Hepatitis C: una enfermedad silenciosa y muy peligrosa

28 de Julio de 2016 Actualizado: 28 de Julio de 2016

Entre 130 y 150 millones de personas en el mundo la padecen. De ellas, un porcentaje importante desarrolla cirrosis o cáncer de hígado y alrededor de 700 mil personas mueren cada año por enfermedades hepáticas relacionadas con la hepatitis C, afirma el Dr. Javier Díaz Ferrer, médico asistente del Servicio de Hígado del Hospital Rebagliati y Presidente de la Asociación Peruana para el Estudio del Hígado.

Es inquietante que, a pesar de sus devastadoras consecuencias, sepamos tan poco sobre ella. La hepatitis C es una enfermedad del hígado causada por el virus VHC, que se contagia a través de la sangre. Antes se encontraba en el grupo de “hepatitis no A no B” para diferenciarla de las ya conocidas, hasta que en 1989 se confirmó la existencia de un virus específico de esta enfermedad.

Se considera que en el Perú hay más de 240 mil personas infectadas, un porcentaje importante en una etapa avanzada de la enfermedad.

¿Cómo se contagia?

Puesto que la hepatitis C se transmite a través de la sangre, las formas de contagio más comunes son las prácticas de inyección poco seguras (con jeringas reutilizadas o mal esterilizadas), la esterilización inapropiada del instrumental médico y la transfusión de sangre y productos sanguíneos sin analizar. Otras formas de contagio en nuestro medio son en los pacientes en hemodiálisis

¿Cuáles son los síntomas?

La hepatitis C causa infección aguda y crónica. Por lo general, esta infección es asintomática. Más aún, aproximadamente un 15 a 30% de las personas infectadas elimina el virus espontáneamente en un plazo de seis meses, sin necesidad de tratamiento alguno.

Sin embargo, el 70-85% restante desarrolla una infección crónica, y en estos casos el riesgo de cirrosis hepática a los 20 años es del 15-30%, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud.

El virus VHC demora en incubarse entre dos semanas a seis meses. El 80% de los infectados no tiene síntomas, pero otros pueden presentar fiebre, cansancio, inapetencia, náuseas, vómitos, dolor abdominal, orinas oscuras, heces claras, dolores articulares e ictericia (coloración amarillenta de la piel y los ojos).

¿Quiénes están en riesgo?

  • La OMS detalla cuáles son los grupos de población más expuestos al riesgo de infección por el VHC:
  • Los consumidores de drogas inyectables;
  • Los consumidores de drogas por vía intranasal;
  • Los receptores de productos sanguíneos infectados, y los pacientes sometidos a intervenciones invasivas en centros sanitarios cuyas prácticas de control de la infección son inapropiadas;
  • Los niños nacidos de madres infectadas por el VHC;
  • Personas cuyas parejas sexuales están infectadas por el VHC;
  • Personas infectadas por el VIH;
  • Reclusos o exreclusos, y personas que han tenido tatuajes o perforaciones ornamentales (piercings).

¿La hepatitis C es curable?

Los medicamentos convencionales para el tratamiento de la hepatitis C logran un 55% de efectividad. Sin embargo, los nuevos tratamientos disponibles en el Perú para el VHC obtienen una tasa de respuesta que llega a más de 90%. Estas terapias son efectivas en las diversas fases de la enfermedad y reducen el tiempo de tratamiento a solo 12 semanas. El tratamiento resulta efectivo tanto en pacientes con una mínima lesión en el hígado como en aquellos que tienen cirrosis.

¿Cómo no se contagia la hepatitis C?

La hepatitis C no se transmite a través de la leche materna, los alimentos o el agua, ni por contacto ocasional (como abrazos y besos). Tampoco por compartir comidas o bebidas con una persona infectada.

Artículo original aquí.

TE RECOMENDAMOS