“Es como una pesadilla”: Madre de preso del 1/6 se desespera por silencio de su hijo desde la prisión

Por Patricia Tolson
11 de Agosto de 2023 3:36 PM Actualizado: 11 de Agosto de 2023 3:36 PM

Lynda Davison tiene miedo. Su hijo, Larry Brock Jr.., es prisionero el 6 de enero. Solía saber de él todos los días. Pero ahora ella no ha sabido nada de él en dos semanas, y nadie le ha dado ninguna respuesta.

Como informó The Epoch Times el 17 de junio, el Sr. Brock fue acusado de seis cargos (pdf), incluida la obstrucción a un procedimiento oficial, lo que conlleva una sentencia de prisión de 20 años. Antes de su encarcelamiento, el Sr. Brock anunció sus planes de iniciar una huelga de hambre. En el momento del informe, el Sr. Brock había bajado 30 libras. Se desconoce su estado de salud actual.

“Llamó el lunes 24 [de julio] y dijo que no podía llamar a la hora habitual de las 11 a.m. porque ‘tenía una reunión'”, recordó la Sra. Davison. “Pero luego, de repente, Larry no me devolvió la llamada ese lunes. No me llamó esa noche, y no me preocupé demasiado por eso. Pero luego, al día siguiente, y al día siguiente, y al siguiente, y el siguiente, y nadie sabe nada de él, y eso continuó hasta el domingo pasado”.

Captura de pantalla de Larry Brock Jr. del video que grabó antes de entregarse a las autoridades. (Con permiso de Ann Brock)

No fue hasta casi dos semanas después, el 5 de agosto, que alguien volvió a saber de él.

“Llamó a su novia y comenzó a contarle todas estas cosas sobre cómo lo trasladaron a supermax, y todo lo que sé sobre supermax es que es horrible”, le dijo la Sra. Davison a The Epoch Times, con la voz tensa por la emoción. “Esto es como una pesadilla”.

Por lo que supo la Sra. Davison, su hijo fue trasladado el 25 de julio y fue puesto bajo restricciones de máxima seguridad. Antes la llamaba todos los días a las 11 a.m., pero ahora solo recibe una llamada telefónica al mes. Donde una vez estuvo en una cápsula con otros 25 prisioneros, ahora está solo en una celda las 23 horas del día. Ya no se le permite enviar o recibir correos electrónicos.

La Sra. Davison dice que no se da ninguna razón para el cambio en las condiciones de su hijo, aparte de que “decidieron ponerlo bajo investigación” y se le informó “que probablemente permanecerá en estas condiciones durante los próximos seis a nueve meses”.

El abogado de Brock, Charles Burnham, confirmó a The Epoch Times que él tampoco sabía nada.

“No sé nada acerca de por qué Larry está ahora en condiciones tan restrictivas aparte de lo que he escuchado de segunda mano de su familia”, dijo Burnham. “Le envié correos electrónicos a todos los que conozco, y nadie respondió a mis preguntas, lo cual es típico de [la Oficina de Policía]. Recibí un correo electrónico de la oficina del alcaide diciendo que reenviaron mi correo electrónico a otra persona y que van a hacer que alguien me ponga en contacto con su consejero para que pueda programar una llamada con él”.

Cuando se le preguntó cuál sospechaba que podría ser el motivo del repentino castigo, el Sr. Burnham se mostró reacio a formular hipótesis.

“Esto está muy mal”

Mientras tanto, la Sra. Davison dijo que ni siquiera está segura de si su hijo todavía está en la Prisión Federal de Springfield en Texas.

“No puedo averiguar nada”, dijo, con voz tensa. “Simplemente no lo sé. Lo siento. No puedo”.

Su voz se quebró en sollozos.

La siguiente voz en el teléfono fue la de su esposo, Lowry.

“Ha sido muy duro para ella. Muy duro”, dijo. “Perdimos a nuestro pequeño, su pequeño, era mi hijastro, allá por el 91, en un accidente de coche. Ahora nuestro único hijo está envuelto en este sinsentido. Es duro para ella. Es duro para él. Es duro para toda la familia”

Mientras que el gobierno quería sentenciar al Sr. Brock a tres años, el juez lo condenó a dos años. El Sr. Davison todavía piensa que eso es demasiado.

“¿Qué pasó con los derechos de libertad de expresión de la Primera Enmienda, el derecho a reunirse y solicitar al gobierno la reparación de nuestros agravios?”, preguntó. “Esto está muy mal”.

Lowry y Lynda Davison, padrastro y madre del preso del 6 de enero Larry Brock Jr. (Cortesía de Lowry Davison)

“En lo que a mí respecta, como ciudadano estadounidense, el departamento del fiscal federal y el poder judicial en Washington, D.C. son corruptos”, afirmó, diciendo: “Todos van a las mismas fiestas pequeñas y se adhieren a la misma agenda liberal, y nunca tendrás un juicio justo como conservador en Washington, D.C.”

El Sr. Davison dijo que su hijastro ya pagó un alto precio por participar en las protestas del 6 de enero de 2021. El Sr. Brock perdió su licencia de piloto. Fue despedido de su trabajo. Cuando trató de iniciar su propio negocio haciendo inspecciones de viviendas, el estado de Texas también revocó esa licencia.

“Tengo 78 años y este es el gobierno más corrupto que he visto en mi vida”, dijo Davison. “Nunca pensé que vería esto. Esto solía suceder solo en China y Rusia. No encarcelas a los estadounidenses y les niegas sus derechos. ¿Qué está pasando con este país?”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.