Desempeño comercial de EE.UU. muestra “aspectos internos fuertes” y “desacoplamiento evidente” de China

"El desacoplamiento es evidente por la reducción dramática en el déficit comercial de bienes de Estados Unidos con China", dice el experto en comercio Alan Tonelson
Por Tom Ozimek
12 de Febrero de 2020
Actualizado: 12 de Febrero de 2020

El desempeño comercial de Estados Unidos se basa en “aspectos internos fuertes”, dijo un experto en política económica a The Epoch Times, y agregó que las cifras comerciales oficiales de Estados Unidos de la semana pasada muestran que las políticas del presidente Donald Trump están mostrando signos “impresionantes” de desacoplamiento de China.

El desacoplamiento es la realineación de los vínculos comerciales, incluidas las cadenas de suministro, y así reducir la dependencia de Estados Unidos de las importaciones chinas, entre otros objetivos. También hace que la nación sea menos vulnerable al contagio económico, como el que puede infligirse a las economías mundiales por el brote de la epidemia de coronavirus en China.

El riesgo de que los problemas económicos se propaguen a través de la frontera de una China que ya se está desacelerando mientras lucha por contener el virus, que ahora lleva la designación oficial COVID-19, fue una amenaza destacada en el testimonio del Congreso por el presidente de la Fed, Jerome Powell.

“Estamos monitoreando de cerca la aparición del coronavirus, que podría conducir a interrupciones en China que se extenderán al resto de la economía global”, dijo Powell en declaraciones.

La epidemia probablemente tendría algún efecto en la economía de Estados Unidos, dijo, pero era demasiado pronto para saber si sería lo suficientemente importante como para merecer una respuesta de la Fed.

“La pregunta que haremos es si estos serán efectos persistentes que podrían conducir a una reevaluación sustancial de las perspectivas”, dijo Powell al Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes en Washington, durante el testimonio semestral sobre la política monetaria de la Fed.

El presidente de la Junta de la Reserva Federal, Jerome Powell, habla durante una conferencia de prensa en Washington el 1 de mayo de 2019. (Mark Wilson/Getty Images)

“Puntos destacados alentadores”

Las cifras publicadas por la Oficina de Análisis Económico (BEA) el 5 de febrero muestran un rango de lo que Alan Tonelson, quien fundó el blog de política pública RealityChek y ha escrito ampliamente sobre política comercial y económica, llama “aspectos alentadores”.

Tonelson dijo a The Epoch Times en una declaración enviada por correo electrónico que uno de estos puntos brillantes de la política es que el déficit comercial general de los EE.UU. cayó año a año en 2019, una de las promesas de la campaña de Trump.

Además, los números de BEA muestran una reducción en el déficit anual de bienes de Estados Unidos con China, otro de los objetivos de la administración, en un récord de 17.62 por ciento el año pasado. Además, a pesar de los problemas que enfrenta Boeing, que es un contribuyente importante a los superávit comerciales, el déficit de fabricación de Estados Unidos se ha estabilizado significativamente.

Tonelson agregó que una validación clave de la efectividad de las políticas comerciales de esta administración es que la economía de Estados Unidos continuó creciendo el año pasado “incluso cuando la porción del déficit comercial más influenciado por la política comercial aumentó a un ritmo particularmente lento”.

“¿Las conclusiones obvias? La política comercial puede influir en el tamaño y la tasa de cambio en el déficit comercial, y que las políticas comerciales de Trump están funcionando”, dijo.

Con respecto al desacoplamiento, Tonelson dijo que “es evidente tanto por la dramática reducción en el déficit comercial de bienes de Estados Unidos con China como por la impresionante reducción en el valor del comercio bidireccional de bienes entre Estados Unidos y China”.

Las cifras de BEA muestran que el valor del comercio total de mercancías entre los Estados Unidos y China cayó en más del 18 por ciento a USD 558.87 mil millones, el nivel más bajo desde 2012.

“Desacoplar la economía estadounidense de la de China es crucial para la prosperidad estadounidense, porque la política anterior a Trump de expandir el comercio con la República Popular ha sido un perdedor neto para la economía estadounidense”, dijo Tonelson. “Y es crucial para la seguridad nacional de los EE.UU. porque las políticas anteriores a Trump transfirieron imprudentemente muchos recursos y tecnología relacionada con la defensa a una China cada vez más hostil y agresiva”.

Los datos de producción de la fábrica nacional para 2019, que aún no se han publicado, permitirán una comparación entre los movimientos en el nivel de déficit comercial y el crecimiento general de la industria, sirviendo como otro punto de datos útil para evaluar el estado de la fabricación estadounidense.

Mire a continuación

¿Por qué China se comporta de forma contraria al resto del mundo?

TE RECOMENDAMOS