Demandan a Alec Baldwin y a los productores de ‘Rust’ por tiroteo en el que murió Halyna Hutchins

Por Katabella Roberts
11 de Noviembre de 2021 11:28 AM Actualizado: 11 de Noviembre de 2021 11:28 AM

El actor Alec Baldwin fue demandado por un miembro del equipo de la película “Rust” tras el fatal disparo que recibió la directora de fotografía, Halyna Hutchins, el mes pasado.

Hutchins, de 42 años, recibió un disparo mortal el 21 de octubre cuando Baldwin, de 63 años, apuntó con un revólver Colt 45 en dirección a Hutchins y al director Joel Souza mientras ensayaban una escena de disparos. El revólver descargó una supuesta bala viva, matando a Hutchins e hiriendo a Souza, de 48 años.

El jefe de iluminación de la película, Serge Svetnoy, demandó al actor y a los productores de la película, acusándolos de “negligencia general”, en una demanda (pdf), presentada el miércoles en el Tribunal Superior de Los Ángeles.

“Este incidente fue causado por los actos negligentes y omisiones de los acusados, así como de sus agentes, directores y empleadores”, se lee en la demanda.

“Sencillamente, no había ninguna razón para colocar una bala viva en ese revólver Colt 45 o para que estuviera presente en cualquier lugar del set de Rust, y la presencia de una bala en un revólver suponía una amenaza letal para todos los que estuvieran cerca”.

La demanda continúa acusando a los implicados por no implementar y mantener los estándares de la industria para la custodia y el control de las armas de fuego utilizadas en el set, permitir el uso de balas reales y no inspeccionar adecuadamente el arma de fuego que se utilizó antes de pasársela a Baldwin, permitiendo, en cambio, que se cargara con una bala viva.

En la demanda también se acusó a los implicados por no contratar a un armero “competente y experimentado” para la película y por no tener presentes las prácticas básicas de seguridad de armas en el set.

Svetnoy dio un relato emocional del incidente en la demanda, refiriéndose a Hutchins como una amiga cercana y explicando cómo la bala casi lo alcanza.

Svetnoy dijo que había sostenido a la directora de fotografía en sus brazos durante 30 minutos mientras “su conciencia se desvanecía”. El jefe de iluminación dijo que estaba “abrumado por el sentimiento, la conmoción, el dolor, el trauma y la ansiedad” antes de que Hutchins finalmente falleciera.

La demanda solicita una cantidad no especificada de compensación por los daños contra cada uno de los acusados.

Halyna Hutchins en el 70° Festival de Cannes, en Cannes, Francia, el 20 de mayo de 2017. (Anthony Harvey/Getty Images)

La semana pasada, los abogados que representan a la armera de la película, Hannah Gutiérrez Reed, alegaron que un individuo “descontento e infeliz” pudo haber tenido la intención de “sabotear” el plató reemplazando municiones falsas con cartuchos reales.

En el programa “Today” de NBC, los abogados Jason Bowles y Robert Gorence, que representan a la armera de 24 años, explicaron que había una caja de balas en el plató que debería haber contenido sólo balas de prueba en las que Gutiérrez Reed “debería haber podido confiar” y que habría usado para cargar el arma.

Bowles dijo que cree que es posible que un tercero puso una bala real en la caja, y que “tenían que haber tenido el propósito de sabotear el set” al hacerlo, pero señaló que esta es solo una de las teorías que él y Gorence están analizando actualmente.

“Creo que alguien que haría eso querría sabotear el set, querría demostrar un punto, querría decir que está descontento, que no está contento”, dijo Bowles. “Y sabemos que la gente ya se había marchado del set el día anterior y que no estaba contenta”.

“Tenemos un lapso de tiempo entre las 11 [a.m.] y la 1 [p.m.], en el que las armas de fuego en ocasiones estaban desatendidas, por lo que tuvieron la oportunidad de manipular la escenografía”, agregó el abogado.

The Epoch Times no ha verificado las afirmaciones de Bowles que indican que las armas de fuego se dejaron desatendidas en el set durante ese período de tiempo.

Lane Luper, exjefe del departamento de cámaras de la película, le dijo a “Good Morning America” el 3 de noviembre que dejó la producción el día antes de que ocurriera el tiroteo, citando preocupaciones sobre la seguridad de las armas de fuego y retrasos en el pago de los salarios, entre otros problemas.

“En mis 10 años como asistente de cámara, nunca he trabajado en un proyecto que se preocupa tan poco por la seguridad de su equipo”, escribió Luper en su carta de renuncia, parte de la cual fue transmitida por GMA.

En Twitter, Baldwin ha vuelto a publicar los comentarios hechos por un diseñador de vestuario en el set que afirmó que las preocupaciones fueron “atendidas y tratadas y que se llevaron a cabo varias reuniones de seguridad”.

Los productores también han redoblado las afirmaciones de que la seguridad era una prioridad en el set y han refutado las afirmaciones de Luper.

“Las alegaciones del Sr. Luper sobre el presupuesto y la seguridad son claramente falsas, lo que no es sorprendente si se tiene en cuenta que su trabajo era el de operador de cámara y que no tenía absolutamente nada que ver con los protocolos de seguridad o los presupuestos. Como seguimos cooperando con todas las investigaciones, estamos limitados en lo que podemos decir”, dijeron los productores en una declaración a ABC News. “Sin embargo, la seguridad es siempre la prioridad número 1 en nuestras películas, y es realmente horrible ver cómo algunos utilizan esta tragedia para su beneficio personal”.

Los funcionarios que investigan el tiroteo fatal no han descartado los cargos que pesan en todos los involucrados.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.