Joven quedó calva en medio de una transmisión de Instagram tras decolorarse el cabello

Por Biobio.cl
04 de Julio de 2019 Actualizado: 04 de Julio de 2019

Acostumbrada a teñir, decolorar y recortar su cabello, la influencer Lori Faith decidió compartir con sus más de 60.000 seguidores su nuevo cambio de “look”. Sin embargo, la joven jamás pensó que en la trasmisión de Instagram quedaría registrado el momento en que quedó calva.

Tal como muestran las imágenes, la joven de 18 años estaba peinado su corta cabellera cuando, de pronto, parte de su pelo se salió y estancó en la peineta. “¡Dios mío!”, exclamó Faith en el registro, mientras que sus seguidores comentaban en vivo la reacción de la neoyorquina.

Según recogió el medio Insider, el error de la joven habría sido usar una crema de alisado permanente tras una decoloración casera. Ambos químicos habrían sido demasiado potentes, hasta el punto de dañar totalmente su cabello.

Aún así, antes de perder todo su pelo, la joven llevaba años con el cabello teñido, pasando por varios colores, también había usado trenzados artificiales.

View this post on Instagram

IM FUCKING BALD.

A post shared by LOLA FAITH 🌷 (@lorijfaith) on

En su canal de Youtube, Faith no solía superar las 5000 reproducciones, que correspondían a su nicho de seguidores. Sin embargo, el video en el que queda “calva” –y cuenta la historia detrás– ya tiene casi 390.000.

“Nunca pongas crema alisadora en el cabello decolorado a menos que sea con un profesional, porque de lo contrario te verás así”, dijo la joven en el video, en donde además admite que jamás pensó que su fail llegaría tan lejos.

De la misma forma, dijo que “al menos” su “cabello podrá crecer totalmente natural” desde ahora.

Finalmente, la influencer decidió aceptar con humor su nuevo aspecto, tomándolo como un nuevo cambio estético. Aún así, también ha aprovechado de usar pelucas de diferentes colores y estilos.

***

Mira a continuación

Dos gemelas meditaban en un parque cuando la policía china las separa de su madre

TE RECOMENDAMOS