Finge enfermedades de su hija de 10 años y los tratamientos médicos ponen en peligro su vida

Por Venus Upadhayaya - La Gran Época
31 de Mayo de 2019 Actualizado: 31 de Mayo de 2019

Una madre de Oklahoma City fue acusada de maltrato físico de un niño después de haber fingido ante los médicos que su hija de 10 años estaba enferma, lo que llevó a tratamientos innecesarios y potencialmente mortales.

Alisha Newman, de 34 años, fue acusada el 28 de mayo ante el Tribunal de Circuito del Condado de Milwaukee por causar daño corporal y negligencia infantil, reportó Journal Sentinel.

El caso llamó la atención de las autoridades después de que Newman llevó a su hija gravemente enferma al Hospital Infantil de Wisconsin el 7 de mayo, donde fue derivada a un gastroenterólogo pediátrico, según CBS58.

Los médicos descubrieron que el niño estaba en estado de shock y sufría de insuficiencia renal aguda, daño a los órganos y acidosis. De acuerdo a la denuncia, el niño estuvo hospitalizado en Oklahoma por otra infección grave hacía cinco semanas.

Mientras la niña estaba hospitalizada, Newman dijo a los médicos que su hija sufría de varias dolencias. También les dijo que tenía un marcapasos, un puerto intravenoso y una sonda de alimentación.

Los médicos se alarmaron por lo que la madre les señaló ya que la niña había sido tratada antes en el mismo hospital en 2016. Algunas de las enfermedades que Newman había descrito eran engañosas.

“Existe un alto grado de preocupación por parte de múltiples proveedores médicos de que la niña (con las iniciales tachadas) sea víctima de un trastorno ficticio por parte del acusado (Newman)”, dijo Alyssa Stephany, directora médica de Pediatric Hospital Medicine for Children, al Journal Sentinel. Stephany había revisado los registros médicos del niño.

Los médicos preocupados analizaron los registros de salud anteriores del niño y vieron que Newman había llevado al niño a varios proveedores de atención médica en Oklahoma, Texas, Ohio, Wisconsin, Carolina del Norte y Tennessee, lo que llevó a varios tratamientos innecesarios.

Imagen ilustrativa. (Crédito: froot / Pixabay)

Según los documentos de la corte, el niño no sufre de ninguna enfermedad mortal y no necesita un marcapasos. Los documentos también dicen que la niña no necesita un puerto intravenoso, lo que la ha expuesto a varias infecciones, reportó CBS58.

La madre enfrenta 27 años de prisión y multas por USD 75.000.

Imagen ilustrativa de un niño llorando. (STR/AFP/Getty Images)

Confinan a un niño de 11 años durante meses a una habitación envuelta en plástico

Las autoridades dijeron a principios de este mes que arrestaron y presentado múltiples cargos contra un hombre y una mujer en Iowa por confinar a un niño de 11 años a una habitación envuelta en plástico.

Según el departamento del sheriff del condado de Marion, Rocky Lee Wooldridge de 49 años y Jennifer Lee Wooldridge de 43, ambos de Knoxville, fueron acusados de secuestro en primer grado, informó KCCI 8.

Ambos fueron identificados como los abuelos paternos del niño. Rocky fue acusado por primera vez el 8 de marzo después de que el Departamento de Servicios Humanos de Iowa observó evidencia de maltrato infantil cuando el niño de 11 años fue tratado en un hospital por quemaduras termales.

El niño le dijo a la policía que “no había salido desde el verano”, y la evidencia de abuso en su cuerpo incluía “lesiones térmicas en ambos pies y moretones profundos en el brazo”, según la agencia de noticias. También tenía dificultad para caminar y su cuerpo temblaba.

Al llegar a la escena, la policía encontró pull-ups y ropa interior húmeda dentro de su habitación, Estaba cubierta con sábanas de plástico por todas partes. Había una manta y una almohada dentro.

Uno de los vecinos, Steve Dejoode le dijo a KCCI 8 que una niña de la casa a menudo pasaba tiempo con su hija.

“Los perros estaban ahí, pero hemos notado que de aquí y allá se paraban y se iban”, dijo Dejoode. “Desde que eso sucedió, no creo que se hayan quedado allí.

La pareja adoptó al niño y a su hermana en 2017 después de que su madre muriera durante el parto en 2012, según el Des Moines Register.

Se les concedió la custodia total de los dos niños después de ganar una batalla legal con sus abuelos maternos.

Durante la investigación, las autoridades encontraron múltiples armas de fuego al alcance de los niños que se encontraban en su interior. Rocky también está enfrentando cargos por posesión de múltiples armas no aseguradas, incluyendo armas cargadas, según Daily Mail. Ya es un delincuente convicto.

***

A continuación

¿Por qué el comunismo no es tan odiado como el fascismo?

TE RECOMENDAMOS