Confirman al menos 8 casos del virus entre asistentes a nominación de la Corte Suprema en la Casa Blanca

Por Tom Ozimek
03 de Octubre de 2020
Actualizado: 03 de Octubre de 2020

Al menos ocho casos confirmados de infección por COVID-19 se registraron entre las personas que asistieron al evento de la Casa Blanca la semana pasada, durante el cual el presidente Donald Trump anunció oficialmente su nominada a la Corte Suprema.

Trump, en un evento del 26 de septiembre en el jardín de las rosas al que asistieron alrededor de 150 personas, nominó a Amy Coney Barrett para ocupar el puesto de la Corte Suprema que quedó vacante después de la muerte de Ruth Bader Ginsburg.

Hasta la fecha, se confirmó que ocho personas, entre ellas el presidente y la primera dama, están infectadas con el virus del PCCh (Partido Comunista Chino).

La exasesora de la Casa Blanca, Kellyanne Conway, fue la última en comunicar, a través de Twitter el viernes pasado, que su prueba había sido positiva.

“Esta noche di positivo en el test de COVID-19. Mis síntomas son leves (tos ligera) y me siento bien. He comenzado un proceso de cuarentena tras consultar a los médicos”, escribió. “Como siempre, mi corazón está con todos los afectados por esta pandemia mundial”.

Dos miembros del Comité Judicial del Senado, que también estuvieron presentes en el evento de la Casa Blanca, anunciaron el viernes que dieron positivo para el virus: el senador Mike Lee (R-Utah) y el senador Thom Tillis (R-N.C.). Ambos senadores dijeron que planean someterse a una cuarentena de 10 días, que concluirá cuando las audiencias de confirmación de Barrett comiencen el 12 de octubre.

El presidente Donald Trump llega para presentar a la jueza Amy Coney Barrett como su nominada a la Corte Suprema en el jardín de las rosas de la Casa Blanca, en Washington, el 26 de septiembre de 2020. (Chip Somodevilla/Getty Images)

Otro asistente, el presidente de la Universidad de Notre Dame, el reverendo John Jenkins, anunció el viernes que dio positivo para el virus y que estaba en cuarentena.

El exgobernador de Nueva Jersey, Chris Christie (R), que también asistió al evento del jardín de las rosas, confirmó el sábado en un tuit que él también dio positivo en la prueba.

Un periodista de la Casa Blanca presente en el evento del jardín de las rosas el domingo pasado también dio positivo para COVID-19, convirtiéndose en el tercer periodista que trabaja en la Casa Blanca en contraer el virus, según una carta de Zeke Miller, presidente de la Asociación de Corresponsales de la Casa Blanca.

Se está llevando a cabo un rastreo de contactos para averiguar si algún otro periodista, que a menudo trabaja en lugares cercanos, puede haber estado expuesto al virus.

“La Unidad Médica de la Casa Blanca está comenzando el proceso de rastreo de contactos para estos casos”, dijo Miller. “Aún no tenemos un tiempo estimado de finalización del proceso”.

Barrett y el fiscal general William Barr, también presente en el evento del jardín de las rosas, dieron negativo para el virus este viernes.

Otros contactos cercanos de la familia Trump también dieron negativo para el virus el viernes. Estos incluyen al hijo menor de la pareja, Barron, el vicepresidente Mike Pence y la segunda dama Karen Pence, el secretario de estado Mike Pompeo, el secretario del tesoro Steven Mnuchin, y los asesores de la Casa Blanca, Ivanka Trump y Jared Kushner.

Trump fue hospitalizado en el Centro Militar Nacional Walter Reed y trabajará desde allí en los próximos días, dijo la Casa Blanca.

Mimi Ngyuen Ly contribuyó a este artículo.

Nota: este artículo fue actualizado para incluir el anuncio que hizo el gobernador Christie acerca de su resultado positivo en la prueba.

Siga a Tom en Twitter: @OZImekTOM


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Cómo protegernos del virus del PCCh

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS