Miles de trabajadores sanitarios de NY son suspendidos y podrían ser despidos por requisito de vacunación

Por Petr Svab
28 de Septiembre de 2021
Actualizado: 28 de Septiembre de 2021

Miles de enfermeras y otros trabajadores sanitarios de todo el estado de Nueva York han perdido sus puestos de trabajo o han sido suspendidos por negarse a cumplir la orden estatal de vacunarse contra el COVID-19.

La orden, que entró en vigor el 27 de septiembre, ha provocado una escasez de personal, aunque algunos de los grandes sistemas hospitalarios del estado han dicho que están manteniendo la continuidad de los servicios.

Hasta el 27 de septiembre, el 92 por ciento de los empleados de los hospitales del estado habían recibido al menos una dosis de la vacuna, según los “datos preliminares declarados por ellos mismos”, dijo la oficina de la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, en un comunicado. Esto dejaría a decenas de miles de trabajadores de hospitales en situación de despido, aunque algunos proveedores de atención sanitaria indicaron que están dando a sus empleados algo de tiempo para que todavía se vacunen y vuelvan al trabajo.

La orden ya ha causado algunos problemas en el norte del estado.

El Strong Memorial Hospital de Rochester anunció una pausa de dos semanas en algunos procedimientos electivos.

“Los pacientes pueden anticipar tiempos de espera más largos para las citas de rutina, se pedirá a algunos empleados que asuman nuevas responsabilidades y es posible que se cierren camas temporalmente”, dijo la Universidad de Rochester, que administra el hospital, en un comunicado, señalando que los servicios de emergencia y los cuidados críticos continuarán.

El Centro Médico del Condado de Erie, en Búfalo, suspendió las cirugías electivas para pacientes internos y ha dejado de aceptar pacientes de cuidados intensivos de otros hospitales mientras se prepara para despedir a cientos de empleados no vacunados, dijo a Reuters el portavoz Peter Cutler.

Northwell Health, el mayor empleador sanitario del estado con dos docenas de hospitales y 74,000 empleados, indicó que no todos los empleados que no están vacunados fueron despedidos inmediatamente.

La empresa “notificó a todos los miembros del equipo no vacunados que ya no cumplen con la orden del Estado de Nueva York”, dijo el portavoz Jason Molinet a The Epoch Times.

“Hemos iniciado un proceso para la salida de todos los miembros del equipo no vacunados, utilizando un enfoque cuidadosamente planificado que mantiene la continuidad de la atención en todas nuestras instalaciones y garantiza la seguridad de todos nuestros pacientes”, dijo en un comunicado enviado por correo electrónico.

No quiso aclarar si eso significa que algunos empleados no vacunados pueden seguir trabajando por ahora.

“Lo siento, no hay ninguna actualización más allá del comunicado”, dijo.

Más del 91% del personal de NYC Health + Hospitals, el sistema hospitalario de la ciudad de Nueva York, está vacunado, según declaró un funcionario de la empresa a The Epoch Times. Sin embargo, quedan más de 3000 personas sin vacunar, que han sido puestas en licencia no remunerada, pero que son libres de volver al trabajo si cambian de opinión sobre la vacunación.

El sistema no ha visto interrupciones del servicio y no espera ninguna, dijo su director, Mitchell Katz, durante la conferencia de prensa del 28 de septiembre con el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio.

En Presbyterian Hospitals de Nueva York, uno de los mayores sistemas hospitalarios del país, quedan menos de 220 sin vacunar de un total de 48,000 empleados al cumplirse el plazo, dijo el presidente y director ejecutivo Steven Corwin a CBS News.

El Hospital St. Barnabas, situado en el barrio neoyorquino del Bronx, tiene menos de 100 empleados que aún no han sido vacunados de los 3000, frente a los más de 600 de hace una semana, según declaró el portavoz Steve Clark a The Epoch Times. Tienen hasta el 4 de octubre a las 6 de la mañana para recibir la primera dosis de la vacuna antes de ser despedidos.

“La pérdida de estos empleados, que actualmente están suspendidos, no ha afectado a la atención de los pacientes ni a los horarios del personal”, dijo Clark por correo electrónico. “La semana anterior se dedicó a un intenso esfuerzo para comunicar a los supervisores y al personal sobre la orden”.

En Samaritan Health, en el norte de Nueva York, más del 90 por ciento de sus más de 2000 empleados estaban vacunados y otro 6 por ciento aproximadamente estaba exento de la orden a partir del 27 de septiembre por la tarde, dijo la portavoz Leslie Distefano a The Epoch Times. Los empleados que incumplieron la orden fueron puestos en licencia de dos semanas. Si no se vacunan para entonces, serán despedidos. La orden no ha causado ninguna interrupción significativa de los servicios, dijo.

Hochul declaró el estado de emergencia el 27 de septiembre para hacer frente a la posible escasez de personal. Dijo que el 25 de septiembre estaba preparada para activar a los miembros de la Guardia Nacional que tienen formación médica para reemplazar a los trabajadores de la salud. Los proveedores pueden contratar a los trabajadores con licencia en otros estados y países, así como a los recién graduados y los profesionales de la salud jubilados, dijo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS