Grassley dice que la Casa Blanca “no pudo” justificar el despido de inspectores por parte de Trump

Por Tom Ozimek
27 de Mayo de 2020
Actualizado: 27 de Mayo de 2020

El senador Chuck Grassley (R-Iowa) ha expresado su insatisfacción por la respuesta de la Casa Blanca a sus preocupaciones sobre la justificación del despido a dos inspectores generales por parte del presidente Donald Trump.

Grassley, en un comunicado del martes, reconoció la “autoridad constitucional y estatutaria” de Trump al despedir a los inspectores generales del Departamento de Estado y de la Comunidad de Inteligencia, pero señaló que el abogado de la Casa Blanca, Pat Cipollone, no proporcionó una justificación relevante para el despido.

“La respuesta del Consejo de la Casa Blanca no cumplió con este requisito, que el Congreso claramente declaró en el estatuto y en los informes que lo acompañan. No discuto la autoridad del presidente bajo la Constitución, pero sin una explicación suficiente, es justo cuestionar la razón del presidente para destituir a un inspector general“, dijo Grassley.

Grassley dijo que, sin proporcionar una justificación sólida para los despidos, “el pueblo estadounidense tendrá que especular si los intereses políticos o personales son los culpables. Eso no es bueno para la presidencia o la responsabilidad del gobierno”.

El legislador de Iowa, defensor durante mucho tiempo de los órganos de control del gobierno, exigió antes respuestas de la administración Trump sobre la destitución del Inspector General de la Comunidad de Inteligencia, Michael Atkinson, y del Inspector General del Departamento de Estado, Steve Linick.

Cipollone respondió en una carta el martes (pdf), diciendo que “el presidente Trump aprecia y respeta su apoyo de larga data por al papel que juegan los inspectores generales”, pero que “cuando el presidente pierde la confianza en un inspector general, ejercerá su derecho constitucional y el deber de remover a ese oficial, como lo hizo el presidente Reagan cuando removió a los inspectores generales al asumir el cargo y como lo hizo el presidente Obama cuando estaba en el cargo”.

Grassley, respondiendo a la carta de Cipollone, declaró que “la responsabilidad del gobierno no es solo un problema republicano o demócrata. Los inspectores generales no deben tener motivaciones políticas ni objetivos políticos. Y aquellos de nosotros en el Congreso tenemos el deber de promover la rendición de cuentas, independientemente de quién esté en el cargo”.

El despido de Trump de Atkinson a principios de este año llevó a Grassley y a otros senadores a pedir una justificación detallada.

“La intención del Congreso es clara, una expresión de confianza perdida, sin más explicaciones, no es suficiente para cumplir con los requisitos del estatuto. Esto se debe en gran parte a que el Congreso tenía la intención de que los inspectores generales (IG) sólo fueran removidos cuando hubiera una clara evidencia de mala conducta o de incumplimiento de los deberes del cargo, y no por razones ajenas a su desempeño, para ayudar a preservar la independencia [del inspector general]”, escribieron.

Tras el despido de Linick, Grassley pidió de manera similar a la Casa Blanca que proporcionara una explicación.

“El Congreso requiere razones por escrito que justifiquen la eliminación de un IG. La falta general de confianza simplemente no es suficiente detalle para satisfacer al Congreso”, escribió Grassley, copresidente del Comité de Protección de Denunciantes, en un comunicado.

El inspector general del Departamento de Estado de EE.UU., Steve Linick, sale del Capitolio de EE.UU., en Washington, el 2 de octubre de 2019. (Win McNamee/Getty Images)

Cipollone dijo en su carta a Grassley que Trump despidió a Linick por solicitud del Secretario de Estado, Mike Pompeo.

“Como el Secretario de Estado ha hablado públicamente sobre el inspector general de su Departamento, el presidente ejerció esta autoridad por recomendación del secretario”, escribió el abogado de la Casa Blanca.

Trump le dijo al Congreso en una carta del 15 de mayo que había decidido despedir a Linick, declarando: “Es vital que tenga la mayor confianza en los nombrados que sirven como Inspectores Generales. Ese ya no es el caso con respecto a este Inspector General”.

En su petición de justificación del despido de Linick, Grassley dijo que, aunque se oponía a la forma en que el inspector general manejó la investigación sobre el papel que el Departamento de Estado desempeñó en la controvertida acusación de colusión Trump-Rusia, dijo que el importante papel que desempeñan los inspectores generales en la democracia estadounidense exige una explicación detallada en caso de despido.

“Una vez más, los inspectores generales son cruciales para corregir las fallas del gobierno y promover la responsabilidad que el pueblo estadounidense merece”, dijo Grassley. “Aunque no evaluó completamente el papel del Departamento de Estado en el avance de la desacreditada investigación de colusión rusa, esas deficiencias no eximen a la responsabilidad que tiene el presidente de proporcionar detalles al Congreso al eliminar un IG”.

Anteriormente, Grassley y el Senador Ron Johnson, de Wisconsin, enviaron a Linick una carta en la que planteaban una serie de preguntas sobre su investigación acerca de una reunión clave en octubre de 2016 entre altos funcionarios del Departamento de Estado y el exespía británico Christopher Steele. Steele fue quien compiló un polémico expediente que desempeñó un papel clave en el lanzamiento de la investigación de la campaña Trump.

El inspector general del Departamento de Justicia (DOJ), Michael Horowitz, criticó al DOJ y al FBI por al menos 17 “errores y omisiones importantes” relacionados con la dependencia del buró al expediente desacreditado de Steele y a las órdenes de la Ley de Vigilancia de Inteligencia Extranjera contra el exasesor de la campaña de Trump, Carter Page.

Sigue a Tom en Twitter: @OZImekTOM


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

El impeachment no ayudará a encubrir el mayor escándalo político de EE.UU.

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS