Muere una practicante de Falun Gong tras años de tortura y acoso en China

Por Frank Yue
06 de Noviembre de 2021
Actualizado: 06 de Noviembre de 2021

Un practicante de Falun Gong murió en el noreste de China tras sufrir varias torturas, según Minghui.org, un sitio web con sede en Estados Unidos que informa sobre la persecución a Falun Gong por parte de Beijing.

El 21 de octubre, Wu Dongsheng, de 57 años, murió en el condado de Baoqing, ciudad de Shuangyashan, provincia de Heilongjiang, informó Minghui. El Partido Comunista Chino (PCCh) la privó de un ingreso estable. Ha sufrido acoso y detenciones, y finalmente ha desarrollado una enfermedad relacionada con el estrés.

Falun Gong, también conocido como Falun Dafa, es una práctica espiritual que se basa en tres principios: verdad, benevolencia y tolerancia, junto con cinco ejercicios lentos. Tras hacerse pública en 1992, sus practicantes en China aumentaron hasta los 70 o 100 millones de personas en 1999. Entonces, el régimen chino, considerando la popularidad de la práctica una amenaza, lanzó una campaña de persecución a nivel nacional para erradicarla.

Wu, nació el 30 de septiembre de 1965 y fue empleada de la granja nº 597, dependiente de la Administración de Granjas y Recuperación de Tierras de la provincia. Tenía varios problemas de salud, como una afección cardíaca, una inflamación renal y problemas ginecológicos. Afirmó que todas las afecciones desaparecieron después de empezar a practicar Falun Gong en septiembre de 1998.

Sin embargo, la campaña nacional del PCCh contra Falun Gong cambió su vida cuando comenzó una persecución completa en julio de 1999.

El 7 de septiembre de 2001, las autoridades de la granja detuvieron a Wu por hablar de la persecución de Falun Gong con otros residentes. La enviaron al Centro de Detención de Hongxinglong.

Allí inició una huelga de hambre en protesta por la detención ilegal, pero luego fue sometida a la alimentación forzada. Le ataron las manos al marco de la cama, la obligaron a abrir la boca con una cuchara y la jalaron violentamente del cabello para que su cabeza golpeara el armazón de la cama.

Días después, Wu fue enviada a un campo de trabajo en la ciudad de Jiamusi.

Una vez cumplida su condena, el 24 de enero de 2002, las autoridades locales prolongaron su estancia 37 días por su no cooperación pacífica.

“Podemos mantenerla detenida indefinidamente mientras practique Falun Gong”, dijo Chen Jianfu, jefe del comité local de asuntos políticos y legales, según Minghui. “No necesitamos seguir la ley cuando se trata de ustedes”.

Los funcionarios locales la dejaron en libertad el 5 de marzo porque siguió en huelga de hambre.

Después, del 27 de septiembre de 2002 al 27 de septiembre de 2004, Wu estuvo detenida en una base de adoctrinamiento local en la Granja Qixing, donde volvió a sufrir torturas y aislamiento, y perdió cuatro dientes.

El 26 de agosto de 2006, Wu fue condenada a cumplir una pena de tres años en un campo de trabajo de Jiamusi por sus actividades relacionadas con Falun Gong. Los guardias la obligaron a firmar cinco documentos preescritos en los que declaraba que renunciaba a su fe en Falun Gong. Mientras estaba encarcelada, le diagnosticaron fibromas uterinos.

El último acoso que sufrió antes de su muerte se produjo el 26 de mayo de 2021, cuando agentes de la comisaría de Zhennan acudieron a su casa para vigilar sus actividades.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS