El Festival de la Linterna marca el final de las celebraciones del Año Nuevo Chino

22 de Febrero de 2016 Actualizado: 23 de Febrero de 2016

Según la tradición, las celebraciones del Año Nuevo chino continúan hasta el Festival de la Linterna, que se celebra el día 15 del primer mes del calendario lunar chino.

En el calendario occidental, el Festival de la linterna este año se celebra el 22 de febrero, marcando el final de más de dos semanas de festejos que comenzó el día de Año nuevo chino el 8 de febrero.

El Festival de la linterna está tradicionalmente marcado por una exhibición de faroles  y otras actividades que rinden reverencia a lo divino, y preparando y comiendo albóndigas pequeñas y redondas, que simbolizan la unión familiar y la felicidad.

El Festival de la linterna es también llamado Festival Yuanxiao, o Yuan Xiao Jie (元宵節 Yuan Xiao jié), donde 元 (yuan), literalmente “primero”, indica el primer mes; 宵 (Xiao) se refiere a la noche; y 節 (jié) significa festival.

El Festival Yuanxiao es también la primera vez que la luna llena aparece en el nuevo año.

“El Oficial de los Cielos ‘Otorga buena fortuna

Hay muchas historias sobre el origen de la fiesta. Una viene de la época de Qin Shihuang (259-210 a. C), quien fue el primer emperador en unir al país después de conquistar todos los demás estados feudales en ese momento.

En la tradición taoísta, se creía que el funcionario del cielo, Tianguan, quien fue el responsable de otorgar  buena fortuna, nació el día 15 del primer mes lunar.

Tianguan controlaba el destino del mundo de los humanos y también determinaba cuando se infringía sequía y otros desastres a los seres humanos. Como este funcionario celestial era aficionado a las fiestas, el emperador ordenaba actividades de celebración que incluían coloridas exhibiciones de faroles  en su cumpleaños mientras le rezaban para que hubiera tiempo favorable y buena salud.

Buda disipa la oscuridad

Otra historia popular es sobre el emperador Mingdi (28-75) de la dinastía Han del Este (25-220), un devoto budista que envió una delegación a la India para buscar las enseñanzas del Buda.

El emperador se enteró de que los monjes de la India se reunían para adorar al Buda en el día 15 del primer mes lunar. Por lo tanto, también celebró ceremonias en el palacio esa noche con muchos faroles encendidos para mostrar respeto al Buda. Se decía que el poder del Buda podría disipar la oscuridad.

Desde entonces, todos los emperadores posteriores ordenaron espléndidas ceremonias cada año. Las exhibiciones de faroles duraban tres días, durante la dinastía Tang (618-907), y cinco días en la dinastía Song (960-1279).

El festival, más tarde, se convirtió en una ocasión importante celebrada por la gente de todas las clases sociales. Se hicieron muchos tipos de coloridos faroles en los que se pintaron figuras de diversos cuentos populares y otros diseños hermosos.

Hoy en día, la exhibición de los faroles en el día 15 del primer mes lunar permanece como grandes eventos festivos en toda China, mientras que los miembros de la familia se reúnen en un ambiente de alegría y comen yuanxiao, una pequeña bola de masa redonda, hecha de pegajosa harina de arroz glutinosa con diferentes rellenos.

La criada filial del palacio se reúne con la familia

Las albóndigas se llaman yuanxiao en honor a Wudi, una criada filial en el palacio del emperador (156-87 a. C.) durante la dinastía Han Occidental (206 a. C. – 23 d. C.).

El nombre de la criada era Yuanxiao, y era experta en la fabricación de las más deliciosas albóndigas dulces en el palacio. Pero, lamentablemente, después de entrar en el palacio, perdió todo contacto con sus padres, ya que estaba prohibido para las damas de palacio estar en contacto con sus familias.

Un día, después de varios años alejada de su familia, estaba tan adolorida con un anhelo por el hogar y de no ser capaz de cuidar a sus padres que comenzó a llorar en el jardín.

El Ministro Dong, quien pasó a recoger algunas flores del ciruelo para el emperador, la vio llorando. Al escuchar su historia, Dong prometió ayudarla.

Dong tuvo una idea. Al día siguiente, puso una mesa y una silla en el mercado y se hizo pasar por un adivino. A Todo el que se le adivinaba la fortuna recogía un palo de bambú con una advertencia de “un devastador incendio el día 15 del primer mes”.

Esto causó una gran ansiedad entre la gente. Sus preocupaciones fueron comentadas ante el emperador Wudi, quien convocó a todos los ministros y les pidió su consejo.

El Ministro Dong sugirió: “Se dice que al dios del fuego le gusta comer albóndigas dulces. Pidamos a Yuanxiao para que haga sus deliciosas albóndigas para ofrendárselas a él, y celebrar una ceremonia de oración esa noche mientras se decreta que todos los ciudadanos salgan con faroles encendidos para ahuyentar la mala suerte.

“Con tal despliegue, la ciudad pareció  estar en llamas. El Emperador de Jade es muy compasivo y podría evitar que el dios del fuego castigara a nuestro pueblo”.

El emperador Wudi se mostró satisfecho con esta idea y ordenó a todos a seguir el consejo de Dong.

Las calles estaban llenas de gente en la noche del 15, y Yuanxiao estaba entre ellos, junto con las otras damas del palacio. Cada una llevaba ya sea un plato de albóndigas dulces hechas por Yuanxiao o una larga vara de bambú con un farol colgado en la punta.

Los padres de Yuanxiao también se encontraban entre la multitud. Así que Yuanxiao y sus padres se encontraron y se reunieron. No hubo fuego, y las albóndigas dulces, así como el día festivo en sí llegó a ser llamado yuanxiao en reconocimiento del servicio meritorio filial al palacio por parte de la empleada.

Desde entonces las albóndigas Yuanxiao se convirtieron en una parte importante en la Fiesta de los Faroles.

Albóndigas para celebrar la reunión familiar

La pronunciación de yuanxiao es similar a la de 團圓 (Yuan Tuan), lo que significa reunión. Así que las albóndigas redondas simbolizan la unión familiar, y comerlas representa felicidad y buena fortuna a la familia en el nuevo año.

En tiempos pasados, yuanxiao eran típicamente dulce, con los rellenos a base de azúcar, nueces, ajonjolí, pétalos de rosas, cáscara endulzada de mandarina, pasta de frijol rojo, pasta de dátiles, pasta de semillas de loto, pasta de fruta o una combinación de estos ingredientes.

En los tiempos modernos, una variedad salada hecha de carne picada, verduras o una mezcla de ambos ha sido ampliamente utilizada.

Nota: Yuanxiao es llamado tangyuan (湯圓, Tang Yuan) en el sur de China. Ambos nombres se refieren a albóndigas redondas hechas de harina de arroz glutinoso pegajoso y llenas de dulce relleno. La diferencia radica en el método en el que se hacen. 

En el norte de China, se utiliza generalmente dulce o sin relleno de carne. El relleno se comprime en núcleos endurecidos, sumergido ligeramente en agua, y enrollada en una cesta plana que contiene harina seca de arroz glutinoso. Una capa de palos de harina para el relleno, que se sumerge de nuevo en agua y se enrolla en harina. Esto se repite hasta que la albóndiga tenga el tamaño deseado. 

En el sur de China, la gente forma la harina de masa de arroz en bolas, hacen un agujero en cada uno, insertan el relleno, a continuación cierran el agujero y suavizan la albóndiga enrollándola entre sus manos.

TE RECOMENDAMOS