Londres confisca indefinidamente dos jets privados a un oligarca ruso

Por Noticia de agencia
26 de Marzo de 2022 1:32 PM Actualizado: 26 de Marzo de 2022 1:32 PM

El Gobierno británico anunció este sábado que retendrá “indefinidamente” dos jets privados que pertenecen al magnate ruso Eugene Shvidler, socio del oligarca Roman Abramóvich.

El ministro británico de Transportes, Grant Shapps, explicó a través de su cuenta de Twitter que desde que el presidente ruso, Vladimir Putin, ordenó la invasión de Ucrania, el pasado 24 de febrero, se inmovilizaron las aeronaves de Shvidler, pero que ahora ha decidido usar sus poderes para confiscarlos indefinidamente.

Los aviones están valorados en decenas de millones de euros y se encuentran en los aeródromos de Farnborough y de Biggin Hill.

“Los amigos de Putin que hicieron millones con su régimen no disfrutarán de lujos mientras muere gente inocente”, escribió Shapps en sus redes sociales.

La orden firmada por el ministro convierte en delito que los oligarcas sancionados traten de mover o trasladar sus aviones.

El Reino Unido también ha decomisado un helicóptero registrado a nombre de la compañía rusa HeliCo Groupo, según el diario “The Times”.

Shvidler figura entre los 65 nuevos individuos y empresas vinculados al régimen ruso que fueron sancionados esta semana por las autoridades británicas, que se plantean ahora qué hacer con los aviones.

Según “The Times”, una de las opciones sobre la mesa sería vender los aviones, algo a lo que tendrían derecho si así lo desean.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.