El director ejecutivo de JPMorgan, Jamie Dimon, se “arrepiente” de su broma sobre China

Por Andrew Moran
25 de Noviembre de 2021
Actualizado: 25 de Noviembre de 2021

El director ejecutivo de JPMorgan Chase, Jamie Dimon, dijo el miércoles que lamenta haber hecho una broma en la que decía que la institución de Wall Street duraría más que el Partido Comunista Chino (PCCh).

Dimon hizo la broma el martes durante una serie de entrevistas con el director ejecutivo del Boston College.

“Esperamos estar allí durante mucho tiempo”, dijo. “Hice una broma el otro día diciendo que el partido comunista está celebrando su centenario, al igual que JPMorgan, y que apostaría a que duraremos más”.

“No puedo decir eso en China. Probablemente estén escuchando de todos modos”.

En un comunicado emitido por el banco más grande de Estados Unidos, Dimon expresó su pesar por la broma.

“Me arrepiento y no debería haber hecho ese comentario”, declaró Dimon. “Estaba tratando de enfatizar la fortaleza y longevidad de nuestra empresa”.

Un portavoz de JPMorgan agregó que el director ejecutivo entendió que “nunca debe hablar a la ligera o irrespetuosamente sobre otro país o su liderazgo”.

“Durante la discusión, Jamie dejó en claro que China y su gente son muy inteligentes y reflexivos”.

Hu Xijin, editor en jefe del periódico del PCCh, Global Times, respondió en su cuenta de Weibo: “Apuesto a que el Partido Comunista Chino durará más que los Estados Unidos de América”.

El incidente se produce una semana después de que el gobierno de Hong Kong le concediera a Dimon una exención de la cuarentena cuando visitó la jurisdicción controlada por el PCCh. Visitó Hong Kong durante 32 horas después de llegar en un jet privado. Por lo general, todos los visitantes a la ciudad deben permanecer en cuarentena en un hotel durante al menos dos semanas y encargarse de todos los gastos.

Esta no es la primera vez que Dimon da marcha atrás en comentarios críticos hacía funcionarios públicos.

En septiembre de 2018, Dimon reveló que pensaba que podía vencer al entonces presidente Donald Trump en una campaña presidencial porque es más inteligente que él. Inmediatamente después de estos comentarios, Dimon emitió una declaración escrita, señalando que no debería haber dicho esto y que “no sería un buen político”.

Mientras tanto, JPMorgan ha mantenido una presencia significativa en China después de establecer sus operaciones por primera vez en 1921, el mismo año en que nació el PCCh. JPMorgan tiene sucursales en Beijing, Guangzhou y Shanghai. Al igual que sus pares en Wall Street, el titán financiero tiene ambiciosos planes de inversión en la segunda economía más grande del mundo.

JPMorgan apuesta por China

JPMorgan Chase posee aproximadamente USD 20,000 millones invertidos en China y continúa aumentando su cartera de participaciones y su conjunto de productos y servicios allí.

Este año, la empresa se ha asegurado un mayor acceso al mercado chino. En agosto, JPMorgan recibió la aprobación reglamentaria de la Comisión Reguladora de Valores de China (CSRC) para ofrecer a los clientes una amplia gama de servicios de banca de inversión y corporativa y de gestión de activos.

Esto convirtió al gigante de la inversión en el primer propietario extranjero de una agencia de valores en China.

Dimon ha defendido la expansión de la empresa en China y le dijo a Fox News “Sunday Morning Futures” en agosto que la empresa está operando en este mercado extranjero de acuerdo con la política exterior de Estados Unidos. JPMorgan detendría la expansión en China si la política de Estados Unidos lo exige, dijo.

“Cuando hacemos algo en un país extranjero se sigue la política exterior estadounidense, es posible que no lo crean, pero la política exterior estadounidense quiere que JP Morgan se expanda adecuadamente para servir a las empresas estadounidenses y a otras empresas”, explicó Dimon.

“Primero soy un patriota, mucho después me preocupo por el dinero o algo así, o por JP Morgan en sí”.

Muchas empresas de Wall Street han aumentado su presencia en China. El verano pasado, BlackRock se convirtió en el primer administrador de activos extranjeros de una empresa de propiedad total en la industria de fondos mutuos de USD 3.6 billones de China, recaudando más de USD 1000 millones para su fondo de mercado chino. Además, Fidelity recibió la aprobación para crear una unidad de fondos de inversión en China. Citi también recibió el visto bueno para un negocio de custodia de fondos en China.

“El momento de posicionarse en el mercado de China es ahora”, dijo Lucy Liu, gerente de cartera para acciones de mercados emergentes globales en BlackRock, en una sesión informativa el martes.

A medida que las empresas estadounidenses y los estudios de Hollywood se inundan con capital procedente de China y aprovechan este lucrativo mercado, muchos ejecutivos y figuras prominentes se han mostrado cautelosos sobre lo que dicen.

¿Una campaña de disculpas para China?

Muchas marcas y estrellas se han disculpado o se han autocensurado para asegurar su presencia en China.

A principios de este año, Nike eliminó una línea de calzado deportivo de edición limitada en China después de que su diseñador japonés apoyara las protestas en Hong Kong.

En mayo, el luchador convertido en actor John Cena se disculpó con China por medio de un vídeo después de decir que Taiwán es un país. “Amo y respeto a China y al pueblo chino. Lamento mucho mi error”.

El actor John Cena asiste a un evento en Miami, Florida, el 31 de enero de 2020. (Dia Dipasupil/Getty Images).

Marriott International había presentado un cuestionario para clientes en 2018 que enumeraba al Tíbet, Hong Kong, Macao y Taiwán como países separados. Como resultado, China cerró su sitio web, lo que llevó a la cadena hotelera mundial a dar marcha atrás de inmediato. En un comunicado, la compañía confirmó que no “apoya a grupos separatistas que subvierten la soberanía y la integridad territorial de China”. Marriott también publicó un “plan de rectificación de ocho puntos”.

Al parecer, el estudio Searchlight, propiedad de Disney, presionó a un medio de comunicación estadounidense para que eliminara una cita de la directora china Chloe Zhao, que criticaba al PCCh por “difundir mentiras por todas partes”. Los comentarios llevaron al régimen a censurar la popularidad de Zhao y sus diversos reconocimientos, incluidos sus múltiples Oscars por la película “Nomadland”.

A pesar de las discusiones políticas de rutina, ESPN ordenó a sus empleados a que se abstuvieran de hablar sobre Hong Kong a raíz de las controversias entre la NBA y China.

Desde Mercedes Benz hasta Apple y LinkedIn han optado por el lado de la cautela con respecto a sus políticas internas hacia China. Estas acciones han llamado la atención de los legisladores estadounidenses.

“Las empresas estadounidenses necesitan tener más columna vertebral”, argumentó el senador republicano de Florida, Marco Rubio, en una audiencia llevada a cabo en 2018 sobre el Tíbet. “La mejor manera de detener la actual revolución cultural marxista entre nuestra élite corporativa es reemplazarla con una nueva generación de líderes empresariales que se consideren estadounidenses, no ciudadanos del mundo”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS