Expertos de la ONU piden investigar trato de talibanes a mujeres tras reportes de latigazos públicos

Por Naveen Athrappully
27 de Noviembre de 2022 12:37 PM Actualizado: 27 de Noviembre de 2022 12:37 PM

Los relatores especiales de las Naciones Unidas han pedido que se investigue el tema de la subyugación de los derechos de la mujer en Afganistán, por parte de los talibanes, después de reportajes sobre mujeres sujetas a latigazos.

En Afganistán, las violaciones a los derechos fundamentales de las mujeres, que ya son “graves e inaceptables”, han aumentado en los últimos meses, dijeron los expertos según un comunicado de prensa de la ONU del 25 de noviembre. Los Relatores Especiales insistieron en que tal persecución de género, que puede ser investigada bajo el derecho internacional, es un crimen de lesa humanidad.

Antes de la guerra de Estados Unidos en Afganistán tras los ataques terroristas del 11 de septiembre, los latigazos en público para castigar eran comunes bajo el gobierno talibán de entonces. La lapidación y la ejecución pública también eran comunes.

Después de que los talibanes tomaron el control del país el año pasado tras la salida de Estados Unidos, inicialmente prometieron respetar los derechos de las mujeres. Sin embargo, el régimen ha cambiado de tono y está implementando principalmente la ley islámica de la Sharia.

El año pasado, tras la salida de EE.UU. de Afganistán, los talibanes prometieron inicialmente respetar los derechos de las mujeres. Sin embargo, el régimen ha cambiado de tono y está implementando principalmente la ley islámica de la Sharia.

Los comentarios de los relatores especiales la ONU se producen después que 12 personas, incluidas tres mujeres, fueron azotadas recientemente en un estadio de fútbol en Afganistán frente a miles de espectadores.

Las 12 personas fueron acusadas de participar en “delitos morales”, incluido el sexo gay, el robo y el adulterio, según la BBC. El grupo recibió entre 21 y 39 latigazos cada uno. Unos días antes, diecinueve personas fueron flageladas en la provincia de Takhar.

Los relatores especiales de la ONU afirmaron que las activistas por los derechos de las mujeres han sido atacadas, golpeadas y arrestadas cada vez más en los últimos meses, dando el ejemplo de la activista Zarifa Yaquobi, que continúa encarcelada en el país.

Los expertos pidieron a la comunidad internacional que busque el restablecimiento de los derechos de las mujeres en Afganistán mientras toma medidas para investigar y enjuiciar a las personas involucradas en el enjuiciamiento de género en “jurisdicciones internacionales y extraterritoriales apropiadas”.

Restricción a las libertades de las mujeres

Los talibanes también les han prohibido a las mujeres recibir educación secundaria. En una región, a las mujeres se les ha impedido ingresar a la universidad, según el comunicado de la ONU. El régimen también les ha prohibido a las mujeres ingresar a gimnasios, parques y a otros lugares públicos.

“Prohibir el acceso de las mujeres a los parques también les niega a los niños la oportunidad de divertirse y hacer ejercicio y su derecho a participar en juegos y actividades recreativas”, dijeron los relatores especiales de la ONU.

“Confinar a las mujeres en sus hogares equivale a encarcelamiento y es probable que conduzca a mayores niveles de violencia doméstica y problemas de salud mental”.

Oficiales de los talibanes ahora están golpeando a los hombres que acompañan a las mujeres que usan ropa colorida o no se cubren la cara. Por los supuestos delitos de las mujeres, los talibanes están castigando a los hombres.

Tal política podría obligar a los hombres a controlar el comportamiento de las mujeres con las que están asociados, enfrentando así a un género contra el otro, según los expertos.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.