Kim Jong-un reveló un posible problema de salud en el discurso de Año Nuevo

09 de Enero de 2018 Actualizado: 09 de Enero de 2018

Un experto forense analizó el audio del polémico discurso de Año Nuevo de Kim Jong-un, líder del régimen comunista de Corea del Norte, y afirmó que su débil voz sugiere que tiene un problema renal.

Entre sus dichos, Kim amenazó al mundo al afirmar:  “tengo un botón nuclear sobre mi escritorio“, listo para disparar misiles.

El profesor de audio forense (Cho Dong-uk) de la Universidad Estatal de Chungnam, analizó los patrones vocales, el temblor y el brillo de las palabras del Sr. Kim.

Además monitorearó la relación entre el ruido, los armónicos y la “energía” en su voz, informó The Korea Times, al reportar una entrevista de la agencia News 1.

Como resultado, indicó que “sus riñones no estaban funcionando tan bien como sus otros órganos”.

“Los trastornos renales a menudo hacen que las partes del cuerpo se hinchen”, señaló el reporte coreano.

Respecto a los pulmones y el corazón, el profesor Chou sugirió que están sanos, al menos en apariencia.

El diagnóstico de problemas de salud de Kim se reafirma con su evidente sobrepeso. Además se conoce que él, bebe y fuma.

Foto: Aunque se toma como año de nacimiento oficial de Kim Jong-Un 1982, varios informes sugieren que el año fue cambiado por razones simbólicas, incluyendo que fue 70 años después del nacimiento de Kim Il Sung (su abuelo) y 40 años después del nacimiento de Kim Jong Il (su padre). (Crédito de ED JONES/AFP/Getty Images)

Cuando Kim Jong-Un apareció una vez cojeando con la ayuda de un bastón, un periódico de Corea del Sur afirmó que se fracturó un tobillo debido a su propio sobrepeso, de acuerdo a un reporte de Telegraph.

Esta semana se insinuó que el líder comunista cumplía años, quizás 36. El régimen de Corea del Norte no difunde oficialmente cuántos son en realidad.

“El Sr. Kim parece haber heredado los problemas de salud de su padre, así como su amor por la buena vida. La muerte súbita de Kim Jong-il se ha atribuido a la presión arterial alta, las enfermedades cardíacas y la diabetes”, comentó Telegraph.

TE RECOMENDAMOS