Hombre de Florida confiesa asesinato de manifestantes por George Floyd halladas muertas

Por Jack Phillips
21 de Junio de 2020 3:43 PM Actualizado: 21 de Junio de 2020 3:43 PM

Un hombre de Florida confesó abiertamente los asesinatos de dos mujeres que, según los informes, estuvieron involucradas en protestas de Black Lives Matter a principios de este mes, según documentos judiciales y un informe de arresto.

Aaron Glee Jr. dio una narración completa del secuestro de la manifestante Oluwatoyin Salau, de 19 años, y de Victoria Sims, de 75 años, voluntaria.

“Mientras estaba en el hospital, Glee hizo admisiones voluntarias a los oficiales que lo vigilaban por haber asesinado a dos mujeres en Tallahassee”, informaron los documentos, según el periódico Tallahassee Democrat. “También habría hecho una llamada telefónica a su madre y hecho estas mismas admisiones”.

Más adelante, “admitiría en detalle que, en diferentes fechas, él había secuestrado y asesinado a ambas (Salau) y Sims”, según los documentos.

El informe señaló que Glee comenzó a hablar con Salau el 6 de junio en una parada de autobús en Apalachee Parkway antes de decirle que había sido agredida sexualmente ese mismo día. Salau publicó sobre su agresión en Twitter.

Glee luego se ofreció a llevarla a su casa a dormir y llamó a Sims, quien los recogió a ambos en su sedán blanco, según los documentos.

Las imágenes mostraron que Salau también llegó a la parada Apalachee Parkway.

“Ese video también demostró que ella y Glee entablaron una conversación prolongada mientras estaban sentados en un banco en la parada del autobús”, dijo el informe del arresto. “Aproximadamente a las 7:07 pm, un Toyota blanco, de la misma marca y modelo que el de Sims, llegó al área de la parada de autobús. Glee y (Salau) partieron en ese Toyota momentos después”.

Glee luego dijo a los investigadores que agredió sexualmente a Salau cuando llegaron a su casa, y agregó que la mantuvo prisionera en su casa durante varios días. No estaba seguro por cuánto tiempo porque “estaba fuertemente bajo la influencia del alcohol”, según los documentos.

Los documentos también declararon que Glee, que tiene un largo historial criminal, estaba preocupado de volver a la prisión nuevamente si la dejaba escapar.

“Glee declaró que sabía que sería arrestado y probablemente sentenciado a prisión si permitía que (Salau) abandonara la residencia”, dijo un informe de arresto. “Glee indicó que determinó que su único curso de acción era terminar con su vida”.

Glee también admitió haber asesinado a Sims, saquear su departamento y robar su vehículo.

Las autoridades dijeron que Glee fue arrestado en Orlando pero fue extraditado de regreso a Tallahassee, donde enfrenta dos cargos de asesinato y uno de agresión sexual.

El departamento de policía dijo a los medios la semana pasada que las publicaciones de Salau en Twitter no estaban relacionadas con la agresión sexual de Glee.

Funcionarios de la policía de Tallahassee dijeron en la actualización que Salau los contactó el 6 de junio “para informar sobre una posible agresión sexual que ocurrió la noche anterior”. El departamento escribió que “no hay indicios de que la denuncia original que Salau informó esté relacionada con su muerte”, y agregó que “la información y descripción que Salau proporcionó a la policía y publicó en las redes sociales antes de su desaparición no coincide con la persona que finalmente se encontró responsable de su asesinato”.

“Poco después, mientras los oficiales seguían su caso, la familia de Salau denunció su desaparición”, según la actualización.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubra:

Black Lives Matter: Qué es y cómo actúa este movimiento

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.