El régimen oculta la gravedad de la gripe en China, según medio de comunicación chino

Por Annie Wu - La Gran Época
24 de Febrero de 2018 Actualizado: 27 de Febrero de 2018

Esta temporada de gripe fue particularmente severa y considerada una de las peores en la última década en los Estados Unidos. Ya enfermó a muchas personas en diferentes partes del mundo, desde Hong Kong hasta Australia.

En China las muertes causadas por la gripe podrían estar subestimadas, lo que mantuvo al público desprevenido e ignorando la existencia del fatal virus, según un informe reciente de Caixin, un medio de comunicación chino.

El artículo viral publicado el 20 de febrero, también resaltó las insuficiencias del sistema médico chino. Comienza con la historia personal de un reportero de Caixin cuyo suegro murió 27 días después de mostrar síntomas desde el 28 de diciembre de 2017. El reportero previamente escribió un informe de las dificultades que enfrentó para obtener una adecuada y oportuna atención para su suegro, que se publicó en WeChat, una popular plataforma de redes sociales versión china. Rápidamente provocó muchas reacciones entre los internautas chinos.

El suegro del periodista solía gozar de buena salud. Después de mostrar signos de enfermedad, el reportero lo llevó a ver al médico. El médico tardó cinco días en recetar medicamentos para la gripe y nueve días en hacerle un diagnóstico definitivo de la misma.

Mientras tanto la condición del suegro empeoraba drásticamente. El reportero tuvo que trasladarlo a otro hospital para recibir tratamiento, pero debido a la escasez de camas tuvo que buscar desesperadamente otras instalaciones disponibles. Al final de la odisea, el suegro tuvo que trasladarse cinco veces a distintos hospitales requiriendo transfusión de sangre, un tratamiento en la unidad de cuidados intensivos y además debió ser conectado a un respirador artificial (que ayuda a administrar oxígeno a la sangre cuando el cuerpo del paciente no puede hacerlo por sí mismo). Todo el tratamiento le costó a la familia más de 300.000 yuanes (aproximadamente 47.000 dólares).

Un médico que fue consultado por el medio de comunicación, consideró que si la gripe hubiera sido diagnosticada antes y tratada a tiempo, posiblemente podría haber usado medicamentos antivirales para tratar al paciente antes que los síntomas empeoraran.

El artículo de Caixin arrojó dudas sobre las estadísticas oficiales de muerte de China.  Según el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de China, entre el 1 y el 9 de enero, se reportaron 10 muertes por gripe en Hong Kong, una ciudad bajo el control de China, pero funcionando bajo un sistema político diferente. Aunque reconoció que hubo más casos de gripe en la China continental que en el mismo período en los últimos años, el Centro de Enfermedades señaló que no se reportaron muertes entre el 1 y el 7 de enero.

Hong Kong es una ciudad de aproximadamente 7 millones de habitantes, frente a los más de 1.300 millones de China. Durante todo el mes de enero de 2018, el régimen chino contabilizó 273.949 casos de gripe y 56 muertes.

Caixin también comparó los casos del brote de gripe H3N2 el verano pasado en Hong Kong, en comparación con la provincia cercana de Guangdong (más de 100 millones de habitantes). Hubo 15.000 casos de H3N2 y 300 muertes relacionadas en Hong Kong, frente a 74.000 casos de H3N2 y 3 muertes en Guangdong.

“En China continental, los departamentos de salud por lo general solo consideran la causa de muerte como en el caso de una enfermedad cardiovascular, y no reportan los casos de muerte como resultado de una gripe”, según Caixin. Esto llevó a una falta de conciencia sobre la gravedad del brote de gripe, concluyó.

Un hombre abandona el Centro de Pekín para la Prevención y Control de Enfermedades el 18 de abril de 2013. (Mark Ralston/AFP/Getty Images)

El régimen chino tampoco alertó puntualmente al público sobre el primer caso de muerte por la gripe aviar H7N4, en una mujer de 68 años de edad en la ciudad de Liyang, provincia de Jiangsu. El 14 de febrero, la Comisión Nacional de Salud y Planificación Familiar envió una notificación a las autoridades de Hong Kon, que fue publicada en el sitio web oficial del gobierno.

Pero el sitio web de la Comisión Nacional de Salud en China no contenía noticias sobre esta muerte. Los medios de comunicación estatales tampoco informaron sobre el caso.

Hua Po, comentarista de asuntos actuales de China con sede en Beijing, dijo que el régimen chino tiene una historia de encubrimiento de brotes de enfermedades. En 2003 las noticias del brote de SARS fueron suprimidas y retenidas por el régimen chino, lo que condujo a la propagación de la enfermedad respiratoria.

“Como resultado mucha gente inocente y desprevenida murió”, afirmó Hua. “La burocracia del Partido Comunista Chino resulta en noticias e información sobre enfermedades que no salen a tiempo”.

 

Por favor comparte este artículo en tus redes sociales, de esta manera ayudarás a La Gran Época a continuar ejerciendo un periodismo independiente. ¡Gracias por tu apoyo!

TE RECOMENDAMOS