Líderes del Congreso condenan que Rusia siga deteniendo a periodista del Wall Street Journal

"El periodismo no es un delito, y los reporteros no son moneda de cambio", escribieron

Por Jackson Richman y Katabella Roberts
29 de Marzo de 2024 1:51 PM Actualizado: 29 de Marzo de 2024 1:51 PM

Los líderes de la Cámara de Representantes y del Senado hicieron pública una declaración el 29 de marzo con motivo del primer aniversario de la detención en Rusia del periodista del Wall Street Journal Evan Gershkovich.

“Evan Gershkovich, ciudadano estadounidense y reportero de The Wall Street Journal, ha pasado ya un año injustamente detenido por el gobierno de Putin. Seguimos condenando su detención infundada, sus cargos inventados y su injusto encarcelamiento”, escribieron el líder de la mayoría en el Senado, Chuck Schumer (D-N.Y.), el líder de la minoría en el Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), el presidente de la Cámara de Representantes, Mike Johnson (R-La.), y el líder de la minoría en la Cámara de Representantes, Hakeem Jeffries (D-N.Y.).

“Hace 45 años, los padres de Evan, Ella y Mijaíl Gershkovich, encontraron refugio en Estados Unidos tras huir de la Unión Soviética”, continuaron. “Hoy, Putin está restaurando el control al estilo soviético mediante la represión en casa y la agresión en el extranjero”.

“En el aniversario del cautiverio de Evan Gershkovich, reafirmamos la importancia de su trabajo. El periodismo no es un delito, y los reporteros no son moneda de cambio. Los intentos del Kremlin de silenciar a Evan e intimidar a otros reporteros occidentales no impedirán la búsqueda de la verdad”.

“Reiteramos nuestro llamamiento al gobierno ruso para que ponga en libertad sin más demora a Evan, Paul Whelan y otras personas que ha detenido injustamente”.

Paul Whelan, veterano de la Infantería de Marina, se encuentra en Rusia desde 2018 y cumple una condena de 16 años entre rejas por presunto espionaje.

Para conmemorar el primer aniversario, The Wall Street Journal dejó un espacio en blanco en la mayor parte de la portada de su edición del 29 de marzo con el titular “La historia debería estar aquí”. Hay un artículo en la parte derecha de la portada con el titular “Lo que Evan ha perdido durante su año detenido”, y el titular de la versión en línea dice “El año robado de Evan Gershkovich en una cárcel rusa”.

El Sr. Gershkovich, de 32 años, fue detenido en Ekaterimburgo, en los Montes Urales, a unos 900 kilómetros al este de Moscú, mientras supuestamente informaba sobre el grupo mercenario Wagner, apoyado por Rusia, que ha sido un actor en la guerra de Moscú en Ucrania.

En aquel momento, el FSB dijo que había “frustrado las actividades ilegales” del Sr. Gershkovich, de quien dijo que era “sospechoso de espiar en interés del gobierno estadounidense”.

Tanto el Sr. Gershkovich como The Wall Street Journal han negado vehementemente las acusaciones. Gershkovich se encuentra recluido en la prisión moscovita de Lefortovo, una antigua cárcel del KGB conocida por sus duras condiciones. Estados Unidos considera que Gershkovich está detenido injustamente, una designación oficial que permite dedicar más recursos a conseguir su liberación.

Durante una vista celebrada el 26 de marzo, Rusia prorrogó tres meses su detención preventiva.

El corresponsal afincado en Moscú perdió su tercera apelación en octubre de 2023. Se enfrenta a una pena de hasta 20 años de prisión si es declarado culpable.

El presidente ruso, Vladimir Putin, ha sugerido que Rusia y Estados Unidos podrían llegar a un acuerdo sobre un canje de prisioneros en el que estaría implicado Gershkovich.

Putin hizo estos comentarios durante una entrevista con el expresentador de Fox News Tucker Carlson, realizada en el Kremlin el 6 de febrero y publicada en Internet dos días después.

La discusión de aproximadamente dos horas entre el líder ruso y el presentador de noticias cubrió una amplia gama de temas, incluyendo la actual invasión rusa de Ucrania, la expansión de la OTAN, la destrucción del gasoducto Nord Stream y temas relacionados con el empresario Elon Musk, entre otros.

El Sr. Carlson también presionó al líder ruso sobre un posible intercambio de prisioneros en el que estaría implicado el Sr. Gershkovich.

El presentador preguntó a Putin si consideraría la posibilidad de liberar a Gershkovich “como muestra de decencia”.

“Hemos hecho tantos gestos de buena voluntad por decencia que creo que se nos han acabado”, dijo Putin. “Nunca hemos visto a nadie correspondernos de manera similar, sin embargo, en teoría, podemos decir que no descartamos que podamos hacerlo si nuestros socios dan pasos recíprocos”.

El dirigente ruso señaló que los “socios” a los que se refería son los servicios especiales de EE.UU. y dijo que tanto ellos como los servicios especiales rusos están actualmente en contacto y discutiendo el caso.

“No hay ningún tabú para resolver este asunto, estamos dispuestos a resolverlo. Pero se están discutiendo ciertos términos” tanto por los socios estadounidenses como por los rusos, dijo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo clic aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.