Gobernador de Georgia promulga ley de reforma electoral que requiere ID para votar en ausencia

Por Mimi Nguyen Ly
26 de Marzo de 2021 8:37 AM Actualizado: 26 de Marzo de 2021 8:37 AM

El gobernador de Georgia, Brian Kemp, firmó el jueves una serie de reformas electorales que incluyen la obligación de identificarse con foto para el voto ausente, la necesidad de seguridad en los buzones y las fechas obligatorias de votación anticipada, entre otros cambios en la forma en que se llevan a cabo las elecciones en el estado.

“Me sentí orgulloso de firmar la ley S.B. 202 para garantizar que las elecciones en Georgia sean seguras, justas y accesibles”, anunció el republicano Kemp en Twitter. “Aprecio el duro trabajo de los miembros de la Asamblea General para que sea fácil votar y difícil hacer trampas”.

Antes de su firma, el proyecto de ley de 95 páginas (pdf) fue aprobado por la Cámara de Representantes del estado por 100 votos a favor y 75 en contra y por el Senado del estado por 34 votos a favor, con el apoyo de los republicanos. Los republicanos tienen actualmente la mayoría en ambas cámaras. Ningún demócrata votó a favor de las medidas de reforma.

Los resultados de las disputadas elecciones presidenciales de Georgia se certificaron a favor del ahora presidente Joe Biden. El otrora estado rojo fue testigo más tarde de las victorias demócratas en las dos elecciones restantes al Senado de EE. UU. a principios de enero, que aseguraron un Senado 50-50 con la vicepresidenta Kamala Harris, inclinando la cámara hacia una mayoría demócrata.

“Con el proyecto de ley 202 del Senado, Georgia dará un paso más para garantizar que nuestras elecciones sean seguras, accesibles y justas”, dijo Kemp en declaraciones transmitidas en vivo poco después de firmar la ley.

El gobernador de Georgia, Brian Kemp, habla con los medios de comunicación durante una conferencia de prensa en el Capitolio del Estado de Georgia en Atlanta, Georgia, el 27 de abril de 2020. (Kevin C. Cox/Getty Images)

“Después de noviembre, supe, como muchos de ustedes, que eran necesarias reformas significativas en las elecciones de nuestro estado”, añadió Kemp. “No hay duda de que hubo muchos problemas alarmantes con la forma en que se manejaron las elecciones y esos problemas, comprensiblemente, llevaron a la crisis de confianza en las urnas aquí en Georgia”.

La nueva ley, la Ley de Integridad Electoral de 2021, exige una licencia de conducir de Georgia o una identificación emitida o aprobada por el estado para poder votar en ausencia por correo. Esto sustituye al actual proceso de cotejo de firmas que estaba en vigor, que Kemp calificó de “largo, laborioso y a veces arbitrario”.

Más de 1.3 millones de votantes de Georgia optaron por votar en ausencia por correo en las elecciones presidenciales de 2020 y el estado se sometió a múltiples recuentos manuales y de máquinas, y a una auditoría de cotejo de firmas de boletas en ausencia, pero solo en un condado.

“Cuando se vota en persona en Georgia, hay que tener una identificación con foto. Solo tiene sentido que el voto en ausencia tenga también el mismo estándar”, dijo Kemp, añadiendo que el nuevo requisito de identificación emitido por el estado “agilizará drásticamente el proceso de verificación” de las boletas de voto ausente.

Trabajadores electorales del Condado de Gwinnett recuentan los votos de las elecciones presidenciales de 2020 en el edificio Beauty P. Baldwin del Registro de Votantes y Elecciones en Lawrenceville, Georgia, el 16 de noviembre de 2020. (Megan Varner/Getty Images)

Según la nueva ley, deben colocarse buzones seguros dentro de los lugares de votación anticipada. También debe haber una vigilancia constante de los buzones por parte de un funcionario electoral o su designado, un funcionario de las fuerzas de seguridad o un guardia de seguridad con licencia.

La ley obligará a que haya dos sábados de votación anticipada en todo el estado, una medida que, según Kemp, hace más accesible el voto. Los condados también pueden conservar la opción de tener dos domingos de votación anticipada.

Para las segundas vueltas, la ley acorta el ciclo electoral de nueve a cuatro semanas y exige un mínimo de una semana de votación anticipada antes del día de las elecciones.

Kemp dijo que la ley también “acelera el procesamiento para garantizar resultados electorales más rápidos, requiere papeles de seguridad para permitir la autentificación de las boletas y permite que la Junta Electoral Estatal bipartidista tenga más supervisión sobre los condados [que] no siguen la ley electoral estatal”.

La ley dice: “Las elecciones en Georgia son administradas por los condados, pero eso puede acarrear problemas a los votantes en los condados con sistemas electorales disfuncionales. Los condados con problemas de colas a largo plazo, problemas con el procesamiento de las boletas de voto ausente y otros desafíos en la administración necesitan rendir cuentas, pero los funcionarios estatales están limitados en lo que pueden hacer para abordar tales problemas. Garantizar la existencia de un mecanismo para abordar los problemas electorales locales promoverá la confianza de los votantes y cumplirá el objetivo de la uniformidad”.

La ley también limita las solicitudes de boletas de voto ausente, que se podrán realizar hasta 11 días antes del día de las elecciones. La representante estatal Jan Jones, republicana, dijo que la disposición pretende “aumentar la probabilidad de que el voto de un votante se emita con éxito”, después de que en 2020 surgiera la preocupación de que las boletas por correo no fueran recibidas por los condados a tiempo para ser contadas.

Varios votantes acuden a votar al centro de votación situado en la Sara Smith Elementary, en el Distrito de Buckhead, en Atlanta, durante la segunda vuelta de las elecciones al Senado de Georgia, el 5 de enero de 2021. (Virginie Kippelen/AFP vía Getty Images)

La nueva ley estipula que no se contarán los votos emitidos en un distrito electoral diferente al asignado al votante. La excepción es cuando el voto se emite después de las 5 p.m. del día de unas elecciones, y el votante hace una declaración jurada, proporcionando una razón de por qué no pudo llegar a su lugar de votación correcto antes del cierre de las urnas.

Entre otras estipulaciones, la ley prohíbe que las personas soliciten votos, distribuyan o muestren cualquier material de campaña, o proporcionen dinero o regalos, incluidos alimentos y bebidas, a menos de 25 pies de los votantes que hacen cola en cualquier centro de votación, y a menos de 150 pies de cualquier centro de votación.

Se creará una línea telefónica para recibir quejas e informes sobre presuntas intimidaciones a los votantes y fraudes electorales, que serán revisados por el fiscal general en un plazo de tres días.

La ley no prohíbe el voto en ausencia sin excusa, algo que se ha permitido en Georgia desde 2005.

La Unión Americana de Libertades Civiles y la Asociación Nacional para el Avance de las Personas de Color de Georgia dijeron el jueves que impugnarán la legislación en los tribunales.

Con información de Associated Press.

Siga a Mimi en Twitter: @MimiNguyenLy


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.