El Reino Unido supera los 38,000 muertos por COVID-19 tras sumar 324 decesos

Por EFE
29 de Mayo de 2020
Actualizado: 29 de Mayo de 2020

El Gobierno británico comunicó este viernes 324 nuevas muertes por el virus del PCCh, comúnmente conocido como nuevo coronavirus, lo que eleva la cifra total de fallecidos desde que comenzó la pandemia en el Reino Unido hasta 38,161.

En 24 horas se han detectado 2095 contagios y se han llevado a cabo 131,458 pruebas diagnósticas en el país, mientras el Ejecutivo mantiene sus planes para reabrir escuelas primarias y relajar medidas de distancia social en Inglaterra a partir del lunes.

“Hemos pasado el pico, estamos aplanando la curva, hemos protegido el sistema de salud y el número de muertos está cayendo. Durante las próximas semanas, podemos dar pasos cuidadosos pero decididos para reabrir nuestra economía”, afirmó en rueda de prensa el ministro británico de Finanzas, Rishi Sunak.

“Al adentrarnos en esta nueva fase, hay cosas que cambiarán. Las empresas van a tener que hacerse seguras ante el COVID-19 y proteger a sus empleados y clientes”, indicó.

Sunak aportó nuevos detalles sobre el programa de protección temporal al empleo que el Gobierno activó al inicio de la pandemia y prevé mantener hasta octubre.

La gente hace sus ejercicios diarios en el Parque St James en el centro de Londres, Reino Unido, el 26 de mayo de 2020, ya que las medidas de bloqueo se suavizan durante la nueva pandemia del COVID-19. (JUSTIN TALLIS/AFP vía Getty Images)

Hasta ahora, el Ejecutivo paga el 80 % del salario de los trabajadores con el empleo suspendido, hasta un máximo de 2500 libras (2770 euros).

A partir de agosto, las empresas deberán comenzar a cubrir los gastos de seguridad social y la contribución a las pensiones de sus empleados suspendidos, mientras que en septiembre deberán pagar un 10 % de su sueldo y en octubre, último mes del programa, un 20 %.

El Grupo de Asesores Científicos del Gobierno británico (SAGE, en inglés) alertó hoy por su parte en un informe de que tan solo la mitad de las personas que desarrollan síntomas de COVID-19 permanecen aisladas en su domicilio durante al menos siete días, como piden las autoridades.

En ese sentido, los expertos avisan de las dificultades con las que puede encontrarse el sistema de detección y prevención de contagios puesto en marcha en el Reino Unido desde este viernes.

Cuando un ciudadano dé positivo en un test del virus del PCCh, las autoridades sanitarias contactarán a las personas que hayan estado cerca de él en los días anteriores para pedirles que se confinen en sus hogares por precaución.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Documentos filtrados: China continúa ocultando nuevos casos en Wuhan

TE RECOMENDAMOS