McConnell: si el juicio político fuera hoy, Trump no sería destituido de su cargo

Por Zachary Stieber
06 de Noviembre de 2019 Actualizado: 06 de Noviembre de 2019

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), dijo que los demócratas de la Cámara de Representantes parecen estar dispuestos a impugnar al presidente republicano Donald Trump, pero no cree que el Senado vaya a condenar a Trump.

“Diré, estoy bastante seguro de cómo es probable que termine. Si fuera hoy, no creo que haya ninguna duda de que no llevaría a una destitución. Así que la pregunta es, ¿cuánto tiempo quiere tardar el Senado? Cuánto tiempo quieren los candidatos presidenciales estar aquí en el Senado en lugar de en Iowa o Nuevo Hampshire”, dijo McConnell a los periodistas en la conferencia de prensa semanal de los líderes republicanos del Senado el 5 de noviembre, refiriéndose a candidatos presidenciales demócratas como los senadores Elizabeth Warren (D-Mass.), Bernie Sanders (I-Vt.) y Cory Booker (D-N.J.).

“Me sorprendería que no terminara de la misma manera que las dos anteriores, con el presidente no siendo destituido del cargo”, dijo.

La Cámara puede impugnar a un presidente por mayoría de votos. Luego se lleva a cabo un juicio de destitución en el Senado, seguido de una votación. Dos tercios de los senadores presentes deben votar para condenar al presidente y destituirlo de su cargo. El juicio está presidido por el presidente de la Corte Suprema. El presidente de la Corte Suprema es actualmente John Roberts, quien fue nombrado por el presidente George W. Bush para ocupar ese cargo.

El presidente de la Corte Suprema de Estados Unidos, John Roberts Jr., habla en la Universidad de Miami como parte de la Serie de Conferencias Universitarias en el BankUnited Center, en el campus de Coral Gables de la Universidad, el 13 de noviembre de 2006 en Miami, Florida. (Joe Raedle/Getty Images)

Dos presidentes —Bill Clinton y Andrew Johnson— fueron procesados, pero ninguno de ellos fue condenado.

McConnell desvió múltiples preguntas sobre el testimonio de testigos interrogados por los demócratas de la Cámara o una supuesta irregularidad de Trump, aprovechando la oportunidad para criticar a los demócratas de la Cámara por la forma en que han estado llevando a cabo la investigación del juicio político.

“Lo que voy a hacer es esperar hasta que recibamos el caso de la Cámara —parece que eso va a suceder— y retener el juicio sobre las revelaciones diarias, los cargos, los testigos y todo el resto [de temas] que todos ustedes, por supuesto, necesitan reportar a medida que salen a la luz”, dijo McConnell a los reporteros.

“Este asunto sigue en la Cámara. Recién la semana pasada votaron a favor. Y era digno de mención que ni un solo republicano votó a favor de abrir esta investigación en la Cámara de Representantes”.

“Pero por mi parte, no voy a empezar a comentar todos estos episodios que ocurren a diario, que se están desarrollando en la Cámara, sino a decir que me parece que todavía no están proporcionando el mismo tipo de derechos básicos de un proceso como éste, que se otorgaron tanto a Richard Nixon como a Bill Clinton”.

“Ni siquiera pueden hacer bien el proceso. Así que más allá de eso, esperaremos hasta que lo tengamos aquí. Me parece que están dispuestos a hacerlo, y en algún momento terminaremos en un juicio de destitución”, dijo McConnell.

El Senado probablemente estaría en juicio seis días por semana en un proceso sobre el cual el líder de la mayoría del Senado tendría poco control.

McConnell señaló que durante el juicio de Clinton, los principales senadores de cada partido llegaron a un acuerdo sobre el proceso que guió el juicio, que pasó de 100 a 0.

“Presumiblemente, en algún momento, el senador Schumer y yo nos sentaremos y veremos si estamos de acuerdo en algún proceso. Después de eso, el presidente de la Corte Suprema decide sobre cualquier moción. Presumiblemente, lo que se vería en la tribuna de oradores serían los fiscales que vienen de la Cámara —por lo general han sido miembros del Comité Judicial— y el abogado del presidente, y ellos se encargarían del caso”, dijo, refiriéndose al líder de la minoría en el Senado.

“La única vez que recuerdo que hablamos durante el juicio de Clinton, fuimos a una sesión privada y tuvimos algunas deliberaciones. El tiempo que dura es indeterminado. En el juicio de Clinton esto duró un par de meses. Esto no es algo que la mayoría pueda micromanejar, como puede hacerlo en casi cualquier otro tema”.

Siga a Zachary en Twitter: @zackstieber

Mira a continuación

Desfile celebra las 300 millones de renuncias al comunismo chino. Movimiento que sigue en aumento

“Tuidang” o Renuncia al Partido, es un movimiento silencioso que está arrasando a China, pero pocos en Occidente lo saben. Éste está creando un desafío para el Partido Comunista Chino disolviéndolo desde adentro. Las renuncias aumentan rápidamente, con entre 90.000 y 150.000 retiros diarios. ¿Dónde terminará?

TE RECOMENDAMOS