El repunte de los rendimientos de los bonos afecta a los mercados financieros

Por Emel Akan
23 de Marzo de 2021
Actualizado: 23 de Marzo de 2021

WASHINGTON —El aumento de los rendimientos de los bonos provocó recientemente el pánico en el mercado y desencadenó una liquidación en el mercado de valores. Aunque los rendimientos siguen estando en niveles históricamente bajos, a los inversores les preocupa que un movimiento brusco de los rendimientos pueda ser una señal de problemas.

El rendimiento del bono de referencia del Tesoro estadounidense a 10 años subió este mes hasta el 1.73%, frente al 0.89% de hace un año. Tras alcanzar un máximo en 14 meses, el rendimiento retrocedió hasta el 1.62% el 23 de marzo.

El sector tecnológico ha sido el mayor beneficiario de los tipos artificialmente bajos de los últimos años, y la subida de los rendimientos del Tesoro ha afectado especialmente a las acciones tecnológicas.

Por ejemplo, el Nasdaq 100, de gran peso tecnológico, cayó más de un 10% entre el 12 de febrero y el 8 de marzo, antes de empezar a recuperarse en las últimas semanas. El índice está dominado por las empresas más innovadoras de Estados Unidos, como Apple, Google, Intel y Tesla.

Tras su máximo del 26 de enero, el precio de las acciones de Tesla se ha desplomado más de un 30% en marzo.

El dinero fácil proporcionado por la Reserva Federal en respuesta a la pandemia ha inflado los precios de los activos y ha creado una “enorme burbuja”, según Daniel Oliver, fundador de Myrmikan Capital y director de Committee for Monetary Research and Education, una organización educativa sin ánimo de lucro sobre el sistema monetario.

“Todos los activos —ya sea Tesla, Bitcoin, el NASDAQ o los precios de la vivienda— se han vuelto locos porque las tasas son muy bajas”, dijo a The Epoch Times.

Todo el sistema financiero puede estallar si las tasas suben, como ocurrió con la crisis de las cajas de ahorro y los préstamos de los años 80 y 90, según Oliver.

Si los rendimientos siguen subiendo, las empresas se verán presionadas, dijo, porque tendrán un mayor gasto de capital para financiar sus negocios.

Un aumento de los rendimientos también hace subir las tasas hipotecarias, lo que haría que la vivienda fuera menos asequible y debilitaría el mercado inmobiliario. Con los precios de la vivienda más bajos, la mayoría de los estadounidenses se sentirían presionados, porque la mayor parte de su riqueza está ligada a sus casas, añadió.

Además, “los bancos estallan, porque solo tienen préstamos a plazo con tasas de interés fija, y el dinero que habrían gastado para obtener capital, ya sea de los depósitos o del mercado de bonos, sube. Y eso reduce sus márgenes. Así que todo el mundo empieza a quebrar”, dijo Oliver.

La crisis económica provocada por la pandemia y las medidas de confinamiento ha llevado a los gobiernos a tomar fuertes medidas fiscales y monetarias que han contribuido a la subida de los precios de los activos.

Una encuesta realizada por Deutsche Bank en enero reveló que la gran mayoría de los inversores (89%) cree que algunos activos, como el bitcoin y las acciones tecnológicas estadounidenses, están en un nivel de precios que es mucho más alto de lo que justifican los fundamentos.

Para apoyar a los mercados, la Fed ha estado comprando al menos 80,000 millones de dólares al mes en bonos del Tesoro y 40,000 millones de dólares en valores respaldados por hipotecas desde junio de 2020.

Las respuestas agresivas de los bancos centrales de Estados Unidos y la Unión Europea y sus programas masivos de recompra de bonos han debilitado artificialmente los rendimientos de los bonos, dijo Daniel Lacalle, economista jefe del fondo de cobertura Tressis, a NTD Business.

“Lo que estamos viendo en este momento es que la economía está tan apalancada, y está tan expuesta al aumento de la deuda a nivel mundial, que los bancos centrales simplemente no pueden tolerar un movimiento muy, muy pequeño en los rendimientos de los bonos”, dijo Lacalle.

Los bajos rendimientos de los bonos y los menores ingresos animaron a los hogares y a las empresas a pedir más préstamos. Como resultado, las vulnerabilidades asociadas a la deuda de las empresas y los hogares se dispararon en 2020, según el informe de política monetaria de la Fed publicado en febrero.

“La deuda de las empresas ha aumentado desde niveles que ya eran elevados antes del estallido de la pandemia. El apalancamiento de las empresas se sitúa ahora cerca de sus máximos históricos”, afirmaba el informe.

Los economistas creen que un aumento constante de los rendimientos de los bonos podría llevar al banco central estadounidense a comprar más bonos para mantener las tasas bajas y proteger a los bancos y empresas fuertemente endeudados de la quiebra.

“La única forma en que la Reserva Federal puede evitar [una crisis] es imprimiendo más y más dinero para ofertar en bonos, para ofertar en activos para mantener las tasas bajas. Así que ese es el peligro”, dijo Oliver.

“Esa ha sido la respuesta política durante los últimos 40 años”, señaló. “Cada vez que hacen esto, no es un almuerzo gratis. La economía se centra cada vez más en las malas inversiones”.

Siga a Emel en Twitter: @mlakan


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS