lado del río esperando para cruzar.

Casi al mismo tiempo, el juez del condado de Cameron, Eddie Treviño, también emitió una declaración de desastre el jueves “en respuesta a la amenaza inminente de daños extensos o graves, lesiones o pérdida de vidas o bienes resultantes del Desastre de Seguridad Fronteriza”, según un comunicado de su oficina. El “Desastre de Seguridad Fronteriza” entró en vigor inmediatamente y durará siete días hasta una nueva revisión, dijo su oficina.

Cortez dijo que recibió la noticia de que unos 20,000 inmigrantes ilegales podrían llegar al condado de Hidalgo en los próximos días. Su condado se encuentra en el extremo sur de Texas.

“Recibí información creíble de funcionarios de Aduanas y Protección Fronteriza de que grandes grupos de migrantes están sondeando nuestra frontera internacional en busca de puntos de cruce”, dijo Cortez a los medios de comunicación locales. “He decidido declarar esta emergencia como un primer paso para asegurar todos los recursos estatales y federales disponibles para garantizar la salud y la seguridad de nuestros residentes”.

Señaló que cuando se trata de inmigración ilegal, su condado no tiene autoridad. El gobierno federal es la única autoridad en Estados Unidos que tiene la capacidad de manejar la inmigración ilegal, aunque el gobernador de Texas, Greg Abbott, ha tomado medidas para lidiar con la seguridad fronteriza en los últimos días y meses.

Otros condados situados a orillas de la frontera han pedido a la administración Biden que tome medidas de emergencia en respuesta al desastre inminente. Los funcionarios federales se enfrentaron en las cortes para mantener el Título 42, pero las cortes ordenaron que se levantara a la medianoche.

“Una respuesta completa por parte de la Agencia Federal para la Gestión de Emergencias y la Guardia Nacional, como en cualquier otra catástrofe, en la que se proporciona alojamiento, alimentos, transporte y asistencia sanitaria—sería el principio”, declaró Douglas Nichols, alcalde de Yuma, Arizona, en una entrevista con CNN.

Los republicanos, por su parte, criticaron a la administración Biden por lo que consideraron una deficiente respuesta a la crisis fronteriza y a la inmigración ilegal.

“Y hay, ahora mismo, más de 22,000 inmigrantes ilegales justo al otro lado del río”, dijo el senador Ted Cruz (R-Texas) en un video el jueves, señalando al otro lado del Río Grande. “Están esperando. Están esperando a que expire el Título 42, y entonces la invasión que veremos será masiva”, agregó.

Señalando a la cámara, Cruz declaró entonces: “Joe Biden, esto es culpa tuya”. Y agregó: “La gente que muere cruzando ilegalmente: Es culpa tuya. Las mujeres que sufren abusos sexuales al cruzar ilegalmente: Es culpa tuya. Los niños que sufren brutalidades al cruzar ilegalmente: Es culpa tuya”.

Expiración

La norma expirada, conocida como Título 42, ha estado en vigor desde marzo de 2020 antes de expirar alrededor de la medianoche del viernes. Permitía a los agentes fronterizos devolver rápidamente a las personas al otro lado de la frontera con el fin de evitar la propagación del COVID-19. Estados Unidos ha declarado el fin de la emergencia nacional y, con ello, de las restricciones.

Aunque el Título 42 impedía a muchos solicitar asilo, no tenía consecuencias legales, lo que animaba a repetir los intentos. Después del jueves, los extranjeros ilegales se enfrentan a la prohibición de entrar en Estados Unidos durante cinco años y a un posible procesamiento penal.

El jefe de Seguridad Nacional Mayorkas visita la frontera de Texas antes del levantamiento del Título 42
El Secretario del Departamento de Seguridad Nacional Alejandro Mayorkas (2do. Izq.) habla en una conferencia de prensa en Brownsville, Texas, el 5 de mayo de 2023. (Michael Gonzalez/Getty Images)

No estaba claro cuántos migrantes estaban en camino ni cuánto podría durar la oleada. El jueves por la tarde, antes de la expiración, el flujo parecía estar disminuyendo en algunos lugares, pero no se sabía por qué, ni si los cruces volverían a aumentar.

Los días previos a la expiración del Título 42 han sido caóticos. La Patrulla Fronteriza detuvo a unos 10,000 inmigrantes el martes—casi el doble del promedio diario de marzo y solo ligeramente por debajo de la cifra de 11,000 que las autoridades han señalado como el límite superior de lo que esperan tras la expiración del Título 42—según declaró un funcionario estadounidense.

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, advirtió de la situación de hacinamiento. “Estamos viendo precisamente el problema que esperábamos”, dijo Mayorkas el viernes en Good Morning America de ABC. “No podemos controlar el desplazamiento de personas antes de que lleguen a nuestra frontera”.

Más de 27,000 personas estaban bajo la custodia de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EE. UU. Las instalaciones de detención en la frontera ya estaban muy por encima de su capacidad. Los funcionarios tenían órdenes de liberar a las personas con un aviso para que se presentaran en una oficina de inmigración en 60 días si las instalaciones alcanzaban el 125% de su capacidad o cuando estuvieran retenidas 60 horas o más. Las liberaciones rápidas también debían activarse cuando las autoridades detuvieran a 7000 migrantes en la frontera en un día.

Pero a última hora del jueves, el juez de distrito de EE. UU. T. Kent Wetherell, designado por el presidente Donald Trump, detuvo temporalmente los planes de la administración para liberar a las personas en Estados Unidos, y fijó como plazo judicial de una semana a partir del viernes para decidir si se prorroga por más tiempo.

The Associated Press contribuyó a este artículo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.