Los Ángeles anuncia el cierre de bares, restaurantes y gimnasios en por la pandemia de coronavirus

Por Jack Phillips
16 de Marzo de 2020 12:13 PM Actualizado: 16 de Marzo de 2020 12:13 PM

Los Ángeles cerrará temporalmente todos los restaurantes, bares, clubes nocturnos, lugares de entretenimiento y gimnasios en toda la ciudad desde la medianoche hasta por lo menos el 31 de marzo, como parte de sus esfuerzos por frenar la propagación del nuevo coronavirus.

El alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, anunció la noticia el domingo a través de una videoconferencia en la que elogió a los residentes por ser “fuertes” y “resistentes”, y subrayó la importancia de practicar el distanciamiento social y evitar los viajes no esenciales.

“Sé que estos han sido días increíblemente duros para nuestra ciudad y nuestros residentes. Permítanme comenzar agradeciendo a todos por su confianza, su increíble generosidad y por mantener la calma ante una amenaza como ninguna otra que hayamos visto antes”, dijo Garcetti.

“Nuestras decisiones determinarán el destino de los seres queridos, nuestras decisiones y acciones determinarán la duración de esta crisis, el daño que se hace a nuestra economía y en última instancia, la rapidez con la que nos pondremos de pie”.

“Firmé una orden esta noche que impedirá que la gente haga lo siguiente: impide que la gente se reúna prohibiendo y cerrando nuestros bares y clubes nocturnos. En segundo lugar, los restaurantes e instalaciones de venta al por menor, ahora tendremos prohibida la comida en el lugar pero permitida para la entrega, la comida para llevar y el autoservicio.

“Una vez más, los restaurantes se cerrarán para cenar dentro de esos restaurantes”, reiteró Garcetti, antes de animar “a todos los angelinos a que ayuden a apoyar a estos pequeños negocios críticos -los restaurantes que amamos en nuestros vecindarios- continuando con sus pedidos [al] obtener comida para llevar o a domicilio”.

Los comestibles, las farmacias y los bancos de alimentos serán eximidos de la orden. Una moratoria de desalojos para los arrendatarios también fue anunciada en su discurso.

El alcalde además pidió a las casas de culto que cierren, diciendo: “Tenemos una increíble Constitución y una Primera Enmienda, así que aunque no podemos ordenar que las iglesias, mezquitas o sinagogas cierren, por favor, les pedimos que las cierren”.

Los funcionarios de salud del condado de Los Ángeles confirmaron 16 nuevos casos de coronavirus el domingo al mediodía, lo que eleva el total del condado a 69. Diez de los 69 casos son “probablemente debidos a la transmisión en la comunidad”, dijo el departamento de salud del condado, añadiendo que todos los casos confirmados están siendo aislados y los contactos cercanos están en cuarentena.

El anuncio de Garcetti se produce poco después que el gobernador de California, Gavin Newsom, hiciera un llamado a todos los bares, pubs, cervecerías y bodegas de California para que cerraran por el coronavirus, añadiendo que habrá nuevas restricciones en los restaurantes.

Los restaurantes tendrán sus niveles de ocupación reducidos a la mitad, anunció el domingo por la noche en una conferencia de prensa, añadiendo que la gente tiene que distanciarse unos de otros. A los ancianos, personas de 65 años o más, se les pide que se queden en casa a menos que tengan una razón de emergencia.

“Creemos que esta es una función no esencial en nuestro estado”, dijo Newsom sobre los bares. “También creemos que es apropiado, dadas las circunstancias, moverse en esa dirección”.

Alrededor de 335 casos de COVID-19, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus de Wuhan, han sido confirmados en California, dijo Newsom. Hasta ahora se han confirmado seis muertes.

Jack Phillips contribuyó en el artículo

***

Exclusiva: funeraria china revela cifra real de muertes por coronavirus

[/epoch_video]

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.