La OMS explica por qué omitió “Xi” al nombrar la nueva variante de COVID-19, ómicron

Por Mimi Nguyen Ly
28 de Noviembre de 2021 11:48 AM Actualizado: 28 de Noviembre de 2021 11:48 AM

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha explicado por qué omitió las letras griegas “nu” y “xi” al nombrar la nueva variante de la COVID-19 ómicron.

“Se omitieron dos letras —Nu y Xi— porque Nu se confunde demasiado fácilmente con ‘nuevo’ y Xi no se utilizó porque es un apellido común y [las] mejores prácticas de la OMS para nombrar nuevas enfermedades (…) sugieren evitar ‘causar ofensa a cualquier grupo cultural, social, nacional, regional, profesional o étnico'”, dijo la agencia de las Naciones Unidas en unas declaraciones a The Epoch Times el sábado.

Las mejores prácticas de la OMS para nombrar nuevas enfermedades se desarrollaron conjuntamente con la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) en 2015.

El profesor Jonathan Turley, abogado penalista y profesor de la Universidad George Washington, especuló con que la OMS “está evitando de nuevo cualquier incomodidad para el gobierno chino” al saltarse la letra “Xi” y nombrarla ómicron.

“Se esperaba que la nueva variante fuera Nu, pero cualquier variante adicional sería entonces Xi, que resulta ser el nombre del mandatario chino”, escribió en Twitter.

“No está claro si hay otra razón para la decisión de omitir Nu y Xi, pero la historia de la OMS con la investigación de los orígenes de la pandemia ha alimentado las especulaciones sobre un motivo político”, sugirió. “Es una demostración de los continuos problemas de credibilidad de la organización tras su investigación original. Incluso el nuevo comité ha sido criticado por su desequilibrio y los antecedentes de sus miembros”.

En Twitter, el senador Ted Cruz (R-Texas) acusó a la OMS de estar “asustada por el Partido Comunista Chino”. Por su parte, el senador Tom Cotton (R-Ark.) acusó a la OMS de estar “más preocupada por los sentimientos del Partido Comunista Chino que por la salud pública”.

Además de la variante ómicron, la OMS ha designado otras cinco “variantes preocupantes”, así como dos “variantes de interés”.

La OMS adoptó hace unos meses letras del alfabeto griego para tener “etiquetas fáciles de pronunciar y no estigmatizantes” para las variantes del virus del PCCh (Partido Comunista Chino) que causa la enfermedad COVID-19.

La cepa ómicron, identificada como B.1.1.529, se detectó por primera vez en Botsuana y Sudáfrica la semana pasada. Algunos científicos sudafricanos dicen que tiene una combinación inusual de mutaciones en la proteína de la espícula que puede hacer que el virus sea capaz de evadir la inmunidad de infecciones anteriores o de la vacunación.

Las primeras pruebas, según dijo la OMS en una declaración, sugieren que ómicron tiene un mayor riesgo de reinfección en comparación con otras variantes como la Delta o la cepa Alfa.

Mientras tanto, un destacado médico sudafricano ha declarado a The Telegraph que la nueva variante provoca síntomas inusuales pero leves.

Maria Van Kerkhove, jefa de la unidad de enfermedades emergentes y zoonosis de la OMS, dijo que la OMS ha calificado la nueva cepa como variante preocupante porque tiene “algunas propiedades preocupantes”, concretamente un gran número de mutaciones, algunas de las cuales “tienen algunas características preocupantes”.

“Una vez que una variante se clasifica como variante preocupante, es realmente importante que tengamos una buena vigilancia del SARS-CoV-2 en todo el mundo, incluyendo una mejor secuenciación genómica, porque queremos ser capaces de detectar esta variante donde esté circulando”, dijo Van Kerkhove.

“También es realmente importante que se lleven a cabo estudios sobre el terreno para observar cualquier agrupación y también los estudios que se necesitan en el laboratorio, para ver si hay algún cambio en la gravedad, algún cambio en nuestro impacto en el diagnóstico, la terapéutica o las vacunas”.

La nueva variante del virus del PCCh ha provocado que varios países impongan restricciones, entre ellos Estados Unidos, Canadá, Brasil, el Reino Unido, la Unión Europea, Arabia Saudí, Japón, Rusia y Australia, una medida que el ministro de Sanidad de Sudáfrica calificó de “injustificada”.

Estados Unidos ha restringido los viajes desde Sudáfrica, Botsuana, Zimbabue, Namibia, Lesoto, Eswatini, Mozambique y Malawi, en un intento de frenar la propagación de la variante ómicron.

Anthony Fauci, el antiguo director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE. UU., dijo el sábado que la prohibición de viajar tiene por objeto ganar más tiempo para evaluar la nueva variante y que “no es motivo de pánico”.

A fecha del viernes no se había identificado ningún caso de la nueva variante ómicron en Estados Unidos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Con información de Zachary Stieber.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.