Kristi Noem expresa su preocupación por que China posea tierras agrícolas en EE.UU.

“El país que nos alimenta nos controla”, dice la gobernadora Noem

Por Aldgra Fredly
25 de Marzo de 2024 2:41 PM Actualizado: 25 de Marzo de 2024 2:41 PM

La gobernadora de Dakota del Sur, Kristi Noem, ha expresado alarma por la creciente propiedad de tierras agrícolas estadounidenses por parte de entidades chinas, diciendo que China podría estar planeando “comprar toda nuestra cadena de suministro de alimentos”.

Durante una audiencia en la Cámara de Representantes el 20 de marzo sobre “el peligro que China representa para la agricultura estadounidense”, la Sra. Noem dijo que había sido testigo de cómo China había comprado compañías estadounidenses de fertilizantes, sistemas de procesamiento de alimentos y ahora tierras agrícolas estadounidenses.

“A lo largo de los años, he sido testigo del trabajo de este país comunista hostil para apoderarse sistemáticamente de una mayor parte de la vital cadena de suministro de alimentos de Estados Unidos”, dijo la gobernadora a los legisladores.

“China está comprando toda nuestra cadena de suministro de alimentos. Cuando Estados Unidos no puede alimentarse y depende de otro país para alimentarnos, se convierte en un problema de seguridad nacional. El país que nos alimenta nos controla”, añadió.

Al 31 de diciembre de 2021, China poseía 383,935 acres de tierras agrícolas estadounidenses (de un total de 878 millones de acres), según un informe del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA). Si bien la superficie cultivada bajo propiedad china es ligeramente inferior al 1 por ciento de todas las tierras agrícolas en manos extranjeras, representa un salto de casi 30 veces respecto de las 13,720 hectáreas en 2010.

La Sra. Noem dijo que es posible que la cifra ni siquiera abarque todas las tierras compradas por inversores chinos, ya que el gobierno federal no monitorea ni rastrea activamente los intereses extranjeros en transacciones tan grandes.

“Esto debería ser alarmante para todos nosotros”, afirmó. “Hay pocos informes y muy pocas sanciones por permitir que países que nos odian compren nuestros activos”.

Según la gobernadora, el Departamento de Agricultura y Recursos Naturales fue contactado previamente por “ciudadanos chinos que deseaban conocer, recorrer y conversar sobre cómo procesamos y cultivamos nuestros alimentos”, pero el departamento rechazó la solicitud.

“Rechazamos esas reuniones y, a los pocos días, el Departamento de Estado se puso en contacto con nosotros para notificarnos que esos individuos eran espías chinos que intentaban robar nuestra propiedad intelectual y nuestra genética de cultivos”, añadió.

La señora Noem ha instado al Congreso a impedir que el gobernante Partido Comunista Chino (PCCh) en Beijing “se infiltre en nuestro país”.

“China no permite que las empresas estadounidenses sean propietarias de sus tierras; ni siquiera permiten que su gente sea propietaria de tierras. ¿Por qué les permitiríamos comprar nuestro activo más importante?, señaló.

En los últimos años aumentaron las solicitudes para que se restrinja el acceso de entidades extranjeras a las tierras agrícolas estadounidenses. En julio de 2023, el Senado de Estados Unidos aprobó una enmienda ofrecida por el senador Mike Rounds (R-S.D.) para que se le prohíba a China y a otros adversarios extranjeros la compra de tierras y empresas agrícolas estadounidenses.

En el otoño de 2021, por ejemplo, una empresa china compró, a través de su filial Fufeng USA, 370 acres de tierras agrícolas para construir una planta de molienda de maíz en Grand Forks, Dakota del Norte.

El terreno se encuentra a 15 millas de la Base de la Fuerza Aérea de Grand Forks, que alberga tecnología sensible de vigilancia, satélites y drones. En diciembre de 2022, el Comité de Inversión Extranjera en Estados Unidos (CFIUS) determinó que la venta de terrenos para el proyecto Fufeng “no era una ‘transacción cubierta’” bajo la jurisdicción del comité.

El proyecto siguió adelante hasta que, a finales de enero de 2023, el Departamento de la Fuerza Aérea declaró que la rama tiene una opinión “inequívoca” de que “el proyecto propuesto representa una amenaza significativa para la seguridad nacional con riesgos tanto a corto como a largo plazo de impactos significativos para nuestras operaciones en la zona”.

Terri Wu contribuyó a este artículo


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.