Condenan a 4 años de cárcel a exjefe de contraespionaje del FBI

Por Tom Ozimek
15 de Diciembre de 2023 1:59 PM Actualizado: 15 de Diciembre de 2023 1:59 PM

Un ex alto funcionario del FBI en Nueva York ha sido condenado a cuatro años de prisión por conspirar para violar las sanciones estadounidenses a Rusia y cometer lavado de dinero, informó el Departamento de Justicia (DOJ, por sus siglas en inglés).

Charles McGonigal, ex agente especial a cargo de contrainteligencia en la Oficina de Campo de Nueva York del FBI, fue condenado el 14 de diciembre a 50 meses de prisión y al pago de una multa de 40,000 dólares por violar las leyes estadounidenses al conspirar para prestar servicios a Oleg Deripaska, un oligarca ruso sancionado y vinculado al presidente ruso, Vladímir Putin.

“Charles McGonigal ayudó a promover los intereses de un oligarca ruso sancionado, rompiendo su juramento de salvaguardar nuestra nación y defender sus leyes”, dijo en un comunicado el fiscal general adjunto Matthew G. Olsen, de la División de Seguridad Nacional del Departamento de Justicia.

“La sentencia de hoy lo hace responsable de esta traición y demuestra el compromiso de este departamento de negar a las personas designadas los medios para eludir las sanciones de EE. UU.”, añadió el Sr. Olsen.

McGonigal, uno de los ex funcionarios del FBI de más alto rango acusados de un delito, se declaró culpable de los cargos en agosto.

Sus abogados no pidieron penas de prisión, pero el juez fue muy duro con el exagente, señalando la “extraordinaria gravedad” de sus delitos.

Los fiscales federales pidieron una sentencia de cinco años de prisión.

Los cargos contra el Sr. McGonigal se produjeron cuando los fiscales estadounidenses intensificaron los esfuerzos para aplicar sanciones a funcionarios rusos y vigilar a sus presuntos facilitadores en respuesta a la invasión rusa de Ucrania.

“Pena dura”

Como agente del FBI, el Sr. McGonigal ayudó a investigar al Sr. Deripaska y otros oligarcas rusos, con su trabajo anterior implicando la supervisión de violaciones de sanciones.

El Sr. Deripaska fue considerado en 2018 un “nacional especialmente designado” en relación con la conclusión del Tesoro de Estados Unidos de que las acciones de Rusia en Ucrania equivalen a una “amenaza inusual y extraordinaria” para la política exterior y la seguridad nacional de los Estados Unidos. Posteriormente fue sancionado por actuar como agente del presidente Putin.

Mientras investigaba al Sr. Deripaska, el Sr. McGonigal comenzó a construir una relación con el agente del oligarca con la esperanza de hacer negocios con el Sr. Deripaska después de retirarse del FBI, según el DOJ.

Después, en 2021, McGonigal conspiró para prestar servicios a Deripaska, violando las sanciones. Específicamente, el DOJ dijo que acordó investigar a un oligarca ruso rival (Vladimir Potanin) a cambio de pagos secretos del Sr. Deripaska, que trató de ocultar utilizando compañías fantasmas y otros medios.

El magnate ruso Oleg Deripaska habla con los medios fuera de su planta del fabricante de automóviles GAZ en Nizhni Nóvgorod el 16 de abril de 2019. (Kirill Kudryavtsev/AFP vía Getty Images)

El señor McGonigal esperaba hacer negocios millonarios con el señor Deripaska, según el DOJ. Sin embargo, agentes del FBI de la misma división de la que McGonigal estuvo a cargo acabaron frustrando su plan tras sólo unos meses de operación.

“La sentencia de hoy es un recordatorio de que cualquiera que viole las sanciones de Estados Unidos —especialmente aquellos en los que este país ha depositado su confianza— pagará una dura pena”, dijo en un comunicado el fiscal federal Damian Williams del distrito sur de Nueva York.

McGonigal fue uno de los agentes que desempeñó un papel en la investigación de las acusaciones, ahora desacreditadas, de colusión entre la campaña de 2016 del entonces candidato presidencial Donald Trump y el gobierno ruso.

Investigación Trump-Rusia

McGonigal se unió al FBI en 1996 e inicialmente trabajó en contrainteligencia extranjera rusa y crimen organizado.

En 2016, fue nombrado agente especial a cargo de la División de Contrainteligencia de la Oficina de Campo del FBI en Nueva York.

Según los informes, el Sr. McGonigal participó en la investigación del FBI sobre las conexiones de la campaña de 2016 del Sr. Trump con Rusia, específicamente el asesor de campaña Carter Page.

Carter Page, consultor de la industria petrolera y ex asesor de política exterior de Donald Trump, en Nueva York el 21 de agosto de 2020. (Brendon Fallon/The Epoch Times)

Los mensajes publicados por el Comité de Seguridad Nacional y Asuntos Gubernamentales del Senado, entonces controlado por los republicanos, en 2018 mostraron que el agente del FBI Peter Strzok se comunicó con el Sr. McGonigal sobre la investigación que involucraba a los miembros de la campaña del Sr. Trump.

En marzo de 2017, el Sr. McGonigal escribió a un colega: “Nuestro equipo está hablando actualmente con [Carter Page] sobre Rusia”, señaló el Washington Free Beacon. No está claro qué otra participación tuvo en la investigación Trump-Rusia.

Durante la campaña de Trump en 2016, Page fue objeto de una orden de la Ley de Vigilancia de Inteligencia Extranjera (FISA, por sus siglas en inglés), que permitía al Departamento de Justicia vigilar sus comunicaciones. En las reclamaciones ahora desacreditadas, el DOJ alegó que el Sr. Page estaba “colaborando y conspirando con el gobierno ruso” y había sido objeto de anteriores esfuerzos de reclutamiento de inteligencia rusa.

El Sr. Page ha negado trabajar con el gobierno ruso y nunca ha sido acusado en relación con las investigaciones sobre la campaña de Trump.

Con información de Ryan Morgan.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.