Los CDC celebrarán una reunión de emergencia sobre la rara inflamación posvacunación del corazón

Por Katabella Roberts y Zachary Stieber
11 de Junio de 2021
Actualizado: 11 de Junio de 2021

El comité asesor sobre vacunas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades tiene previsto celebrar una reunión de urgencia este mes para debatir los informes con cifras más elevadas de lo esperado de casos de inflamación del corazón en varones jóvenes tras una segunda dosis de las vacunas contra la COVID-19 de Pfizer y Moderna.

En la reunión del 18 de junio se abordarán las afecciones, que son muy poco frecuentes y no se han relacionado directamente con las vacunas, según anunció la agencia el 10 de junio.

La primera parte de la reunión incluirá los últimos datos sobre la seguridad de la vacuna contra la COVID-19, incluidos los casos de miocarditis observados tras la administración de vacunas basadas en la tecnología del ARN mensajero, según el programa de la reunión.

La miocarditis es un trastorno poco frecuente que provoca una inflamación del corazón. Entre las causas se encuentran la gripe y la COVID-19.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) revelaron en una reunión celebrada el jueves que las tasas de miocarditis y de una afección similar, la pericarditis, son más altas de lo esperado.

Los CDC han identificado hasta ahora 226 informes en personas de 30 años o menos que podrían cumplir con la “definición de caso de trabajo” de la agencia sobre la inflamación del corazón tras las vacunas, reveló la agencia. Eso fue sobre un total de 12.2 millones que habían recibido la vacuna a fecha del 31 de mayo.

Aunque la gran mayoría de los pacientes se han recuperado, 41 tenían síntomas continuos, 15 siguen hospitalizados y tres están en unidades de cuidados intensivos.

El Dr. Tom Shimabukuro, subdirector de la Oficina de Seguridad de la Inmunización de los CDC, dijo al grupo asesor sobre vacunas de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) durante una reunión que los CDC seguirán evaluando la miocarditis tras la vacunación con ARNm y valorarán el beneficio y los riesgos antes de la reunión de emergencia de la próxima semana.

Frascos con etiquetas adhesivas que dicen “vacuna contra COVID-19” y jeringas junto al logotipo de la compañía farmacéutica estadounidense Pfizer. (Imagen ilustrativa/JUSTIN TALLIS/AFP a través de Getty Images)
Unos viales con vacunas anti-COVID de Moderna. (Carl Court/Getty Images)

No todos los informes, que fueron enviados al Sistema de Notificación de Eventos Adversos a las Vacunas, resultarán ser exactos, dijo Shimabukuro. Pero añadió que la tasa más alta de lo esperado que indican las estadísticas es coherente con los datos de vigilancia de Israel y del Pentágono.

“Dado el número de dosis de la vacuna contra la COVID-19 administradas, estos informes son raros. Más de 18 millones de personas de entre 12 y 24 años han recibido al menos una dosis de la vacuna contra la COVID-19 en Estados Unidos. Los CDC siguen recomendando la vacunación contra la COVID-19 para todas las personas de 12 años o más”, dijo un portavoz de los CDC a The Epoch Times en un correo electrónico.

Habrá más debates sobre la miocarditis en la reunión, añadió el portavoz.

La Dra. Monica Gandhi, profesora de medicina y jefa asociada de la Universidad de California en San Francisco, dijo a The Epoch Times en un correo electrónico que los CDC podrían acabar recomendando solo la vacunación de los niños que no se hayan recuperado de la COVID-19 porque existe una relación entre la infección por COVID y la miocarditis.

Otras posibilidades son administrar una sola dosis de las vacunas de Moderna o Pfizer a los menores de 20 años, reducir la cantidad de la dosis y ampliar la duración entre las dosis una y dos en los jóvenes, añadió.

Varios miembros del Comité Asesor de Vacunas y Productos Biológicos Relacionados de la Administración de Alimentos y Medicamentos, que escucharon a Shimabukuro, expresaron su preocupación por los datos de la miocarditis.

“Creo que, como todos hemos discutido ampliamente la preocupación por la miocarditis y otros efectos secundarios, que parecen ser generalmente peores después de la segunda dosis, creo que necesitamos algunos estudios sobre la dosis única y si eso podría ser adecuado en el futuro”, dijo el Dr. Mark Sawyer, profesor de pediatría de la Universidad de California en San Diego, a sus colegas durante la reunión.

“Creo que la miocarditis es algo que hay que examinar de cerca porque probablemente estemos viendo la punta del iceberg”, añadió el Dr. Michael Kurilla, director de la División de Innovación Clínica del Centro Nacional para el Avance de las Ciencias Translacionales, que forma parte de los Institutos Nacionales de Salud.

Pfizer dijo que apoya la evaluación de los CDC sobre los casos de inflamación del corazón, señalando que “el número de informes es pequeño dado el número de dosis administradas”.

“Es importante entender que se está llevando a cabo una cuidadosa evaluación de los informes y que no se ha concluido que las vacunas con ARNm de la COVID-19 causen miocarditis o pericarditis”, dijo la empresa a The Epoch Times en un correo electrónico.

Moderna no respondió a una solicitud de comentarios.

Siga a Zachary en Twitter: @zackstieber
Siga a Zachary en Parler: @zackstieber


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS