Mujer abrumada con trillizos recién nacidos pide ayuda en Facebook, la respuesta es increíble

"Sabiendo que tener un bebé es mucho trabajo. Cuando escuché que tenía tres, pude entender lo agotador que debía ser"
21 de Febrero de 2018 Actualizado: 21 de Febrero de 2018

Tener un bebé recién nacido es un trabajo de 24 horas. Los padres de los recién nacidos a menudo se ven privados del sueño, agotados y se vuelven expertos en cambiar pañales.

Sólo un nuevo bebé implica un puñado de cosas por hacer, pero tres recién nacidos es un desafío casi inconcebible. Comprensiblemente, una madre soltera que vivía en la Isla del Príncipe Eduardo necesitaba ayuda con sus tres hijitos.

Hayley Arsenault, de 25 años, estaba encantada de ser madre de sus trillizos. Pero mantenerse al día con los niños Rylan, Finn y Hogan era demasiado para manejarlo todo por su cuenta.

Así que acudió a su comunidad local con una petición en Facebook en enero de 2018. Recibió respuestas entusiastas de tres abuelas cercanas.

Alicia Mokler, Anita Arsenault (sin relación con Hayley), y Jenny MacDougall estuvieron de acuerdo en prestar su tiempo para cuidar a los bebés.

Finn, Rylan, and Hogan 💙💙💙

Posted by Hayley Arsenault on Saturday, January 6, 2018

Sabiendo lo que implica tener solo un bebé, es mucho trabajo”, dijo Jenny a CBC. “Cuando oí que tenía tres, pude entender lo agotador que debía ser”.

Las tres voluntarias son abuelas jubiladas y hermanas. Alicia, Anita y Jenny pueden pasar tiempo juntas mientras cuidan a los pequeños.

“Charlamos, comparamos a los bebés. Nos encanta cada minuto de ello”, dijo Jenny. “No veo esto como una tarea de ninguna manera. Para mí, es un regalo venir aquí”.

Las tres hermanas viven a menos de kilómetro y medio del hogar de Hayley y están felices de hacer el viaje todos los miércoles para dar su apoyo.

Las tres hermanas casi nunca ven a Hayley mientras están en la casa. La madre agotada suele aprovechar la oportunidad para dormir.

Posted by Hayley Arsenault on Sunday, October 15, 2017

“Confían completamente en nosotras. Ni siquiera nos reciben en la puerta”, dijo Alicia a CBC. “Entramos y nos hacemos cargo. Así que ahora mismo estoy lavando la ropa, mis hermanas han hecho un poco de limpieza”.

Cuanto más tiempo pasan las abuelas con los pequeños, más apegados se vuelven. Decirles que se separen entre sí sigue siendo un reto, pero están aprendiendo a descifrar la diferencia entre ellos.

“Supe que uno de ellos era más pequeño al nacer, así que éste es Finn”, le dijo Anita a CBC. “Creo que es el más pequeño. De los otros dos, no estoy segura”.

“Creo que las orejas de Hogan son un poco diferentes”, dijo Jenny. “Así que estamos empezando a saber quiénes son y creo que éste es Hogan”.

Para hacer las cosas más fáciles para ellas, Hayley decidió pintar las uñas de los pies en el pie de Hogan para ayudar a distinguirlos.

La familia hace su parte de trabajo pesado para ayudar a Hayley con los bebés, pero la ayuda de la comunidad ha sido invaluable.

Posted by Hayley Arsenault on Wednesday, January 31, 2018

“Ya es cansado, pero sería aún más cansado. Todos han sido geniales”, le dijo Billy Arsenault, padre de Hayley, a CBC.

Billy estima que los bebés usan aproximadamente 250 pañales en una semana. Hubiera sido imposible para Hayley cambiar todos esos pañales sola.

“Estamos muy agradecidos de vivir en la comunidad de Tignish, donde todos están siempre dispuestos a ayudar a los necesitados”, dijo Hayley en un correo electrónico a The Guardian.

La ciudad ha tomado muy en serio la expresión “Se necesita un pueblo para criar a un niño”. Y mientras Hayley necesite ayuda, estas abuelas parecen dispuestas a echar una mano.

“Me encanta. Lo disfruto y siempre dije que cuando me retirara, lo único que querría hacer era mecer bebés”.

Mira en el siguiente video lo tiernos que son:

3 P.E.I. grandmothers help exhausted mom care for triplets

"It takes a village to raise a child and we're willing to help out."These grandmothers barely knew the family, but when the single mom in Tignish, P.E.I., asked for help with her triplets, the women heeded the call. Read more: www.cbc.ca/1.4531885

Posted by CBC Prince Edward Island on Wednesday, February 14, 2018

 

Si esta linda historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS