Mujer con obesidad mórbida de 340 kg revela cómo pudo adelgazar 270 kg en 3 años y recuperar su vida

Por Michael Wing - La Gran Época
03 de Julio de 2019 Actualizado: 04 de Julio de 2019

Milla Clark, de 51 años, casi deja a sus cinco hijos sin madre. Ella sabía que dependían de ella, y estaba avergonzada. Su deseo de comer era insaciable. Era lo primero que se le ocurría por la mañana y lo último que pensaba antes de dormir.

Fue la idea de que pudiera lastimar a sus hijos lo que despertó el deseo de realizar un cambio.

En cuanto a su cama, Milla nunca salió de ella. Con un peso de 341 kg, estaba postrada en cama, incapaz de hacer nada por sí misma, y mucho menos permanecer de pie.

Los cinco hijos de Milla, cuatro de los cuales fueron adoptados y uno biológico, le ayudaban con todo, desde asearse en la cama por la mañana hasta ayudarla a hacer la comida, de nuevo, en su cama. Fue humillante para ella, y sobre todo, era “miserable”, usando su palabra.

“He estado atrapada en estas cuatro paredes durante más de dos años”, compartió a través de TLC. “Durante ese tiempo, no me levanté ni una sola vez. Todo lo que podía hacer es comer y dormir”.

La familia Clark, de Fayetteville, Tennessee, fue presentada en el programa “My 600-lb Life” de TLC, que hace una crónica del increíble viaje de la pérdida de peso de Milla, que la llevó de la miseria a la determinación para lograr el triunfo total. Fue una lucha difícil, pero Milla fue capaz de perder alrededor de 270 kg en el transcurso de tres años.

Ella luchó con su peso toda su vida. Su madre no sabía como mostrar a sus hijos el amor de otra manera, excepto si los alimentaba bien. Después de la graduación de la escuela secundaria de Milla, cuando conoció a su futuro esposo, Elroy, pesaba alrededor de 181 kg.

Ella pesaba casi 227 kg después de dar a luz a su primer hijo, y pesaba demasiado como para intentar con seguridad tener otro hijo. Lo que los llevó a adoptar a otros cuatro niños, que venían de padres drogadictos.

Luego, Milla desarrolló un linfedema (una masa grande, insoportable, llena de líquido e hinchada) en su pierna, y eso la inmovilizó por completo. Combinado con su ya excesivo peso, era más que suficiente para enviarla a una espiral negativa de comer para sentirse mejor, solo para ganar más peso y estar postrada en cama, sin una pizca de esperanza.

Cuando Elroy comenzó a sufrir de una enfermedad cardíaca, Milla supo que tenía que superar su obesidad. Y eso la llevó a buscar ayuda del hombre que la guiaría en su viaje hacia la pérdida de peso: el Dr. Nowzaradan.

Primero, enviaron a Milla a Houston, Texas, donde el médico la vería; el viaje fue en sí mismo un esfuerzo monumental. Después de consultar con el Dr. Nowzaradan, primero tuvieron que abordar la eliminación del linfedema de su pierna con cirugía. Pero tendría primero que rebajar alrededor de 45 kg, lo que fue difícil. Por lo tanto, se sometió a una dieta controlada y comió lo que los médicos le indicaron hasta que se acostumbró. En un mes, había perdido casi 27 kg.

Luego se fue a casa, y con la ayuda de sus hijos, apegada a su dieta, perdió los otros 27 kg. Por primera vez en su vida, Milla sintió que tenía esperanza.

A Milla le quitaron el linfedema de la pierna. Luego, se enfrentó a su segundo gran desafío: tendría que poner todo su peso sobre sus piernas y ponerse de pie por primera vez en varios años antes de poder ser sometida a la cirugía de pérdida de peso.

Significaría más dieta y ejercicio, sin mencionar el aterrador acto de mover su peso sobre sus piernas atróficas, que a menudo la asustaban hasta la derrota. Al principio, el desafío era demasiado grande para superar. Lo que la llevó más allá de sus límites, fueron los paseos diarios al aire libre que le recetó el médico y que le hicieron ver lo que se perdía: el sol y jugar a la pelota con sus hijos.

Ella se puso de pie con éxito con un esfuerzo monumental y luego se sometió a sus cirugías.

Varias cirugías ayudaron a que Milla pesara menos 91 kg, aunque después le quedaron cicatrices significativas debido a la eliminación masiva de piel. Después, le tuvieron que reconstruir ambas rodillas, y por fin logró ponerse de pie sin bastón ni andador.

Milagrosamente, el viaje de tres años de Milla la condujo a adelgazar y pesar alrededor de 70 kg, lo que la convirtió en la paciente más exitosa del programa y le permitió recibir un abrazo muy merecido del Dr. Nowzaradan.

En un episodio posterior, la familia es vista celebrando su 51 cumpleaños. Ahora disfruta de todo tipo de actividades, como tener salidas con sus hijos y navegar en canoa por el río.

Ver esta publicación en Instagram

Thank you Timmy son for the steak.

Una publicación compartida por Milla Shawn Clark (@boss_lady_milla) el

Después de 20 años, muchos aún no saben que millones de personas inocentes son perseguidas por un régimen malvado

¿Te gustó este artículo? Entonces, te pedimos un pequeño favor. Apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS