La NASA y ESA están pagando USD19.000 por estar en cama leyendo y mirando TV por 60 días

Por Anastasia Gubin - La Gran Época
26 de Marzo de 2019 Actualizado: 26 de Marzo de 2019

Para una vida mejor en el espacio y en la tierra”, en nombre de la NASA y la ESA en la Tierra, el Centro Aeroespacial Alemán (DLR) comunicó que necesita contratar a 12 valientes que quieran permanecer acostados por 60 días, nada fácil.  La idea es investigar cómo cambia el cuerpo en este período.

El reposo en cama simula la condición de ingravidez que sufren los astronautas al viajar al espacio, por lo que es necesario de investigar para ofrecer futuros viajes espaciales sin riesgos; sin embargo para quien se proponga al trabajo debe saber que estar así sin levantarse no es nada fácil.  Según investigó la organización BGR, la agencia alemana está pagando una suma de 16.500 euros, lo que es casi USD 19.000 a cada persona contratada.

“Estamos buscando personas de prueba que tomen parte en un estudio de reposo en cama de septiembre a diciembre de 2019 en Colonia y pasen 60 días recostados”, dijo el equipo de DLR.. “Basados en los resultados del estudio, los científicos están desarrollando contramedidas que reducen los efectos negativos de la ingravidez en los astronautas”.

La investigación, que se está llevando a cabo en Alemania, requerirá un total de 24 participantes en Colonia y en MEDES en Toulouse, Francia, 12 de los cuales ya fueron contratados y comenzaron su trabajo el 25 de marzo.

Todo el tiempo se llevarán a cabo experimentos y controles del estado de salud. (Agencia Espacial de Alemania)

Los voluntarios “se mantienen en camas con la cabecera inclinada 6 ° por debajo de la horizontal”.

“Durante 60 días, uno de los hombros del sujeto debe estar tocando la cama en todo momento”, advirtió el equipo de la Agencia Espacial Europea (ESA) al explicar en qué consiste el estudio.

Centro Aeroespacial Alemán (DLR) comunicó que está investigando cómo cambia el cuerpo en la ingravidez por lo que necesita contratar a 12 valientes que quieran permanecer acostados por 60 días Una vez al día el voluntario estará en esta centrífuga que lo hará girar para recuperar la sangre en las piernas. (Agencia Espacial de Alemania)

A medida que la sangre fluye hacia la cabeza,  el músculo se pierde por la infrautilización, los investigadores pueden investigar los cambios y probar las técnicas desde la dieta hasta el ejercicio físico”, señalaron los investigadores.

Los efectos psicológicos que pueda tener estar en esta posición tanto tiempo, hace que los voluntarios deban pasar al menos un mes aclimatándose para volver a la normalidad.

Durante los 60 días descansando, el voluntario una vez al día se trasladará a una centrifugadora en el laboratorio donde un brazo giratorio de la centrífuga ayudará a empujar la sangre hacia los pies del participante, simulando los efectos de la gravedad.

Los científicos analizarán los beneficios que tendría este sistema a los astronautas de la vida real durante largas estadías en el espacio.

Una vez al día el voluntario estarán en esta centrífuga que lo hará girar para recuperar la sangre en las piernas. (Agencia Espacial de Alemania)

La centrífuga está construida para investigar el cuerpo humano “desde cero en condiciones de vuelo espacial”, destaca el equipo de ESA. “Permite cambiar casi todos los aspectos del medio ambiente incluida la humedad, la luz natural y la temperatura”.

La intensidad de la fuerza centrífuga puede adaptarse a cada persona según su tamaño, ajustar el centro de giro y cambiar la posición; de esta manera podría tener consecuencias de gran alcance para la rehabilitación.

Todo el tiempo que el voluntario esté en cama se llevarán a cabo varios experimentos diferentes a lo largo del estudio, analizando la función cardiovascular, el equilibrio y la fuerza muscular, el metabolismo y el rendimiento cognitivo, entre otros factores.

Una vez al día el voluntario estarán en esta centrífuga que lo hará girar para recuperar la sangre en las piernas. (Agencia Espacial de Alemania)

“Aunque puede parecer sencillo para los 12 hombres y 12 mujeres voluntarias involucradas, acostarse en la cama durante 60 días completos, más 29 días adicionales de aclimatación y recuperación, no es tan relajante como parece”, destacó ESA el 21 de marzo.

La líder del equipo de investigación de la ESA, Jennifer Ngo-Anh, dijo que lo que se trata de hacer es beneficiar futuras misiones a la Luna y más allá.

“Para hacer posibles estas misiones, se deben minimizar los riesgos para la salud de los astronautas. Este estudio nos permite abordar el problema de la atrofia muscular causada por la ingravidez, pero también otros factores estresantes como la radiación cósmica, el aislamiento y las restricciones espaciales”.

Los investigadores ya tuvieron la primera experiencia cuando realizaron su primer estudio con “12 valientes voluntarios que terminaron 60 días en cama en noviembre pasado” y la diferencia ahora es que se usará la centrífuga de la instalación.

***

Mira a continuación:

Cómo los médicos en China se convierten en asesinos

 

TE RECOMENDAMOS