Mexicana da a luz en su auto e improvisan “casco de oxígeno” con un garrafón para salvar al bebé

Por Jesús de León – La Gran Época
19 de Febrero de 2019 Actualizado: 19 de Febrero de 2019

Una embarazada mexicana en trabajo de parto fue rechazada en el centro de salud de la ciudad de Magdalena, Sonora, por lo que tuvo que dar a luz en el automóvil familiar el pasado lunes 11 de febrero.

La denuncia fue hecha por Noemí Hernández de Valdivia al relatar la traumática experiencia de su nuera Dalia, a la que le negaron el acceso a la clínica bajo el argumento de que “no había cupo”.

“Mi hijo le pidió a la mencionada señora que por favor hiciera algo porque su bebé estaba por nacer, pero de nuevo fue rechazado con toda la frialdad del mundo y le dijo que no era su problema, que no había cupo ni camas”, contó Valdivia en su cuenta personal de Facebook.

La pareja entonces decidió enfrentar “solos” el advenimiento de su bebé, pero al ir en el auto, la pequeña “anunciaba su salida con tan fuertes dolores” que decidieron detener el auto y recibirla “ahí a la intemperie donde se sentían vientos bastante fríos”.

La niña nació “respirando bien y llorando bien”, pero según contó Valdivia, la baja temperatura ambiental “sacudió su salud por tan repentino cambio”.

En ese momento regresaron al hospital. De acuerdo con el medio local Proceso, cuando ingresaron a la sala de urgencias detectaron que había al menos dos camas disponibles, y en el área de recuperación varias más. “Sí había cupo, pero no quisieron atenderlos”.

A la niña tuvieron que meterla en una incubadora y desarrolló un cuadro “como de neumonía”, con un quejido y flemas que según los médicos podía ser agua en sus pulmones, denunció Valdivia.

Además de ello, los médicos del centro de salud “improvisaron” un “casco de oxígeno” con un garrafón de plástico para salvar la vida del bebé.

La niña nació pesando 3 kilogramos y 700 gramos, y tanto la madre como la recién nacida fueron dadas de alta el pasado jueves 14 de febrero.

Luego de la denuncia presentada por negligencia médica, la Secretaría de Salud estatal difundió un comunicado en el que dio a conocer que inició una investigación del caso.

“En los últimos años nunca había estado tan llena la unidad de salud, (…), por lo que el personal de salud tuvo que improvisar un casco de oxígeno para salvaguardar la vida de la menor”, explicó la Secretaría de Salud.

“Gracias a las maniobras que realizó el personal médico y de enfermería, la menor se encuentra en su casa y con sus padres, ya que los equipos con los que se cuentan en la unidad de salud estaban en uso en ese momento”, resaltaron.

La gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich,  anunció en Twitter el despido de la directora del Hospital.

Mientras que Noemí Hernández de Valdivia adelantó que llevará el caso ante todos los tribunales necesarios.

*********************************************************

Descubre a continuación:

Un genocidio oculto se realiza hoy en el país más poblado del planeta

TE RECOMENDAMOS